Enroque corto Río Cuarto

Cambio de roles. El centro en la mira. Ganar las redes. El CECIS no cede.

Por Julieta Fernández
[email protected]

Cambio de roles

Gabriel Abrile

A comienzos de esta semana, los planes de Juntos por Río Cuarto estaban orientados a seguir con el eje de la seguridad. Las expresiones anti democráticas de su asesor en seguridad, Carlos Borsato, obligaron a cambiar esos planes y el candidato radical tuvo que sacar un as bajo la manga. Gabriel Abrile optó por hablar de algo que usualmente era la carta ganadora de su contrincante. Ayer comenzaron a circular spots y publicaciones del médico en las que promete obra pública y también vivienda. La periodista dialogó con un analista político sobre el giro de campaña de Abrile en las últimas horas.

Periodista: ¿Vio a Abrile hablando de obra pública?

Analista Político: Un eje que el intendente mostraba como fortaleza, en este caso se usa a la inversa y para plantear críticas. A esta estrategia la empezamos a ver el domingo, tras las anegaciones en la zona del Boulevard Buteler.

P: Y creo que es un intento por retomar algunos ejes que habían quedado truncos.

A P: Quizás. Yo entiendo que, al menos durante esta semana, se tenía pensado seguir hablando de inseguridad. Claramente, lo ocurrido con el (ahora ex) asesor de seguridad, obliga a no tocar más ese tema. En eso solo se puede perder.

P: ¿Y es posible que no se hable más del tema?

A P: Quizás se diluya en estos días pero en el debate será retomado. Eso hay que darlo por hecho.

P: Ahora bien, se invirtieron los roles ahora porque Llamosas ya no habla de obra pública y Abrile sí…

A P: Me parece que Llamosas está enfocado en mostrarse lo más cercano posible a la actividad privada y, ahora, Abrile tomó la carta de la obra pública y también de vivienda. Hizo una promesa concreta: entregar 5000 lotes a bajo costo.

P: Mire usted. De “derechizarse” con el tema de la mano firme a mostrar un lado más “progresista” con ese tipo de propuestas…

A P: La vivienda es algo que la gente reclama constantemente y nadie podría quedar mal si promete eso. Salvo que después no cumpla (risas).

P: Lo cierto es que Abrile se las estaría rebuscando para salir a flote después de lo de Borsato.

A P: Están en eso. Veremos que ocurre la próxima semana pero, por ahora, da la impresión de que los días son eternos y el 29 no llega más.

El centro en la mira

La periodista caminaba por la calle Sobremonte cuando advirtió que las sedes de los principales candidatos se encuentran a unos pocos metros de distancia. La zona de Bolívar y Sobremonte es una galería de afiches de Llamosas y Abrile. La sede de campaña de Hacemos por Córdoba se inauguró recientemente y es el sitio en el que se presentan de manera diaria las últimas propuestas de campaña. La cronista se encontró con un informante oficialista y le comentó su observación.

Periodista: No me había percatado de lo cerca que se encuentran ambas sedes. La de ustedes y la de Abrile.

Informante oficialista: Bueno, el centro es un distrito clave…

Periodista: Más allá de lo que digan las encuestas, parece que es un circuito reñido hasta el momento…

I O: Sin dudas. Buena parte del padrón se encuentra allí. Más allá de que Alberdi y Banda Norte tienen su buen caudal de votos, si se gana uno de esos y se hace una buena elección en el centro, sirve para llegar.

P: “Contando los porotos”…

 I O: Se podría decir que sí.

Ganar las redes

Es sabido que las redes sociales han sido la herramienta predilecta de cualquier contienda electoral en los últimos años. Aún más con una pandemia encima. Esta vez, Carrizo volvió a apostar a dar una imagen de fortaleza en las redes sociales. La cronista recibió un mensaje del community manager.

Comunity Manager: Mire a Carrizo apostando a ganar en las redes…

Periodista: A ver…

C M: Compartió una especie de gráfico con lo que serían las interacciones que tiene cada página de Facebook. Según dice, asegura que su página tiene la mayor cantidad de interacciones en comparación con Abrile y Llamosas. Y por supuesto, el resto de los candidatos casi que ni figura. Y de hecho, omitió mencionar a una candidata. Ya se imaginará…

P: Me imagino. Ahora, ¿qué implica esto de las interacciones?

C M: Mire, siempre es bueno tener muchas interacciones en una página para tener mayor llegada a otros usuarios pero no es determinante. Menos cuando sabemos que hay muchísimas cuentas falsas dando vuelta y la interacción podría darse a partir de eso también.

P: En otras oportunidades también han compartido encuestas de las redes sociales…

C M: Lo cual se sabe que es totalmente operable. Está bien, cada uno elige qué compartir y una encuesta de una consultora también debiera ser tomada con pinzas pero, a esta altura, me parece que no hay que tomarle el pelo a la gente.

P: El mensaje de Carrizo en ese posteo parece muy direccionado hacia la idea de que “en las redes elige la gente”.

C M: Usted y yo sabemos que las redes sociales no son parámetro. Lo vimos en las elecciones nacionales del año pasado. Generan percepciones, sí. Y sin dudas está bueno tener en cuenta lo que allí se expresa pero muchas veces la realidad dicta lo contrario. Sobre todo, vuelvo a reiterar, con tantas cuentas falsas y fake news dando vuelta. Me parece que esos datos que expone Carrizo, más allá de si son veraces o no, no necesariamente tendrían incidencia en las urnas.

P: 2 + 2 no siempre es 4.

El CECIS no cede

El colectivo de empleados y comerciantes autoconvocados se mantiene firme en la conquista del horario corrido de manera permanente. Desde que inició noviembre, el regreso al horario cortado respondería a la necesidad de generar más ventas debido a que la hora de la siesta no alentaría al movimiento comercial en temporada de verano. Pero un buen sector no está de acuerdo con esto y, tras mucha insistencia, los autoconvocados tuvieron una reunión con los directivos del CECIS. La cronista dialogó con un informante vinculado al comercio.

Periodista: Vi que los empleados volvieron a manifestarse. Parece que no sirvió de mucho la reunión con la gente del CECIS.

Informante comercio: Ni siquiera se dio en términos muy amables. Con eso le digo todo.

P: ¿A qué se refiere?

I C: Los empleados que asistieron grabaron parte de la reunión y déjeme decirle que parece que los directivos elevaban bastante el tono. Pero más allá de eso, parece que no hay una predisposición a lograr un consenso o tratar de llegar a una solución que tire un poco para el lado de los empleados.

P: El CECIS dice que han consultado a comercios y que la mayoría prefería el horario cortado.

I C: Los empleados ponen en duda esos números porque dicen que no les mostraron documentación que respalde eso.

P: ¿Y cuál ha sido la postura del gremio?

I C: En principio, estuvieron bastante tibios según los comerciantes con los que he hablado. Ahora movieron un poco los tantos para que se puedan reunir con el CECIS pero da la sensación de que, por más que se unan empleados, comerciantes el gremio, si el CECIS no afloja…