Carrizo (mestrista), la primera en pedir internas para 2021

La diputada consideró que no es razonable hacer elecciones en diciembre. Propuso febrero o marzo del año que viene.

Por Alejandro Moreno

Desde el campamento mestrista salieron las primeras señales de una nueva y muy posible postergación de las elecciones internas convocadas para el 6 de diciembre, cuando los afiliados radicales deberían votar las autoridades partidarias.

La diputada nacional Soledad Carrizo es una de las figuras más destacadas del grupo Confluencia, que lidera Ramón Mestre, y de su boca salió con claridad lo que muchos mestristas susurran por lo bajo: las internas no deben ser en diciembre, sino en el 2021.

La postergación es una posibilidad muy natural por la continuidad de la cuarentena, como consecuencia, a su vez, del aumento de los contagios por covid-19. Anoche, Mestre, como presidente del Comité Central, se reunió en videoconferencia con los titulares de los comités departamentales para analizar la situación. Posteriormente, pedirá una audiencia con las autoridades del COE (Centro de Operaciones de Emergencia) para considerar si es factible un protocolo electoral o si lo mejor, desde el punto de vista sanitario, es disponer una nueva prórroga. Cabe recordar que los mandatos de las actuales autoridades vencían la semana pasada, pero por el covid-19 se estableció que se extenderían hasta el 20 de diciembre.

En una entrevista en el programa Forum, del canal 2 Carlos Paz TV, Carrizo subrayó que “hoy las prioridades, como dirigente política, no están en una interna partidaria”.

“Seguramente eso va a ser cuestión de febrero o marzo del año que viene. Es en lo personal que convoco a que todos los dirigentes de nuestro partido lo discutamos y lo hablemos racionalmente”, planteó.

Para Carrizo, los políticos no deben encerrarse en “los globos herméticos en que vivimos, ese termo en que creemos que todo lo que se discute en la vida de la gente es una interna partidaria, o las cuitas partidarias, como les decimos”. “Tenemos que salir del microclima que tenemos”, agregó.

La diputada, que además es vicepresidente del Comité Nacional de la UCR, señaló que la renovación del plantel de autoridades partidarias debe hacerse cada bienio, pero advirtió que “tenemos que tener coherencia, razonabilidad y una conexión con la gente que está viviendo hoy en un país donde la caída del PBI va a ser brutal, donde vamos a tener más de la mitad de la gente bajo la línea de pobreza, y vamos a tener un diciembre, todo el mundo lo manifiesta, muy difícil”.

“En lo personal -continuó-, me parece que debemos convocar a todos los dirigentes de los distintos núcleos internos de nuestro partido provincial a reflexionar. La prioridad, para mí hoy no son las internas, sino que evidentemente es buscar consensos para estar del lado de la gente, trabajando en estas cuestiones”.

“Obviamente, los procesos internos están abiertos, la convocatoria es para el 6 de diciembre. Hay ciudades como CABA (Ciudad Autónoma de Buenos Aires) que acaba de prorrogar para el año que viene, y Entre Ríos también lo acaba de hacer”, dijo. También dejó sus dudas acerca de que el radicalismo bonaerense mantenga las elecciones convocadas para el 11 de octubre.

“Considero que hoy lo urgente es estar al lado de la gente y nuestro partido tiene que marcar, por supuesto, la agenda como lo viene haciendo. A nivel provincial hay un gobierno en silencio, un silencio que aturde. Un gobernador que no sale a dar respuestas por el caso de Blas, el caso de Solange que fue tremendo, por el tema de los incendios, y se hizo una reforma jubilatoria entre gallos y medianoche”, analizó la mestrista.

Además, observó que por los contagios “hay una incertidumbre muy grande”. “Los casos que se están multiplicando, sobre todo en el interior, que también aguarda una respuesta por parte de las autoridades políticas”, reclamó.

Finalmente, Carrizo opinó respecto a la consolidación de la alianza Juntos por el Cambio en Córdoba que es necesario “no repetir los errores del pasado, que fueron la falta de reglas de juego claras para poder en cada una de las jurisdicciones los lineamientos de cómo destrabar situaciones”. “Más del 41 por ciento de los argentinos necesitan que estemos juntos”, enfatizó.