Milei levantó en Córdoba el aplazo bonaerense

El líder de La Libertad Avanza eligió un auditorio más modesto que el club Porvenir de Lanús, pero se fue con buenas sensaciones de Córdoba. Respaldó a los propios en la interna que desató Maslatón, evitó los tópicos que provocaron la caída de su imagen y buscó equilibrio entre sus partidarios cordobeses.

Por Felipe Osman

Javier Milei volvió a Córdoba con la intención de sacudirse el polvo tras su última avanzada en tierras bonaerenses, y lo consiguió. Eligió, eso sí, moderar sus pretensiones, inclinándose por un auditorio recoleto, pero mucho más reducido que el club Porvenir, de Lanús, donde debió hablar ante una audiencia que estuvo lejos de colmar el recinto dos semanas atrás.
Eso no sucedió en Studio Theater el sábado pasado, donde un millar de personas llenaron en local para escuchar a un Milei eufórico, como siempre, en las formas, pero mucho más cauto en el contenido.
El economista libertario prefirió sacar del temario los puntos más controversiales de su discurso, como la libre portación de armas y la posibilidad de permitir el comercio de órganos, que hicieron caer fuertemente su imagen durante las últimas semanas.
Además, subió al escenario a Carlos Kikuchi y Karina Milei, a los que agradeció su trabajo, ratificando una vez más su respaldo a los suyos frente a las críticas de Carlos Maslatón, que la semana pasada lo desafió a ir a una interna. Milei ya había respondido al financista avisándole que no podría ir a una interna “con alguien que no es parte de La Libertad Avanza”, pero en su paso por Córdoba volvió a dejar en claro su juego.
También le apuntó al electorado anti-aborto, festejando el fallo de la Corte Suprema de Justicia de Estados Unidos que dio vuelta su criterio respecto de la constitucionalidad de la interrupción del embarazo, abriendo la posibilidad de que los diferentes Estados empiecen a modificar sus propias legislaciones buscando prohibirlo.
En resto de sus palabras estuvieron dirigidas, casi exclusivamente, a hablar de economía, aguas en las que mejor se maneja el diputado.
Desde su atril, presentó los lineamientos generales de su “Plan Motosierra”, reiterando propuestas como la de entregar Aerolíneas Argentinas a sus trabajadores, para que el Estado Nacional no deba encargarse de financiar su déficit, privatizar las empresas públicas y generar planes de retiro voluntario para los trabajadores del sector público que quieran pasar al privado.
Ratificó su posición de no avanzar en contra de los planes sociales, en cuyos beneficiaros dice ver a las “víctimas del sistema”, reiteró la necesidad de bajar el gasto público para poder disminuir la presión tributaria.
Sobre el final del acto, Milei dio un agradecimiento especial a la economista cordobesa Diana Mondino y a su hijo Francisco Pendas, que se sumó al armado de La Libertad Avanza en Córdoba desde el Partido Demócrata.
El diputado también agradeció a los tres partidos que apuntalan a su espacio en la provincia, el mencionado Partido Demócrata, que lidera Rodolfo Eiben, el Partido Libertario y el MID, buscando equilibrar el escenario cordobés para conjurar tensiones internas, como las que el espacio atraviesa a nivel nacional.
El acto de Studio Theater fue, en efecto, la primera muestra de esa paz, ya que, en su organización, que estuvo a cargo de La Libertad Avanza nacional, también estuvieron implicados estos tres partidos.