Enroque corto en Río Cuarto

Por Gabriel Marclé y Julieta Fernández

 

Ambientalista enojado

Pablo Benítez

Un activista ambientalista le envió un mensaje a la cronista en el que manifestaba cierto enojo a partir del tratamiento de la expropiación de hectáreas para ampliar el enterramiento sanitario. 

Activista ambientalista: Ya se imaginará mi opinión sobre el proyecto pero recién estaba siguiendo la sesión del Concejo y sumé un nuevo enojo para con los concejales. Creo que si Yolanda Ortiz los escuchase, se pondría muy triste. 

Periodista: ¿Por qué lo dice?

AA: Me parece que hay una deficiencia en general de muchos concejales en materia ambiental. Es cierto que un concejal no tiene por qué ser especialista en todo pero creo que tampoco hubo una buena asesoría en ese aspecto en el Legislativo. Ahora estoy acordándome de algunos discursos como el de Pablo Benítez pero hubo otros ediles que, a mi entender, también hicieron una especie de ensalada de conceptos. 

P: Yo también debería desasnarme un poco, así que lo escucho… 

AA: Vertedero, enterramiento y basural a cielo abierto fueron usados como sinónimos por muchos de los concejales. Podría explayarme más pero, en simples palabras, los vertederos controlados son depósitos que tienen una impermeabilización del suelo, canalizan líquidos lixiviados y recogen los gases que emana el propio proceso de descomposición, entre muchas otras cuestiones. Los basurales a cielo abierto simplemente son sitios donde los residuos están “tirados”, sin control de operación y casi sin medidas de protección ambiental. 

P: Entiendo que a lo de basural a cielo abierto lo utilizaron más como chicana porque hace poco visitaron el lugar y no se veía en el mejor estado. 

AA: Lo supuse pero insisto en que, por más que tengan intenciones de presentar una postura en favor del ambiente, algunos se quedan bastante cortos. Casi que tocan de oído. No digo que tengan que saber de todo pero urge una capacitación en la Ley Yolanda. 

 

De papelón en papelón

Siguiendo con atención la sesión del Concejo Deliberante en la que se produjo el acalorado debate por la situación del enterramiento sanitario, el periodista consultaba con su informante por una serie de movimientos que llamaron la atención.

Periodista: Me tuve que ir del Concejo, pero la estoy viendo online. Acabo de ver que la concejal Mónica Lanutti no está en su banca. ¿Pasó algo?

Informante: Pasaron varias cosas, je. Parece que a Lanutti la llamaron para que salga del recinto para tener una charla con sus compañeros de banca.

P: ¿Qué tipo de charla?

I: De esas que vienen acompañadas de tirones de oreja. Resulta que la concejal saltó para interrumpir a Armando Chiappe cuando estaba defendiendo el proyecto del enterramiento y andaba a los gritos, mientras el presidente del Concejo intentaba llamar a la calma. Chiappe le decía que lo dejara terminar, que le faltaba poco, pero ella no paraba. 

P: ¡A eso lo ví! No le prendían el micrófono a la concejal.

I: Porque parece que no lo pidió formalmente. Salió a gritar sin mediar pedido. al resto de sus compañeros de bloque no les pareció bien que tomara esa postura tan incendiaria, mucho menos después del papelón que pasó en estos días con el tema de la Universidad. No vi bien con quien mantuvo esa charla, pero calculo que surtió efecto porque la concejal tomó la palabra y leyó un texto bastante sencillo, bien calmada. Nada que ver con las formas que mostró antes de eso. Pero antes ya había protagonizado un momento rarísimo.

P: ¿Qué hizo?

I: Resulta que yo la vi tomar de la mano a una joven que se encontraba sentada en la parte de las “tribunas” y llevarla hacia afuera del recinto. La chica estaba llorando, cosa que me llamó la atención. Resulta que ella estaba con los vecinos que se manifestaron y Lanutti la agarró para llevarla al recinto en representación de ellos, pero la chica no quería y se puso mal. Intentó sobreactuarla un poquito más la concejal.

 

Risa de empresario

El dirigente peronista se comunicaba con el periodista con la promesa de un dato de interés para el Enroque Corto.

Dirigente: ¿Ya cerró su edición? Mire que no se puede perder lo que le traigo…

Periodista: Estoy a punto de hacerlo, pero ya captó mi interés (risas). Cuénteme lo que tiene.

D: Usted ya debe saber esto, pero hace unos días Gonzalo Parodi dio una charla para empresarios en el SUM del Howard Johnson.

P: Sí, estaba al tanto. Me dijeron del radicalismo que juntaron a varios empresarios de importancia y que fue una especie de presentación en el sector; un lanzamiento como candidato a intendente, digo.

D: Bueno, entonces se habrá enterado de lo que se dijo.

P: Muy poco. De hecho, no me llegó el informe que presentó.

D: A mí sí. Y a que no sabe quién lo anduvo compartiendo.

P: No sé, pero seguro usted me dirá.

D: Parece que uno de los empresarios que estuvo ahí lo compartió con amigos nuestros y rápidamente se viralizó. Lo que me contaron es que este empresario, como otros, no recibieron la propuesta de Parodi con seriedad.

P: ¿Por qué?

D: Parece que era un informe muy escueto, predecible y falto de novedades. Un diagnóstico superficial. Encima, parece que el informe tenía una redacción bastante pobre y hasta errores de ortografía. No sé si será así, pero no está bueno que se te ría la gente en la que estas invirtiendo. Para muchas carreras políticas, no hay mal mayor que la risa de un empresario.

 

Los únicos contentos

El asesor político llegaba a la cronista luego de la última sesión en el Concejo Deliberante y le comentaba sobre el proyecto que aprobó que 31 empleados del EMOS (bajo contrato de locación o cooperativas) pasen a ser contratados del ente. 

Asesor político: ¡Qué día que tuvimos! 

Periodista: Se veía venir una jornada intensa con lo del enterramiento sanitario… 

A P: Fue el tema que captó toda la atención y hay concejales que no la sacaron barata para nada después de la sesión. Los vecinos no ocultaron su enojo con algunos miembros del oficialismo. 

P: Algo me comentaron… 

A P: De todos modos, hubo un grupo de personas que estaban felices. Quizás fueron los únicos contentos en la jornada. Hoy (por ayer) también se aprobó el pase de 31 trabajadores a la modalidad de contratos. Personas que estaban en cooperativas o a través de contratos de locación y ahora ven al menos una leve mejoría en su situación laboral. Hubo cánticos de festejo y aplausos para el secretario general del Sindicato de Obras Sanitarias (Ricardo Tosto). 

P:Algo contrastante con lo que se había visto unos minutos antes con los vecinos de la zona del enterramiento… 

A P: La verdad que sí. Pero bueno, podría decirse que la resolución aprobada le viene bien a Tosto que renovó su cargo hace poquito.