UNRC: Dinámica se consolidó y Franja creció en adhesión

Dinámica retuvo la conducción de la Federación Universitaria y cuatro centros de estudiantes, así como sus cinco representantes en el Superior. Franja mantuvo la presidencia del CECH y su representación en el órgano de co-gobierno universitario (1 consejero). El factor político partidario a la hora de votar.

Por Julieta Fernández

Foto: Radio Universidad

Las últimas elecciones estudiantiles en la Universidad Nacional de Río Cuarto dejaron como saldo un panorama político casi igual al existente pero evidenciaron un crecimiento en el caudal de votos de Franja Morada. Con una jornada de tres días de votación, participaron 3751 estudiantes en la elección de consejeros directivos y del Superior. También hubo elecciones gremiales para centros de estudiantes y Federación Universitaria. Esta última fue retenida por Dinámica y su nuevo presidente será Nicolás Muratore.

En cuanto a la elección de consejeros, los naranjas ganaron en cuatro de las cinco facultades y obtuvieron el consejero superior de distrito único “por obtener la mayor cantidad de votos en el total de las cinco facultades”, informó Radio Universidad y agregó que, de esta manera, la representación política del espacio en el Superior sigue siendo la misma desde el 2019. En total, Dinámica sumó 2056 votos en la casa de altos estudios. En tanto, Franja Morada obtuvo un total de 1112 votos en todas las facultades y Acción Independiente, 444 votos. Cabe recordar que a las y los estudiantes efectivos les corresponde votar de manera obligatoria a sus representantes en el órgano de co-gobierno (no así en las elecciones gremiales de centros de estudiantes y FURC).

Los morados mostraron un crecimiento en facultades como Ciencias Económicas. Allí, la Franja volvió a tener representación en el Consejo Directivo luego de 13 años. En tanto en Ciencias Humanas, renovaron la presidencia del CECH con el 56% de los votos y sumaron tres consejeras directivas y un consejero superior (mantuvieron la representación que ya tenían en dicho órgano). La nueva presidenta del centro de estudiantes de la facultad más “numerosa” será Carla Smaldone.

ATP (espacio que se desprende el ex Espacio Independiente) sigue al frente del Centro de Estudiantes de Medicina Veterinaria y su presidenta será Daiana Fontemachi. Según pudo saber Alfil, la diferencia entre ATP y Dinámica en el CEMVET fue muy reñida pero finalmente a favor de la agrupación que ya conducía los destinos de dicho centro. En la Facultad de Humanas, la SAL (también derivada del Ex Espacio Independiente) retuvo su lugar en el Consejo Directivo de dicha unidad académica.

El factor político partidario

Aunque el dato particular de las tres jornadas es que Franja creció en caudal de votos (especialmente en Económicas), la predominancia de Dinámica en el grueso de las facultades es algo a tener en cuenta para analizar el voto del estudiantado en las últimas dos elecciones (particularmente en las gremiales). La agrupación naranja se caracterizó por mostrar un perfil “apartidario”, que asegura no comulgar con ningún partido político. En las elecciones del 2018 (post toma universitaria durante el gobierno de Mauricio Macri), la agrupación dio un “batacazo” en la UNRC, desplazando al Espacio Independiente de la presidencia de la Federación Universitaria y de la conducción de algunos centros de estudiantes. También aseguraron ser “neutrales” en las últimas elecciones a rectorado y no apoyaron públicamente a ninguno de los tres candidatos.

Un crecimiento de Franja Morada (o de cualquier agrupación mínimamente vinculada a un espacio político) podría leerse como un regreso del voto motivado por cierto factor ideológico (independientemente de la valoración que se haga del desempeño de la agrupación al frente del CECH en los últimos años). No es menor resaltar que dirigentes radicales como Gonzalo Parodi, Carlos Ordóñez y Lucas Castro formaron parte de los festejos del espacio en el que se iniciaron como militantes. Esto no quiere decir que en Dinámica no haya adeptos a uno u otro partido político. De hecho, es sabido que algunos de sus referentes habrían mantenido una militancia partidaria ‘separada’ de su activismo estudiantil.

No se puede reducir la lectura a los resultados de la última contienda estudiantil (puesto que la Universidad está conformada por otros tres claustros). Sin embargo, el hecho de que se replique el panorama del 2018 podría dar pie a algunas conclusiones respecto de la orientación del voto del estudiantado (sin dejar de lado que la participación fue bastante acotada a partir del reciente regreso a la presencialidad plena). “La agrupación que ganó en la mayoría de las facultades y en FURC no tuvo el repudio más enérgico para con las expresiones de Ana Cárpena (la docente señalada por sus dichos negacionistas respecto de la última dictadura militar) y eso podría ser una muestra de un grueso del claustro estudiantil que opta por agrupaciones por fuera de la identificación político-partidaria”, analizó un integrante de la comunidad universitaria luego de la última elección.