Albertismo levantó la cuarentena y se pone en movimiento

Encabezado por el senador Carlos Caserio, intendentes, legisladores y dirigentes del interior provincial, se reunieron de manera virtual el sábado por la tarde.

Por Yanina Soria
[email protected]

La fase 4 de la cuarentena que supone una reapertura progresiva en la vida de los ciudadanos, también aplica para la política propiamente dicha que, de a poco, recupera su pulso habitual.
Con nuevas modalidades de contacto y encuentro, los espacios políticos comienzan a activarse y la agenda da paso a otros temas que no se vinculan estrictamente al Covid-19.
El sábado, el albertismo cordobés se puso en movimiento. Lo hizo después de que esa rama del peronismo local que tributa al presidente Alberto Fernández, debiera pausar el proceso de robustecimiento político y expansión territorial en el que se encontraba cuando comenzó la pandemia.
En aquel entonces como telón de fondo estaba la renovación de autoridades del PJ Córdoba, suspendida ahora por tiempo indeterminado. Lógico, el gobierno de Juan Schiaretti tiene urgencias muchos más trascendentes y prioritarias para atender antes que resolver los asuntos domésticos del partido.
Sin embargo, en el mientras tanto y por lo bajo, desde el PJ repiten que éste puede ser un tiempo ganado para avanzar en las negociaciones y conversaciones que terminen de sellar el acuerdo interno que había comenzado a tomar forma justo cuando el coronavirus monopolizó el tablero local y nacional.
Aquellas fricciones iniciales entre esa porción interna y la línea que responde al gobernador Schiaretti, quedaron frizadas por la emergencia sanitaria. Y hoy, después de dos meses de un confinamiento que modificó absolutamente todas las pautas de convivencia, el Frente de Todos y Hacemos por Córdoba atraviesan su mejor momento. Así lo admiten de uno y otro lado.
Lo cierto es que este fin de semana el albertismo decidió encontrarse de manera virtual. Mediante teleconferencia el sábado tuvo lugar una reunión encabezada por el senador Carlos Caserio, uno de los principales articuladores del espacio, donde participaron legisladores, intendentes y dirigentes del núcleo duro, todos del interior provincial; luego, habrá otra para Capital con una agenda distinta.
Según pudo saber Alfil, allí se abordó lo sucedido el miércoles pasado en la Legislatura donde el sub bloque de 10 parlamentarios albertistas acompañó el ajuste jubilatorio; el senador Caserio dio a conocer los detalles del proyecto que promueve en la Cámara Alta que busca reformar el sistema financiero; y se intercambió información sobre la aplicación de programas nacionales en Córdoba y la asistencia económica que está recibiendo la Provincia por parte de la Nación. Ese punto particularmente fue seguido de cerca por los jefes comunales que participaron ya que todos los municipios y comunas están atravesando un rojo financiero importante.
“Nos respondimos a la pegunta: cómo estaría Córdoba entonces sin el decidido apoyo político y económico del gobierno del presidente Alberto Fernández. Esto para dejar en claro que Córdoba, como el resto de las provincias, es prioridad para el Frente de Todos”, dijo uno de los asistentes virtuales.
En breve, habrá un encuentro de similares características, pero con referentes de la ciudad de Córdoba. La intención, señalaron las fuentes consultadas por este medio, no es otra que retomar los contactos y activar el espacio local que nació para convertirse en el brazo político del presidente en Córdoba.