Guiño a intendentes: un HpC sin reelección asume como vice de Cultura

Gastón Re, de Oncativo, deja la gestión municipal y asume como segundo de Raul Sansica, nuevo titular de la Agencia Cultura. Nora Bedano renunció por redes sociales en medio de versiones de “intervención” del organismo que encabezaba.

Por Bettina Marengo

La salida anunciada de la villamariense Nora Bedano como titular de la Agencia Córdoba Cultura le permitió al gobernador Juan Schiaretti encumbrar a un intendente, Gastón Re, de Oncativo,  como segundo del organismo que pasará a depender del Ministerio de Coordinación.

Fue uno de los datos políticos de la jornada porque es un guiño a los intendentes del oficialismo provincial, y una reubicación para uno de los que no tienen posibilidad de re-reelección el año que viene, al menos con la reforma electoral vigente. El antecedente inmediato es el caso de Angel Bevilaqua, de Noetinger, otro peronista sin posibilidad de repetir mandato.

A pocas horas de que Bedano anunciara en redes sociales que dejaba su cargo, luego de semanas de cuestionamientos internos y externos, y cuando ya no le atendían el teléfono en el Panal, el Gobierno confirmaba que la reemplazará Raúl Sansica, actual titular del Teatro Real, y que junto al él, asumirá como vicepresidente primero el mencionado Re, de Hacemos por Córdoba.

La designación de Sansica no sorprendió porque es un hombre de la Agencia y pertenece al mundo de la cultura cordobesa. Se hablaba hace rato de su ascenso. Al principio se mencionó un interinato, pero luego el gobernador Juan Schiaretti y la ministra de Coordinación, Silvina Rivero, recibieron al funcionario y lo confirmaron como titular.

En medio del juicio por la muerte del adolescente Blas Correas por un balazo policial con arma reglamentaria y en un procedimiento oficial, y con la imputación del ahora exministro de Salud, Diego Cardozo, en la causa que investiga las muertes de los bebés en el Neonatal, el mandatario saltó por arriba y cerró con rapidez el capítulo Bedano, al menos en lo relativo a su lugar en el Gobierno. En cualquier caso, el schiarettismo transita aguas poco frecuentadas en sus tres gestiones no consecutivas, como son las salidas escandalosas de sus funcionarios.

La llegada de Re en reemplazo del vice saliente, Jorge Alvarez, es considerada en Hacemos por Córdoba como un gesto a los intendentes y a las nuevas generaciones schiarettistas, en un momento donde el llaryorismo puja por el ascenso y los referentes del Frente de Todos, como el villamariense Martín Gill, abroquelan intendentes en algunos departamentos.

Re es cercano al histórico caudillo del departamento Río Segundo, Francisco Fortuna, hoy jefe del bloque del oficialismo en la Legislatura, pero tiene perfil propio. En el oficialismo hicieron especial hincapié en su capacidad de gestión y su proyección, a contramano de versiones que indican que su pase al Ejecutivo provincial fue también un salvataje frente a las malas encuestas locales del peronismo. Re es intendente de Oncativo desde hace diez años y  reemplazó a Osvaldo Votero en 2013. Territorialmente, pertenece al corazón agroexportador de Córdoba, lo que no es un dato menor para que el gobernador lo haya elegido para la Agencia, donde no es la primera vez que está representado el interior. De hecho Bedano es del departamento San Martín, y antes estuvo el riocuartense Fernando Sassatelli.

Según anunció en su carta de renuncia, Bedano asumirá la banca legislativa que ganó en las elecciones provinciales del 2019 dentro de la lista sábana de Hacemos por Córdoba, aunque luego pidió licencia para continuar en la Agencia, donde está desde hace cinco años. Desplazará a Lorena Salim, quien asumió a fines del año pasado en reemplazo de María Laura Labat, dirigente oriunda de Hernando, que a su vez pidió licencia para asumir el cargo de subsecretaria de Transporte del Ministerio de Transporte de la Nación, que depende del massista Alexis Guerrera.

La salida de la funcionaria, ex esposa del ministro de Industria Eduardo Accastello y cercana a Martín Gill, todos de Villa María, estuvo precedida por la versión de una intervención de hecho a la Agencia Cultura por parte del Tribunal de Cuentas de la Provincia, en en el marco de un escándalo por contratos muy onerosos y otros gastos. Fuentes internas del organismo que hablaron con Alfil mencionaron que se retiraron “cajas con papeles” de las oficinas que ahora funcionan en la vieja Legislatura provincial. El tema tomó estado público y estatus de escándalo cuando se dieron de baja los 500 contratos de distintas áreas técnicas, artísticas y administrativas de la Agencia, que luego fueron renovados por dos meses.

Ayer ya hubo reacciones de la oposición. El radical Marcelo Cossar reclamó que la renunciante “rinda cuentas” de los gastos mencionados. La situación, sostuvo el legislador opositor, “deja expuesta una vez más la falta de transparencia de este gobierno, los escándalos, los gastos injustificados e investigaciones internas que lo rodean. Exigimos de una buena vez por todas, que rindan cuentas”, escribió en su cuenta de Twitter.  Más tarde, el bloque radical adelantó que impedirá la asunción de Bedano en su banca y pidió convocar a la Comisión de Poderes a los efectos de que en 60 días analice su incorporación.