Plan Argentina contra el Hambre: Provincia aportó tribuna política con intendentes no-PJ

Invitados por el ministerio de Gobierno, jefes comunales del vecinalismo, la UCR, el socialismo y el PRO participaron del acto y formalizaron su compromiso para llevar adelante el programa en todo el interior.

Por Yanina Soria
ysoria@diarioalfil.com.ar

intendentesEl gobernador Juan Schiaretti quiso mostrarle a la administración de Alberto Fernández que en Córdoba la adhesión al programa de Plan Nacional Argentina contra el Hambre, es unánime.

Ayer se firmó el acuerdo con el ministro del Interior de la Nación, Eduardo de Pedro y su par de Desarrollo Social, Daniel Arroyo, que dejó activada la Tarjeta Alimentar en esta provincia. El acto a la sala llena, tuvo lugar en el Centro Cívico donde la Provincia ofreció un escenario con jefes comunales que representaron a todo el arco político local.

A través del ministro de Gobierno, Facundo Torres, fueron invitados intendentes del socialismo, el vecinalismo, la UCR y el PRO; participaron del evento formalizando su compromiso para llevar adelante el programa en todo el territorio cordobés. Los municipios articularán controlando la implementación de la Tarjeta y capacitando a la población en temáticas vinculadas a la alimentación saludable.

Quienes estamparon su firma fueron Martín Llaryora por la Capital; Marcos Ferrer de Río Tercero; por Cosquín, Gabriel Musso; por Marcos Juárez asistió Pedro Dellarrossa; y Villa Carlos Paz con Daniel Gómez Gesteira.

Su presencia, desde lo estrictamente formal, fue explicada en ese rol de acompañamiento y contralor que tendrán. Sin embargo, la Provincia buscó aportarle volumen político al primer acto junto a funcionarios nacionales con una de jefes comunales de diferentes espacios.

Los intendentes son una pieza fundamental para vehiculizar éste y cualquier otro programa social pero también, en clave política, son quienes concentran gran parte del poder territorial. Y en el propósito que se trazó el Frente de Todos de extenderse hacia el interior del interior, las autoridades municipales resultan una herramienta fundamental. Schiaretti buscó mostrar que, en Córdoba, los intendentes no- PJ también articulan con la Provincia.

LLaryora fue el primero en hacer uso de la palabra y fue efusivo al señalar que “con el apoyo de todos en Córdoba vamos a poner a Argentina de pie”. Durante su discurso, el flamante intendente de la ciudad ofreció varios guiños a los delegados que envió la Nación, cuya estructura política insiste en sellar la unidad con el PJ Córdoba.

Además de los intendentes, se firmaron otros acuerdos complementarios para la elaboración de una canasta básica de 20 productos, descuentos en comestibles y la distribución de la tarjeta en el interior provincial, entre otros aspectos.

Complemento

A su turno, el gobernador Schiaretti insistió en que el programa nacional resulta una medida complementaria para los programas que ya viene desarrollando la Provincia como la Tarjeta Social; el programa Más Leche Más Proteínas; y el PAICOR que brinda alimento a 257.000 niños y niñas en edad escolar.

“Estas iniciativas se complementan con programas que buscan reforzar la calidad alimentaria de grupos poblacionales con demandas específicas como: Protección del Adulto Mayor, Protección de la Embarazada y su Bebé, niños y niñas que concurren a Salas Cuna, entre otros. Sumados los beneficiarios de todos los programas, el Gobierno de la Provincia brinda asistencia alimentaria actualmente a 1.164.255 habitantes de Córdoba”, explicaron desde el Panal.