Era pos De la Sota: PJ sale a reclutar en el interior

El fin de semana tuvo lugar en Vicuña Mackena el primer plenario del sur provincial que congregó a autoridades del partido, intendentes, legisladores y militantes de cuatro departamentos.

Por Yanina Soria
[email protected]

Con la ventaja de poder decidir cuándo fijar la fecha de la elección provincial -siempre dentro de los plazos que establece la ley vigente, claro- el oficialismo cordobés ya puso en marcha su dispositivo político partidario y lo programó rumbo 2019.
Quizá, la muerte repentina de José Manuel de la Sota aceleró algunos tiempos y modificó parcialmente los planes: que el gobernador Juan Schiaretti sigue siendo la figura segura para buscar otro periodo más de Unión por Córdoba (UPC) en el poder provincial, no hay dudas.
Sin embargo, su nuevo rol como único jefe del peronismo provincial le demanda responsabilidades extras, y un rearmado del mapa interno que no puede esperar. Por eso, cuando aún el dolor por la pérdida del ex mandatario provincial aún no había calmado, el titular del Ejecutivo llamó a los suyos e impartió instrucciones claras de cara al año electoral. Buscar la unidad y engordar las bases del PJ, fue una de ellas. Eso sí, hay lugar para todos pero sin condicionamientos, aclaró.
En ese marco, la primera muestra de apertura fue la incorporación del ex intendente de Villa María y dirigente peronista K, Eduardo Accastello. Sobre ese pase, el partido se encargó de remarcar que el último candidato a gobernador por el kirchnerismo se sumó sin pedir nada a cambio. Al menos, públicamente.
Este fin de semana, el PJ cordobés con su presidente a la cabeza, el senador Carlos Caserio, puso primera y arrancó con su estrategia política rumbo al año electoral. La localidad de Vicuña Mackena fue sede el sábado del plenario PJ del sur provincial donde el oficialismo congregó a dirigentes y militantes de cuatro departamentos: Río Cuarto, Juárez Celman, Roque Sáenz Peña y General Roca.
La acción se inscribe en una especie de gira que realizará la mesa de conducción por todo el mapa provincial reuniendo en cada punto de encuentro a legisladores, intendentes y caciques territoriales con intenciones de llevar, en representación del propio Schiaretti, el mensaje de unidad pero sobre todo dejar en claro cuál es el rumbo político del peronismo hoy sin De la Sota. Incluso, no se descarta que en los próximos días se realice un plenario provincial donde se espera congregar a todos.
“Después de la trágica muerte del Gallego, Schiaretti reunió al peronismo. Teníamos que redoblar los esfuerzos porque los compañeros estaban desanimados. Por eso, salimos a recorrer la provincia. Estamos en Mackenna pero el jueves próximo vamos a realizar un plenario provincial. Iremos a todos los departamentos. Queremos hablar con todos los dirigentes y militantes y también escucharlos. Buscamos plantear un futuro de unidad. El legado que nos dejó De la Sota es de tirar para adelante”, dijo Caserio en declaraciones al diario Puntal. Del encuentro del sábado, participaron además del senador, los legisladores Carlos Gutiérrez y Franco Miranda, el intendente de la ciudad de Río Cuarto, Juan Manuel Llamosas, la ex vicegobernadora Alicia Pregno entre otros. También hubo ausencias, pero una particularmente notoria que no cayó nada bien en las filas del PJ: la del intendente de Villa Huidobro, Silvio Quiroga.
Todos los discursos que se escucharon ese día, reflexionaron sobre el legado que dejó de la Sota y la necesidad de trabajar para unir a todo el justicialismo, en este caso, cordobés. Si bien dentro de UPC están convencidos que la alta de imagen que tiene el gobernador y su gestión en toda la provincia resultarán un combo imbatible el año que viene en las urnas, reconocen también que el escenario que se abre en la era pos De la Sota demanda de un esfuerzo extra para encolumnar, sin fisuras, a toda la tropa detrás de la figura de Schiaretti. Ese es ahora el nuevo desafío.