“Intendentes re re” tocan el timbre de De Loredo

Ariel Grich y Daniel Salibi le pedirán una reunión al diputado/candidato para advertirle sobre la distancia que se iría generando entre los intendentes y el partido

Por Alejandro Moreno 

La reunión entre los intendentes radicales -que defienden una reforma electoral, o “una interpretación” de la ley 10406 para que los que tengan dos mandatos consecutivos, o más, puedan acceder a otro en el 2023- y los legisladores tuvo picos de alta tensión y no desembocó en ningún acuerdo. Cada grupo se fue de la Casa Radical con la misma idea con la que llegó, pero algo más enojado.  

Al concluir el encuentro, el presidente del Ente, Ariel Grich (Monte de los Gauchos), y el del disidente Mucora (Municipios y Comunas Radicales), Daniel Salibi, tomaron un café en el bar que está enfrente de la Casa Radical -y que es casi una sede blue del partido- para despejar la mufa y planear los próximos pasos. A lo primero no parecen haberlo logrado, pero para lo demás acordaron llamar a Rodrigo de Loredo para pedirle una reunión. De Loredo es para ellos el principal referente que hoy tiene la UCR y, aunque la indefinición es la estrategia del diputado, figura en la pizarra radical como el candidato a gobernador que el partido ofrecerá a Juntos por el Cambio. 

Grich y Salibi quieren decirle que para aprovechar las chances que tiene la UCR de vencer al peronismo el año que viene, es fundamental que todo el partido esté unido. Y la unidad, seguirán, requiere de la felicidad de los intendentes, muchos de los cuales están imposibilitados de ir por una nueva reelección por lo que establece la ley aprobada en 2016. Si es necesario endurecer la conversación, podrían argumentar que sin los intendentes no se gana, lo cual agitaría fantasmas que es difícil imaginar que, por prudencia, puedan convocar con más elocuencia. Pero los anteriores candidatos a gobernador que ha tenido la UCR desde 2003, los capitalinos Oscar Aguad, Mario Negri, y Ramón Mestre bien pueden recordar cómo muchos intendentes despegaban la fecha de las elecciones locales de las provinciales o, sin ponerse colorados, jugaban con el peronismo o con el juecismo (algunos de ellos, ahora, son los principales abanderados del amor a la lista 3). 

La relación de los “intendentes re re” con De Loredo ya atravesó momentos difíciles cuando el diputado dijera en una entrevista que aquellos se ven obligados a mendigar al Panal para administrar sus ciudades. Los “re re” sacaron una carta con términos muy duros hacia De Loredo, para responderle. 

La reunión fue en la Casa Radical para que sea un terreno neutral entre la sede del Ente y la oficina del bloque, y la presidió el titular del Comité Central, Marcos Carasso, flanqueado por los vices Liliana Ruetsch y Martín Lucas. 

Los intendentes -entre otros, Grich, Salibi, Luis Azar (Tanti) y Pablo Alcalino (Arroyo Cabral)- plantearon sus habituales fundamentos. Afirmaron que son el baluarte territorial de la UCR y que se mantienen ganadores, cuando el radicalismo pone los candidatos a gobernador que siempre pierden. Aplaudían las intervenciones de los suyos unos treinta intendentes, porque tampoco todos de los más de ciento veinte que tiene la UCR en la provincia están detrás de este plan re reeleccionista. 

Los legisladores (Juan Jure, Dante Rossi y Marcelo Cossar) explicaron que su rechazo a la re reelección ha sido respaldado por la gran mayoría del Comité Central, y que el proyecto es una iniciativa del peronismo que busca dividir a la oposición. No hay que ser funcionales, remarcaron. 

El termómetro marcó que las exposiciones más calientes fueron las de Alcalino, Cossar y del secretario del Comité, Miguel Nicolás. También mostraron energía Myrian Prunotto (Estación Juárez Celman) y Carlos Briner (Bell Ville). Por momentos, algunos temieron que el debate abandonara la herramienta exclusivamente verbal, aunque no se llegó a tanto. 

En desacuerdo las partes, los intendentes propusieron formar una comisión para seguir discutiendo el asunto. Jure ratificó la vocación dialoguista de la bancada, pero se negó a la idea de la comisión, esquivando así que el título de las noticias sea que el tema está abierto y que es posible, entonces, que los legisladores puedan cambiar de opinión. Los nueve del bloque Juntos UCR se mantienen opositores al plan del peronismo y solo apoya a los “intendentes re re” Orlando Arduh, presidente de la bancada Juntos por el Cambio (el radical y cuatro macristas), quien ayer también fue a manifestar su posición. 

El viernes, probablemente, los “re re” realizarán un nuevo cónclave para discutir cómo sigue su tarea.