Schiaretti y Llaryora abren la pos pandemia electoral

Ayer se los vio juntos en la habilitación de un tramo de Costanera norte. El jefe capitalino le agradeció la obra también a la diputada Alejandra Vigo.

Por Yanina Soria

electoralLa pandemia desacelera y Hacemos por Córdoba pone primera a fondo. La foto de ayer del gobernador Juan Schiaretti y el intendente Martín Llaryora recorriendo las seis cuadras inauguradas en Costanera norte, tiene todos los condimentos de una típica postal de campaña. Y el agradecimiento especial del jefe capitalino a la diputada Alejandra Vigo (hoy fuera del ámbito Ejecutivo) “por la ejecución de obras importantes para la ciudad”, así lo confirma.

Aunque la temporada pre electoral aún no largó oficialmente y el peronismo cordobés debe resolver antes encrucijadas partidarias como la renovación de sus autoridades o la unidad (o no) con el Frente de Todos, la realidad es que no hay tiempo para perder. El desgaste social frente a tantos meses de cuarentena melló la imagen del gobierno y sobre ello se trabajará fuertemente.

Este año, el manejo de la crisis por el Covid-19 insumió el tiempo, los recursos y las energías de los Ejecutivos en sus distintos niveles por lo que, ahora, con los principales indicadores en descenso en la provincia, se abre un nuevo escenario.

Muestra de ello es que ya tuvo lugar una elección municipal, algo impensado hace apenas un mes y medio, y en el almanaque asoman otras dos importantes: Río Cuarto y Despeñaderos. En ambas localidades el peronismo juega fuerte y eso incluye el desfile en persona de sus principales funcionarios y caudillos partidarios.

La temporada de la pos pandemia quedó inaugurada también para la política y eso se nota en cómo se está moviendo el propio gobernador quien, de a poco, va recuperando el ritmo en sus actividades presenciales.

Después de varios meses de máxima protección y confinamiento en el Centro Cívico por ser paciente de riesgo, Schiaretti está empezando a salir. Ayer, eligió mostrarse con Llaryora y el ministro de Obras Públicas, Ricardo Sosa, en el marco de la habilitación del tramo entre puente Maldonado y calle Remedios de Escalada del corredor Costanera norte, una de las obras más importantes que la Provincia ejecutará durante este periodo en la ciudad de Córdoba.

Schiaretti, Llaryora y Vigo constituyen el tridente de poder más importante que tiene hoy el peronismo oficialista. El mandatario, imposibilitado de repetir en el 2023, prepara el terreno para la sucesión y la continuidad de Hacemos por Córdoba en el poder provincial. Allí, coloca como principal apuesta al sanfrancisqueño para quien la gestión municipal será, sin dudas, su vidriera. Por eso, el gobernador -que le toca administrar un tercer periodo en escasez- apuntalará como pueda al jefe capitalino.

Estamos abriendo la ciudad de Córdoba, haciéndola más vivible en cuánto al tránsito”, dijo como para que no queden dudas respecto a cuál es el rol de la Provincia en la ciudad.

A su turno, Llaryora devolvió la gentileza con un agradecimiento doble: “Gracias, una vez más al gobernador Juan Schiaretti y a la diputada Alejandra Vigo por la ejecución de estas importantes obras que continúan realizando junto al equipo del gobierno de Córdoba, generando puestos de trabajo para nuestros vecinos y contribuyendo a mejorar nuestra querida Córdoba”.

El rol de conductora política del PJ Capital coloca a la diputada nacional en condición de aliada indispensable para el intendente. Vigo, además, aspira a ser candidata a senadora el año próximo por lo que sus apariciones públicas irán creciendo.

Sobre la obra

En la etapa inaugurada ayer en Costanera, las tareas contemplaron la rehabilitación e iluminación de la traza vial, nueva demarcación horizontal, señalización vertical y ciclovías. Los trabajos corresponden al tramo intermedio (de tres en total) proyectados para optimizar la conexión vial en este sector de la ciudad.

Estamos habilitando un tramo de 600 metros en la parte norte de la Costanera”, dijo Schiaretti, y agregó que la culminación de esta etapa “es otro avance en la finalización de esta obra que va a permitir conectar el centro de la ciudad, desde las terminales T1 y T2, con la Circunvalación, permitiendo un ingreso vial más a nuestra Córdoba”.

Con anterioridad se culminaron los tramos entre las terminales de ómnibus y Puente Letizia; y Avenida de Circunvalación y Puente Monteagudo. En función de estas obras estratégicas se planificó y ejecutó la rehabilitación de ambas calzadas de Costanera.