Daspu: Superior define sus consejeros el 14/12

Los miembros del Consejo Superior deberán decidir quiénes serán el docente y el no docente que se integrarán al Consejo Directivo de la obra social en su representación.

En la que será la última sesión del año del Consejo Superior, sus integrantes deberán abocarse (entre otros temas) a seleccionar dos miembros del Consejo Directivo de la obra social Daspu. Estos dos integrantes completarán la renovación del cuerpo que se inició con la elección del pasado 9 de noviembre.

La obra social está dirigida por un Consejo Directivo compuesto de nueve miembros, de los cuales siete son elegidos por los propios afiliados y otros dos por el Consejo Superior, en representación de la institución.

Los siete miembros elegidos por el voto directo de los afiliados corresponden, a su vez, a tres grupos: tres de ellos son elegidos por los docentes activos, otros tres por los no docentes activos, y uno es elegido por los jubilados docentes y no docentes.

En la última elección, el voto docente se inclinó a favor de la lista presentada por la conducción de Adiuc, que obtuvo dos bancas, quedando una banca para el oficialismo rectoral. Las urnas no docentes asignaron dos bancas a la lista identificada con el MUN y una a la agrupación Sanmartiniana. En el caso de los jubilados, el escaño estará alineado con la conducción de Adiuc.

Las dos bancas que elegirá el Consejo Superior deberán corresponder a un docente y un nodocente, y se proyecta que ambos tengan un vínculo estrecho con el oficialismo de la UNC. El espacio que encabeza el rector Hugo Juri ha salido muy fortalecido de los comicios de octubre y podría acordar ambas bancas.

La composición definitiva que adopte el Consejo Directivo de Daspu tendrá un impacto directo en la elección del próximo presidente de la institución, que sería elegido por el cuerpo en el segundo semestre del 2022.

Conadu reclama: salario por encima de la inflación

El plenario de secretarios generales de la Conadu, federación de gremios docentes de orientación kirchnerista, se reunió la semana pasada para discutir y acordar una posición de cara a la revisión salarial que el Gobierno y los sindicatos acordaron para el mes de diciembre.

Desde Conadu rememoran el compromiso asumido por el Ejecutivo nacional de “no perder frente a la inflación”, y pretenden hacerlo cumplir al pie de la letra en esta etapa de discusión salarial.

De acuerdo a sus cálculos, la diferencia actualmente se ubica en unos 10 puntos porcentuales por debajo de la inflación. Por ello, aunque el acuerdo salarial vigente aún tiene varias cuotas a efectivizarse en los meses venideros, sería insuficiente para garantizar que los salarios no pierdan poder adquisitivo a raíz de la evolución del proceso inflacionario.

Cabe recordar que, de acuerdo al Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec), tan solo en octubre el Índice de Precios al Consumidor tuvo un incremento del 3,5 por ciento. En lo que va de 2021, la variación porcentual acumulada es del 41,8 por ciento y la variación interanual se ubica en el 52,1 por ciento. El próximo miércoles 14 se conocerán las cifras de noviembre, las cuales reflejarían guarismos similares a aquellos de los últimos meses.

Desde Conadu, también se planteó la necesidad de “dejar atrás el pago diferido de los aumentos correspondientes al año en curso”, es decir, intentar adelantar los incrementos planificados para enero y febrero, de manera que impacten en el bolsillo de los docentes con el sueldo de diciembre.

Tridente rectoral

Durante la jornada del miércoles 1 se vivió en la Casa de Trejo un raid de múltiples actos de asunción de decanos y vicedecanos. Fueron numerosos los funcionarios universitarios que le dieron a sus trajes más formales un uso de “dedicación exclusiva”, yendo de un evento al otro, a lo largo de todo el día.

En cada ocasión se verificó la presencia de la comunidad local de cada Facultad, pero también de foráneos provenientes de otras unidades académicas: decanos, exdecanos, funcionarios rectorales y hasta el propio rector Hugo Juri dijeron presentes en más de un acto.

De todos ellos, hubo solo uno que reunió a las tres personalidades con mayor centralidad de los últimos 15 años de vida de la UNC. Fue en la asunción de María Inés Peralta y Jaschele Burijovich, ambas reelectas como decana y vice, en la Facultad de Ciencias Sociales, donde se dieron cita simultáneamente el rector Juri y sus dos predecesores: la filósofa Carolina Scotto y el físico Francisco “Pancho” Tamarit.

En un formato descontracturado, las dos cientistas sociales y los tres rectores expresaron sus experiencias, anécdotas y pensamientos sobre una de las dos unidades académicas más jóvenes de la Casa de Trejo, que en 2022 celebrará a los primeros egresados de las carreras de Sociología y Ciencias Políticas.