Impuestos: la semana que viene se prorrogarán cargas que son 32% de la recaudación

Son ganancias, bienes personales, gravamen al Cheque y monotributo impositivo. Son coparticipados con las provincias. Córdoba no firmó el dictamen de mayoría porque reclama por giros adeudados a las Cajas de Jubilaciones no transferidas, los que tienen demoras y no fueron actualizados.

A fin de año termina la vigencia del impuesto a las ganancias, del de bienes personales, del gravamen al Cheque y del monotributo impositivo, entre otros, por lo que su prórroga se analiza en el Congreso. El Frente de Todos, junto a bloques provinciales, consiguió hace una semana dictamen de mayoría en la Comisión de Presupuesto de la Cámara de Diputados para prorrogar por cinco años la vigencia. Esta semana no hay sesión por lo que no se tratará en el recinto.

El dictamen salió con el apoyo del diputado del Frente de la Concordia de Misiones; reunió 25 firmas sobre las de los 44 miembros que participaron. Juntos por el Cambio anunció la presentación de un despacho de minoría en el que avalarán la prórroga de impuestos pero con modificaciones.

El diputado de Córdoba Federal Ignacio García Aresca no firmó despacho ya que la Provincia reclama mecanismos de actualización de los importes adeudados a todas las provincias que no han transferido la Caja de Jubilaciones a la Nación y que hoy, con atrasos de a veces un año, se les paga sin actualización, indicaron fuentes de esa bancada.

 El año pasado la recaudación de Ganancias concentró el 21,3% ($2.346.646 millones) de los ingresos tributarios nacionales, la del impuesto a los créditos y débitos bancarios el 6,8% ($750.413 millones), la de bienes personales el 2,5% ($278.770 millones) y la de monotributo impositivo el 0,3% ($31.500 millones). Ese decir, representaron el 31% de los ingresos impositivos.

Un análisis del Iaraf da cuenta de que, por la distribución a las provincias, 14,1 puntos porcentuales fueron para las jurisdicciones y 9,9 al Tesoro Nacional y otros y 6,9 a la Anse, básicamente como consecuencia de su participación en el impuesto al cheque y monotributo.

Para dimensionar la importancia de estos tributos para el gobierno nacional hay que considerar lo que va al tesoro nacional y otros organismos y Anses, es decir $1.852.510 millones. Ello equivale al 17,6% del gasto del Sector Público Nacional no Financiero, de los cuales 9,2% provienen del impuesto a las ganancias, 7,1% por el impuesto al cheque, 1,1% por bienes personales y 0,2% por el monotributo impositivo.

La recaudación que percibió nación en el 2021 en concepto de estos tributos fue equivalente al 54,9% de las erogaciones en jubilaciones, al 171,8% del gasto en personal, al 407% de la Inversión Real Directa para ese mismo año, entre otros.

Para las arcas públicas provinciales el aporte fue de $1.554.818 millones, $1.378.448 millones en concepto de ganancias, $167.100 millones por bienes personales y $9.270 millones por la recaudación del monotributo impositivo. Sin contar los Aportes del Tesoro Nacional a las Provincias (ATN), el total de recursos que percibieron fue de $1.529.234 millones, que representa el 20,3% del gasto total efectuado por el consolidado en el 2021, o al 22,6% del gasto en personal o al 89,3% de las transferencias corrientes, etc.

Mientras en CABA representa tan solo el 4,7% del gasto total ejecutado en 2021 o el 10,5% del gasto en personal para ese mismo año, en Santiago del Estero representó el 36,3% de sus gastos totales y el 110,7% del gasto en personal de 2021. Para Córdoba es 63% del gasto en personal o 22,5% del total de erogaciones.

El Iaraf indica que, de los números, surge claramente la gran importancia que tienen estos cuatro tributos en el financiamiento del gasto público argentino. En efecto, se concluyó que la recaudación total de ganancias, cheque, bienes personales y monotributo financian el 18% del gasto público nacional y el 20% del gasto público provincial.

Otros de los impuestos que el Gobierno quiere extender son las asignaciones específicas en el IVA, como el impuesto a los pasajes al exterior previstos en la ley 25.997 con el cual se sostiene el Fondo Nacional del Turismo.

La subsecretaria de Ingresos Públicos del Ministerio de Economía, Claudia Ballestrini, advirtió que si no se prorrogan los seis impuestos que vencen el 31 de diciembre del 2022 «se perderá el 32 por ciento de recaudación total, y las provincias perderán 13%. El objetivo de este proyecto tiene que ver con el financiamiento de políticas públicas y por eso es necesario mantener la integridad de esos recursos tributarios».