Cuenta regresiva: Schiaretti con híper agenda de campaña

Por Bettina Marengo

A dos días del inicio de la campaña electoral, previsto para el jueves 30, el gobernador Juan Schiaretti aceleró su gestión con una hiper agenda de anuncios que tratan de abarcar distintos públicos y territorios.

El oficialismo provincial tiene unos 45 días para subir los cuatro o cinco puntos que pretende mejorar desde el 24.5% que sacó en las Paso, con la idea de quedarse con tres bancas en Diputados y el lugar en el Senado por la minoría. Buscará esos votos entre los que no fueron a votar en septiembre y en los votantes de fuerzas que no pasaron el mínimo de 1,5 % (por ejemplo, está en la mira el voto evangélico de la lista que encabezó la empresaria cristiana Mary Lunge, que se llevó el  0,7% en las Paso). Lo hará con el mandatario en versión nacionalizada a la cabeza, obligado a la radicalización anti K y dejando la comodidad del silencio reprobador sobre los haceres del gobierno nacional, como se vio con la cuestión de las exportaciones de carne.

En la vereda del frente, Hacemos por Córdoba tiene al candidato a senador de Juntos por Cambio, Luis Juez, que apuesta a que la fuerza amarilla llegue a un pretencioso 54% de los votos en noviembre, entre seis y siete puntos más que el 47,4% que obtuvo en las primarias con la sumatoria de las cuatro listas que se presentaron. Ese guarismo le daría seis bancas a la alianza macrista y pondría en peligro los tres lugares a que aspira HpC, sobre todo si no sube lo que espera.

Juez proyectó ese porcentaje en una reciente presentación en un programa de formación de Jóvenes Dirigentes, ante quienes hizo una disertación acústica de más de una hora sobre los comicios, y su pasado y futuro como dirigente.

En la charla aseguró que el día siguiente a las elecciones generales comenzará a trabajar para convertirse en gobernador de Córdoba en 2023. Considera que este es “su momento” por edad y por contexto político, más allá de lo que opinen los socios radicales y el propio Mauricio Macri, del que dijo siempre lo quiso sacar del medio de Córdoba. Aunque el deseo político del titular del Frente Cívico no es desconocido, sorprendió el blanqueo de sus apetencias, porque en JxC acordaron dejar de lado el tema 2023 para después de las generales.

En este escenario, con una elección en ciernes donde se ponen en juego mucho más que las bancas por Córdoba en el Congreso, Schiaretti tiene la campaña al hombro y ayer encabezó tres actos con los respectivos ministros de áreas.

A la mañana, en el Centro Cívico, presentó una línea de créditos para inversiones en los Parques Industriales de toda la provincia, a través de Bancor y junto al ministro de Comercio e Industria, Eduardo Accastello (el último que lo lanzó a la Presidencia antes que el Panal pusiera un tope al entusiasmo peronista). Desde ese anuncio, el gobernador destacó la articulación de la provincia con los intendentes y los empresarios, y sostuvo que “lo que hacemos para que Córdoba progrese y genere empleo genuino es articular entre todos los sectores, tomando las ideas y llevándolas a la práctica. Llevar a la práctica las ideas de progreso es lo que permite que llegue a toda nuestra provincia”.

A la tarde se fue al interior. En Deán Funes, con el intendente amigo Raúl Figueroa, el mandatario firmó un convenio para la pavimentación de una avenida de la ciudad con fondos aportados por la provincia. Allí estuvo junto a su ministro más cercano, Ricardo Sosa, titular de Obras Públicas. Luego fue a Cruz del Eje con el ministro de Servicios Públicos, Fabián López, donde inauguró la central hidroeléctrica “El Ferroviario”.

«Queremos que el progreso llegue a cada rincón de nuestra Córdoba y a cada familia cordobesa, vivan donde vivan, y por eso, las líneas de crédito que se lanzan hoy (por ayer) van en la dirección de consolidar el desarrollo de la industria cordobesa, de los Parques Industriales, y fortalecer la creación de trabajo”, sostuvo. Y agregó que su gobierno prefiere “un millón de veces subsidiar el empleo que subsidiar el desempleo”. “Porque el empleo es el que ordena la familia en un sentido de progreso, el que ordena la sociedad en un sentido de movilidad social ascendente y el que le da dignidad a cada uno de los cordobeses”, resaltó.