Briner pidió a Mestre postergar todo el proceso interno de UCR

A diferencia de los que sostienen que debe avanzarse en las etapas previas a la elección, el intendente de Bell Ville afirmó que por la cuarentena es imposible cumplir con los requisitos para formar núcleos internos

Por Alejandro Moreno

La interna radical del 6 de diciembre suma interrogantes, a la espera de que el COE (Centro de Operaciones de Emergencia) responda la carta enviada por el presidente del Comité Central, Ramón Mestre, sobre la viabilidad de la elección. Ayer, el intendente de Bell Ville, Carlos Briner, sumó lo suyo.

Briner depositó ayer en la Casa Radical una nueva carta dirigida a Mestre en la que expresa sus inquietudes sobre el proceso electoral. El belvillense es uno de los que ha manifestado su aspiración de luchar por la presidencia de la UCR cordobesa.

Como a casi todos en el radicalismo, la prolongación de la cuarentena les despierta dudas acerca de si podrá votarse el primer domingo de diciembre. En la última reunión partidaria hubo un relativo consenso en torno a que debe avanzarse con todos los pasos previos establecidos en el cronograma electoral, a la espera de si resulta posible votar o, no.

Una posibilidad es que las elecciones se posterguen para febrero o marzo del año que viene, como ya sugirió desde el mestrismo la diputada nacional Soledad Carrizo.

Desde Bell Ville

Briner opina algo distinto. Para el intendente de Bell Ville, resulta también imposible ir cerrando los estadios previos a la elección porque las limitaciones para circular por la provincia y para realizar reuniones son evidentes. Briner es el jefe del grupo Grandeza Radical, que no es un núcleo oficializado y, por lo tanto, no puede competir en las internas (para ser reconocido debe reunir, entre otros requisitos, firmas de afiliados de toda la provincia).

En la carta que le dejó ayer a Mestre en la Casa Radical, Briner acusó que se “nos proscribe a quienes somos grupo y no núcleo interno”, porque, argumentó, es imposible que “lleguemos a crearlo con esta apretada carta marina en medio del caos sanitario”.

“Llegar a la Capital provincial con motivo de un trámite partidario desde Bell Ville, como ejemplo, implica atravesar siete controles policiales, algunos militarizados e impositivos. Muchos pueblos están cerrados y las rutas valladas. Y una vez arribado a la Capital, nuestro Comité Central nos aumenta las barreras en el trato (a pruebas me remito), las esperas se tornan excesivas para lograr que alguien que atienda baje al hall central con información ambigua y retaceada de cara al comicio del próximo seis de diciembre”, advirtió.

“Solicito –remarcó-, entre otras cuestiones, la postergación de la elección partidaria para recambio de autoridades prevista para el venidero seis de diciembre y su carta marina, dado que se imposibilita ante esta situación, ejercer la política necesaria y lógica para que todos tengamos igualdad de oportunidades participativas”.

Además, escribió Briner que “debo sentar que la cantidad de infectados por Covid-19 crece vertiginosamente en nuestros días, y por caso en toda la geografía cordobesa, no avizorándose un descenso brusco de la pandemia pues los ciclos virales tienen sus tiempos, y consecuentemente se deben guardar los recaudos largamente difundidos”.

A veinte días

Briner advirtió que “estamos a veinte días del primer puerto de la carta marina rumbo al seis de diciembre próximo, sin posibilidades de movilizarnos y motivar al afiliado para dar cumplimiento al mismo”. “No somos libres, señor presidente. Nos ha sido arrebatado ese derecho natural”, denunció.

Por ello, consideró que “suena coercitivo y amedrentante que no exista a estas alturas una clara decisión al respecto” y que “al ser un partido en franca decadencia, cuanto menos nos asiste el derecho a la movilización y al contacto interpersonal, hoy no permitido”.

Hasta ahora, Briner juega en la interna partidaria en el marco de la Liga Progresista, junto con los alfonsinistas de Identidad Radical (Dante Rossi) y de Asamblea Radical (Sergio Piguillem), y el núcleo Fuerza Renovadora (Miguel Nicolás).