Primera reunión entre Llamosas y el nuevo STM (vienen paritarias)

Se hizo esperar, pero el Sindicato de Municipales finalmente tuvo su presentación frente al Ejecutivo de Llamosas. Jorgelina Fernández, flamante secretaria general, fue recibida con su equipo en el despacho del intendente y trazó una línea respecto al tipo de relación que mantendrán con la patronal. “No es tiempo de dirigentes mansos”, lanzaron desde la CD que borró a Walter Carranza y se prepara para negociar sueldos.

Por Gabriel Marclé

Primer cara a cara entre Juan Manuel Llamosas y la nueva titular del Sindicato de Municipales, Jorgelina Fernández. Más allá de la presentación formal, se anticipó que la nueva negociación salarial comenzaría la semana que viene.

Ayer por la mañana se concretó un encuentro que estaba pendiente desde el 23 de junio, fecha en la que se confirmó la victoria de la lista liderada por Jorgelina Fernández en las elecciones del Sindicato de Trabajadores Municipales. Juan Manuel Llamosas recibió en el despacho de intendencia a la nueva comisión directivo, generando así el primer cara a cara entre la patronal y el sindicato después de la epopeya electoral con la que destronaron a Walter Carranza, quien estuvo dos décadas al frente del STM.

De acuerdo a lo que transmitieron algunos testigos, se trató de una presentación formal, de dialogo cordial, ameno y proactivo, centrado en equiparar agendas y mostrar el mismo nivel de compromiso con las temáticas que involucran a los municipales. Ni bien finalizó la reunión, desde la Municipalidad informaron que Llamosas les expresó a los sindicalistas “su deseo de poder trabajar juntos en favor de los y las trabajadoras municipales”. 

Pese a esta escueta descripción oficial, desde la nueva CD del STM señalaron que la reunión sirvió para transmitirle un mensaje claro a la mesa del Ejecutivo: “No somos Carranza”. La diferenciación se marcó mientras los sindicalistas esperan iniciar con una paritaria clave, por lo que, más allá de las formalidades, la dirigencia se centró en repasar la actualidad del sector y exponer la preocupación que genera el presente económico para el bolsillo de los trabajadores.

“Le dimos un panorama de la situación financiera con la que nos encontramos”, le relataron a Alfil desde el sindicato sobre uno de los puntos destacados del primer intercambio con la patronal, en donde dieron su perspectiva sobre la actualidad económica, edilicia y administrativa de la vida municipal. “Es una situación muy compleja que esperamos poder trabajar de la mejor manera con el Gobierno”, señalaron.

En todo momento, la nueva CD del sindicato dejó en claro que la relación que esperan mantener con el Ejecutivo es de cercanía y trabajo “codo a codo”, aunque advirtiendo que si se hace oídos sordos a las solicitudes -que son varias- no responderán de la forma que lo hubiera hecho Walter Carranza, quien durante los seis años de llamosismo mantuvo un vínculo estrecho con el intendente, casi como uno más del gabinete.

“No es tiempo de pasividad ni de dirigentes mansos”, le comentaba a Alfil un integrante de la CD que está conformada -en su mayoría- por integrantes de la agrupación de Municipales Autoconvocados, aquella que supo ser una piedra en el zapato del Ejecutivo llamosista en tiempos de debates salarial y un espacio opositor rabioso a la gestión Carranza.

Paritaria

Si bien lo de ayer fue más una presentación que el inicio de acciones concretas, el dialogo en torno a la situación económica de los trabajadores municipales dejó en claro que las negociaciones paritarias ya iniciaron, aunque en una etapa primigenia. Ayer, Llamosas estuvo acompañado por el jefe de Gabinete, Julián Oberti; y el secretario de Economía, Pablo Antonetti; quienes serán los encargados de sacar las cuentas para equilibrar una propuesta que apunte al beneficio del bolsillo de los trabajadores y no perjudique las cuentas. 

Aunque el posicionamiento del Mójica no quedó explicitado en el encuentro con los sindicalistas, es una visión que sobrevuela en la previa de una primera negociación que estaría programada para el transcurso de la semana próxima. Los neófitos dirigentes del STM se encuentran tanto preocupados como ocupados por lo que pueda presentarse en esa mesa de paritarias, razón por la cual se vienen reuniendo en comisiones con jubilados y representantes de la mutual, sectores que no quieren quedar fuera de la discusión.

Por lo pronto, el STM sostiene que no se moverá de su expectativa inicial. “La idea es que los sueldos más bajos lleguen a cumplir con el costo de la canasta básica”, adelantan desde el sindicato, aunque reconocen que en tiempos de una inflación crítica se podrían requerir revisiones que resguarden cualquier turbulencia de aquí hasta fin de año.

En la Municipalidad están atentos a lo que ocurrirá, por ejemplo, con los estatales de la Provincia de Córdoba. La iniciada negociación paritaria habría llegado a una suba que rondaría el 35% hasta enero del año próximo. Asimismo, el Ejecutivo se encuentra cerrando los últimos detalles del proyecto de ampliación presupuestaria que presentarán ante el Concejo Deliberante y que considerará -entre otras cuestiones- la suba salarial en cuestión. Todo indica que el tratamiento de esa medida en el Legislativo se dará al mismo tiempo transcurra la negociación con el STM.