JPC pide un gabinete mixto para enfrentar la pandemia

Proponen que lo integren representantes del oficialismo y de la oposición

Por Alejandro Moreno

El presidente del bloque Juntos por el Cambio en la Legislatura, el radical Orlando Arduh, propuso ayer al gobierno provincial la creación de “un gabinete económico social intersectorial de emergencia”, integrado por representantes del oficialismo y de la oposición.

En la línea de apoyar desde la oposición los esfuerzos del oficialismo por contener la pandemia del coronavirus, Arduh ofreció la colaboración de la alianza Juntos por el Cambio, cuyo bloque legislativo forman radicales y macristas.

Vemos necesaria la creación de un gabinete económico social intersectorial de emergencia que evalúe todas las posibilidades factibles de aplicar en este contexto, y que no sólo ayude a cada cordobés sino que permita que el Estado pueda seguir prestando sus servicios sin ningún tipo de falencias”, sostuvo el radical.

La propuesta de Juntos por el Cambio es que el gabinete de emergencia esté integrado por legisladores de Hacemos por Córdoba y de las bancadas opositoras, así como también por representantes de las pequeñas y medianas empresas y de las organizaciones sociales.

La tarea que tendría por delante este eventual gabinete sería la de “monitorear, proponer y mecanizar acciones concretas que puedan llevar alivio y soluciones al bolsillo de los cordobeses”.

La idea es sentar a todos los actores en una misma mesa para ponerse por debajo de lo realmente importante: la pandemia y sus consecuencias económicas y sociales”, afirmó. Luego, remarcó que “sobre lo sanitario el gobierno está actuando de manera correcta”.

Al mismo tiempo, Arduh consideró que “debemos hacer un esfuerzo político y social inmenso entre todos para sacar a Córdoba adelante”. “Si la Provincia lo necesita, se debería evaluar la posibilidad de bajar en algún porcentaje los recursos de los funcionarios públicos en los tres poderes del Estado hasta el rango de secretarios. Esas partidas podrían ser reasignadas para colaborar con lo que se disponga”, agregó. El recorte de los sueldos de los funcionarios públicos fue iniciado en la provincia de Mendoza y comenzó a ser imitado por otras.

Arduh declaró que “desde el Gobierno de la Provincia y desde el sector privado se está realizando una labor titánica, pero en el corto plazo, pareciera no alcanzar”. “La pandemia excede lo sanitario y también cambiará el año económico de los cordobeses. Se deben tomar medidas urgentes para amortiguar el impacto que tendrá este parate en todos los sectores”, subrayó.

En ese sentido, el legislador radical dijo que sería conveniente que “se analicen los aspectos impositivos que tanto distorsionan el poder adquisitivo de los cordobeses y se pospongan los vencimientos de los impuestos de automotores e inmobiliario y rural. Además se deben anular recargos y pensar un plan de pagos sin castigos”.

Asimismo, opinó que “de manera excepcional se debería reformular de manera excepcional el Paicor, y ampliar el programa para que alcance a todo el grupo familiar ya que, con seguridad, esa familia se encuentre dentro del campo de la informalidad laboral”.

Arduh advirtió que ”durante esta cuarentena se hará más uso de los servicios básicos y esenciales como la luz, el agua y el gas, lo que encarecerá claramente el monto del consumo mensual de cada uno de ellos.

Por ese motivo, reiteró que pedirá que se congele cualquier tipo de aumento en los servicios públicos en los próximos seis meses y analizar la suspensión la aplicación de la tasa que se creó en la boleta del agua y que contempla un aumento escalonado del 16 por ciento. “Por lo menos, hasta que pase esta emergencia que comenzó siendo sanitaria y terminó siendo también económica y social”, definió.

Sepan los cordobeses que desde el bloque Juntos por el Cambio se está trabajando de manera conjunta con todo el arco político para brindarles respuestas rápidas en este momento de crisis que estamos atravesando”, concluyó.