Enroque corto en Río Cuarto

Por Gabriel Marclé y Julieta Fernández

Casari, el Manes del sur cordobés

Facundo Manes y Roberto Casari

Mientras repasaba la agenda de algunos dirigentes radicales de la región, el periodista advertía una cuestión que debía consultar con su informante, gran conocedor de la “rosca” en el departamento.

Periodista: Hace unos días me contaban del intendente Roberto Casari (Vicuña Mackenna) y un supuesto acercamiento al peronismo. Se juntó con Martín Llaryora y parece que también con algunos schiarettistas del departamento.

Informante: ¿Y? ¿Cuál es la novedad?

P: Su falta de sorpresa me genera curiosidad.

I: Es que no es ninguna novedad, si Casari es el Manes del sur de Córdoba. ¿Me entiende? 

P: ¿El Manes del sur? Imagino que lo dice por esto de juntar espacios.

I: Claro. Me consta que Casari es un dirigente que busca construir alianzas en nombre de una parte de la región, alguien que quiere posicionarse como armador fuerte con Juntos por el Cambio, pero que no va a esquivarle al Panal. Es otra vuelta más a la idea esta de juntar a las fuerzas, pero queda en claro que no es lo que buscan Luis Juez o Rodrigo de Loredo. En algún momento le van a terminar picando el boleto.

P: Me interesa eso que dijo de Casari como armador regional. ¿En qué lo ha visto?

I: A veces se usan acciones de gestión para enmascarar los armados políticos. Esta semana que estuvo movida, el intendente salió a hacer un relevamiento del sistema de salud en las ciudades aledañas a Mackenna. Así se permitió recorrer otras localides y juntarse con José Beltramone en La Cautiva, pero también junto a los intendentes de Tosquita, Villa Sarmiento y Washington. Y parece que no va a parar ahí.

P: ¿Usted cree que está generándose una red?

I: Ya la tiene a la red, pero ahora la tiene que poner en funciones. Tal vez sea como le digo, que quiere ser el nexo entre radicales y schiarettistas al mejor estilo Manes. O tal vez solo quiera convertirse en protagonista para pegar algún lugar en las listas. Lo seguro es que se está moviendo… y fuerte.

 

Pateando el boulevard

El periodista atendía el llamado de su informante, quien le relataba sobre el movimiento que generó la presencia de un dirigente por la zona del Boulevard Roca.

Informante: ¿Sabe a quién me encontré timbreando por el boulevard? A Mauricio Dova. Se ve que el tribuno no cesa con esto de las recorridas por la ciudad.

Periodista: ¿Anda solo?

I: Como siempre. Es decir, lo acompaña su equipo, pero siempre está solo el tribuno. No hay otros dirigentes que se acoplen a sus actividades. Por lo menos la gente le abre la puerta y le da charla el tiempo suficiente para que pueda sacarles la foto.

P: Claramente se está posicionando entre la gente, seguramente con miras al 2024.

I: Ya ha dicho varias veces que quiere ser intendente, el tema es que lo piensa hacer como parte de un espacio político que cada vez tiene menos cabida dentro del oficialismo. Él se la busca también…

P: ¿Por qué lo dice?

I: Porque no muestra solamente que está charlando con los vecinos, sino que también usa eso como plataforma para remarcar las falencias de cada sector que visita. Justo el otro día vi que ponía que los vecinos de no recuerdo qué barrio pedían mayor seguridad. A veces destaca cosas positivas de la gestión, pero está muy ensimismado. ¿Cómo cree que se lo toman en la Municipalidad cuando ven eso?

P: Evidentemente no se escandalizan tanto como usted (risas).

I: Es cierto. Se la dejan pasar bastante, tanto que me hace pensar que lo necesitan donde está.

 

El camino largo 

La cronista se cruzó con un informante, quien le comentaba sobre la reunión de la última comisión de Género en la que se trató el proyecto de repudio a los hechos de violencia que involucrarían al concejal de Política Abierta, Pablo Carrizo. 

Informante: Hoy (por ayer) se trató lo de Carrizo en las comisiones pertinentes… 

Periodista: Eso oí. Tema que ha dado mucho de qué hablar. Más en off que otra cosa… 

I: Totalmente. Le diría que pocos temas incomodan como éste, aunque no se le dé tanta trascendencia hacia afuera. No puedo decirle mucho sobre lo que se dijo dentro de esa reunión. Solo que parece que el proyecto va a ir por el camino largo…

P: Igual, si nos atenemos al nombre del proyecto, plantea repudiar situaciones de violencia de género “perpetradas por cualquier miembro del cuerpo legislativo”. 

I: Entiendo a lo que apunta pero el proyecto de Juntos por Río Cuarto fundamenta que se presenta a partir de las denuncias por hostigamiento y amenazas de parte de Carrizo. Y ahí sabemos que algunos, por no decir casi todo el bloque oficialista, optó por ser “prescindente” y dejar que la Justicia sea la que lo resuelva. Está muy bien que haya sido girado a la comisión correspondiente pero parece que no será tan sencilla la cosa. 

P: ¿Por?

I: Entiendo que van a plantear si es aplicable o no el protocolo contra la violencia de género que rige en el ámbito municipal. Pero eso implicaría derivar esto a Recursos Humanos y desde allí derivarían el planteo a la subsecretaría de Mujeres. Recién ahí se debiera conocer si cabe la activación del protocolo o no. Digámoslo así: el proyecto tomó el camino largo y, por esta razón, cabe la posibilidad de que quede en la nada. 

 

Bressán cruzó a Nación

La periodista recibía un mensaje de un integrante de la gestión municipal, quien resaltaba la respuesta del secretario de Transporte, Marcelo Bressán, a los argumentos de funcionarios nacionales que señalaban que la Provincia firmó un pacto fiscal en 2017 en el que “uno de los artículos decía que se hacía cargo de los subsidios de transporte por mayor coparticipación nacional”. 

Integrante gestión: Por si no lo leyó, ya está circulando un posicionamiento fuerte de Bressán por el tema subsidios. Dijo que no hay un solo punto en el Pacto Fiscal donde se establezca que se traslada la responsabilidad de los subsidios del transporte a las provincias. 

Periodista: Noto que quiso remarcar bien esa postura, más allá de que ya había salido a algunos medios a plantearla… 

I G: Se nota que quiso dejar bien en claro el posicionamiento de su área. Remarcaron que lo que plantea ese pacto es un compromiso de Nación de “eliminar los subsidios diferenciales del AMBA para el transporte hacia 2021”. Todos ya sabemos que eso no ocurrió y en el interior siempre pagamos los platos rotos. 

P: Tema polémico en medio del pedido de aumento de la SAT que quiere equiparar el valor del boleto al de Córdoba Capital. Que es aún más caro… 

I G: Un tema a la vez (risas). Respecto de eso, supongo que se analizará oportunamente pero, en principio, no parece algo muy factible.