Mesa nacional de JpC programó vuelta a tierra fértil del Imperio

Río Cuarto es uno de los cuatro puntos del país elegidos por la alianza opositora para continuar armando su plataforma política de cara al 2023 con debates sobre temáticas puntuales. En Río Cuarto, el foco estará en el sector productivo, aunque no descartan adherirse a la discusión de la inseguridad. Camino a los días de definición, JpC reconoce a la capital alterna por haber sido su vía de ingreso a Córdoba previo a 2015.

Por Gabriel Marclé

El plantel completo de la Mesa Nacional de Juntos por el Cambio programó su visita a la ciudad para el próximo 10 de junio. Se estima que la sesión se realizará en la sede de la Sociedad Rural.

A fines de la semana pasada, la Mesa Nacional de Juntos por el Cambio confirmó la agenda que seguirá en su gira de construcción territorial en diferentes puntos del país. En total fueron cuatro los encuentros programados y una de las sedes elegidas para ello será, nada más y nada menos, Río Cuarto. La capital alterna cordobesa inaugurará la serie de sesiones que continuará en Paraná (Entre Ríos), Ciudad de Buenos Aires y Neuquén, ciudades en las que se tratarán ejes puntuales para continuar armando la plataforma con la que buscarán competir en 2023.

El 10 de junio es la fecha elegida para que la segunda ciudad más populosa del territorio cordobés reciba a los dirigentes del PRO, la UCR, la Coalición Cívica y Encuentro Republicano Federal. El eje que seguirán en la ciudad tiene que ver con lo productivo, siendo que se trata de una zona de alta influencia para el sector agropecuario. De hecho, los primeros anticipos del encuentro sugieren que este se podría realizar en la sede de la Sociedad Rural de Río Cuarto.

“Al capital productivo que tiene el interior de Córdoba no lo tiene otra región. Creemos que el campo es el sector más importante para empezar a construir el futuro de nuestro país y salir de esta trampa en la que nos metió el kirchnerismo”, comentaba un allegado a la Mesa de JpC, adelantando uno de los motivos por el cual Río Cuarto se suma a la gira, justo cuando la agenda de políticas agropecuaria se encuentra en uno de sus puntos más candentes.

Con esta acción, los dirigentes de la coalición opositora también se meten en el carril que el oficialismo provincial recorre hace tiempo, en busca de seducir al campo y sumarlo como aliado en la carrera hacia el 2023. Los dirigentes schiarettistas de la zona aguardan la incursión cambiemista con cuidado: se realizará en uno de sus bastiones, lugar en el que semanas atrás Juan Schiaretti pronunció uno de sus discursos más demostrativos en cuanto al afecto de su espacio con el campo, tras una masiva convocatoria de productores en la SRRC.

Siendo dominador del territorio, Hacemos por Córdoba puede entender el arribo de JpC como un acercamiento entre discursos similares -críticos con el Gobierno Nacional por las retenciones- para trabajar una línea conjunta con un Juan Schiaretti proyectado; o también como una forma de pugnar por el apoyo de los productores para arrebatarle la provincia al peronismo en las urnas del año próximo.

Claro que otro de los puntos que JpC puede tocar en Río Cuarto tiene que ver con la inseguridad, especialmente luego de lo ocurrido con la audiencia ciudadana realizada por su versión local. Después de todo, Río Cuarto fue el lugar donde Patricia Bullrich lanzó una célebre frase de notoria actualidad. “El quiera andar armado, que ande armado”, expresó la por entonces ministra de Seguridad durante la última visita de Mauricio Macri a la ciudad. Tal vez, la reedición de esta frase podría servir para igualarse (y acercarse) a Javier Milei y sus últimas declaraciones en torno al debate por la seguridad (“Estoy a favor de la libre portación de armas”).

Tierra fértil

¿Por qué en Río Cuarto y no en Córdoba Capital? Primero, porque la capital provincial ha tenido y seguirá teniendo acercamientos de los referentes principales de la mesa. Segundo, por el valor de la región en el eje productivo, tal como se dijo antes. Tercero (y más importante), porque la capital alterna tiene un peso específico en la historia de la alianza y su conformación.
Antes del 2015, Río Cuarto le abrió las puertas de la provincia a Mauricio Macri para que construyera una base electoral que hasta hoy se mantiene en el territorio. Uno de los precursores de esa acción fue el por entonces intendente Juan Jure, quien pudo gozar muy poco del afecto presidencial ya que ahí nomás se produjo el inicio de la era peronista con la intendencia de Juan Manuel Llamosas.

Más allá de los contratiempos políticos, varios dirigentes locales de la alianza opositora aseguran que Río Cuarto tuvo un rol clave en el nacimiento de JpC y su crecimiento en Córdoba, logrando una adhesión electoral que se sostuvo incluso cuando Mauricio Macri perdió las presidenciales de 2019 y se ratificó con las últimas legislativas, cuando cosecharon el 49% de los votos.

“Recibir este encuentro en la ciudad es un honor, pero también lo vemos como reconocimiento al trabajo que venimos haciendo desde hace años y que ratificaremos de aquí al 2023”, indicó un referente local del espacio que todavía se encuentra ajustando los detalles de la fecha.