Nuevo Consenso Fiscal se firma sin Rodríguez Larreta

Dos cambios hubo. El período en el que los distritos firmantes deben “abstenerse” de iniciar procesos judiciales o continuar con los ya iniciados, pasó de dos años a uno y se sacó el pedido de acompañar el impuesto a la riqueza. Vía libre para aumentar Ingreso Brutos al sistema financiero. El resto de los rubros no sigue el esquema de bajas que ya se había frenado este año.

Por Gabriela Origlia 

larretaEl presidente Alberto Fernández y los gobernadores firmarán este viernes –sin la presencia del jefe de Gobierno porteño Horacio Rodríguez Larreta- el texto del nuevo Consenso Fiscal. El acuerdo se da en medio de la pelea entre Nación y Ciudad de Buenos Aires por el recorte de fondos de la coparticipación que terminó en una demanda en la Corte Suprema de Justicia y en el nuevo enfrentamiento por el achicamiento de los giros para la Policía Porteña.

Dos cambios sufrió el borrador del acuerdo que circuló hace unos dos meses entre los mandatarios. Por un lado, el período en el que los distritos firmantes deben “abs­te­ner­se” de ini­ciar pro­ce­sos ju­di­cia­les o continuar con los ya iniciados, pasó de dos años a un año. Siempre la referencia es a demandas re­la­ti­vas al ré­gi­men de Co­par­ti­ci­pa­ción Fe­de­ral.

Por el otro lado, desapareció el ítem “B-En materia tributaria nacional” donde se consignaba “aprobar, antes del 31 de diciembre de este año, el proyecto de ley del denominado ‘Aporte Solidario y Extraordinario para Ayudar a Morigerar los Efectos de la Pandemia’, en trámite ante el Honorable Congreso de la Nación (Expte. 4534-D-2020)”. Esa carga fue aprobada en Diputados y pasó al Senado.

El ministro del Interior, Eduardo “Wado” de Pedro, se había comprometido a eliminar el pedido porque desde administraciones peronistas y desde la oposición plantearon que era una injerencia de poderes.

El cambio en los plazos judiciales era un intento para que Rodríguez Larreta firmara, pero la aprobación del recorte (en realidad la creación de una comisión para que negocio por 60 días, algo en la que nadie cree) hizo que esa posibilidad de acercamiento se diluyera. Para el kirchnerismo el recorte de fondos apuntó a compensar el incremento que Mauricio Macri dio por decreto al gobierno porteño por encima de lo previsto para la seguridad. La coparticipación de Caba pasó primero de 1,4% a 3,75 por ciento. Luego, con otro decreto, volvió a bajar, pero a 3,5 por ciento.

En lo que hace a la política tributaria, se mantiene la decisión acordada el año pasado de frenar la baja de Ingresos Brutos (II.BB) y se elimina el techo fijado para alícuotas del sector financiero. El ministro de una provincia cuyana indicó que hay una propuesta de que en vez de eliminarlo se suba y después cada provincia resuelva si usarlo o no “ya que no lo terminan pagando los bancos sino que lo trasladan a los clientes”.

En Córdoba, donde el proyecto de presupuesto 2021 se presentó este viernes, se sube la alícuota dos puntos, al 9%. “Queda más o menos al nivel que estaba antes de la reducción”, dijo el ministro de Finanzas Osvaldo Giordano a los legisladores en la presentación. Y, respecto del Consenso, sostuvo que por las conversaciones en marcha “no habrá grandes cambios, se mantendrá la misma estructura”. En la provincia baja levemente la alícuota de Ingresos Brutos a la industria.

En el texto también se pide avanzar en unificar el Impuesto Automotor. También plantea que las provincias y Nación se comprometen a trabajar en un programa integral que tendrá por objetivo la simplificación y coordinación tributaria federal, que establezca criterios comunes sobre: “i) normas generales y de procedimientos acerca de tributos nacionales, provinciales y municipales, ii) sistemas de registro, declaración y pago de las obligaciones, iii)  regímenes de retención, percepción y recaudación, iv) regímenes especiales para pequeños contribuyentes y v) domicilio fiscal electrónico unificado”.

Respecto del endeudamiento, el borrador en análisis establece que las provincias y CABA “no podrán incrementar el stock de deuda nominada en moneda extranjera respecto a los valores registrados al 31 de diciembre de 2020”, quedan exceptuadas las líneas con organismos multilaterales o acreedores institucionales que den financiamiento de largo plazo, desembolsos pendientes a la fecha del acuerdo o recursos involucrados en procesos de reperfilamiento. Sí se habilita a las provincias a emitir con CER como ya lo hace la Nación.