MIAMI lanza Dólares, su segundo disco

Por Santiago Pfleiderer
[email protected]

Canciones para la caja fuerte

No existe antídoto más eficaz para los días de hastío y desconcierto que una buena dosis de todas esas cosas que nos hacen reencontrarnos con nuestra esencia, con nosotros mismos y con los demás. Compartir charlas, lecturas, cafés, mates, rondas de bares, largas maratones de series y películas, discos y recitales… Por suerte hay gente dispuesta a chamanizar y a compartir ciertas sabidurías populares a través de la sensibilidad artística, el humor, el sarcasmo, y todas las estrategias habidas y por haber par que el disfrute vaya de la mano de la reflexión.
Existe en Córdoba un dúo –a veces devenido en cuarteto- que logra fusionar de una manera original y natural los sonidos profundos del rock con letras actuales cargadas de un mensaje directo con ironías, análisis coyunturales, y muchos mitos desarticulados del rock, de esos que abundan en las películas y en las anécdotas distorsionadas tras el humo de los cigarros y los reiterados tragos de whisky.
En medio de los rumores, las especulaciones y los diversos análisis en torno a la creciente suba del precio de la divisa norteamericana, moneda oficial para las grandes operaciones monetarias a escala internacional, el dúo cordobés MIAMI lanzó a través de Spotify, Bandcamp y otras tiendas virtuales lo que es su segundo álbum titulado Dólares.
MIAMI es una banda formada en el año 2015, integrada por Alejandro Bar (en guitarras y voz) y José Devalis (en batería y percusión), y que ocasionalmente incorporan a un bajista y a otro guitarrista para las actuaciones en vivo. En el mismo año el grupo lanzó su primer material titulado Vol. 1, un disco con una clara impronta del brit pop y de esa camada de bandas jóvenes al estilo de los Arctic Monkeys y The Strokes, o de esos arrebatos estridentes con ritmo sostenido como lo hiciera Iggy Pop & The Stoogies e incluso anteriormente bandas como los Stones y The Kinks; en fin, una buena combinación de sonidos rockeros vinculados al indie y al garage bien logrado a partir de un buen manejo de las texturas guitarrísticas y sus reverberaciones, arreglos y cadencias.
Luego de haber transitado por los escenarios más importantes del circuito local, como por ejemplo el Club Belle Epoque, Casa Babylon, Studio Teather, y también por locales y reductos de distintos lugares de la provincia, los MIAMI lanzaron ahora su segundo material titulado Dólares.
El nuevo álbum de MIAMI reúne nueve intensas canciones de rock con climas más espesos y con un lenguaje más blusero y setentoso con letras que van al hueso de lo que transita por las calles, los escenarios, los medios y la vida misma, anclándose en una tradición más ligada al sonido de los míticos grupos de rock y blues de la costa oeste norteamericana, con riffs y yeites identificables en una línea quizá no tan británica como en el disco anterior pero sí más potente y psicodélica.
En una página de la escena local donde podrían entrar junto a grupos como Los Monkys, Sir Hope, Lautremont, o The Tiros, Tetas & Zombis, los MIAMI proponen un rock vintage en formato dúo que hoy por hoy está más cerca de Tito & Tarántula que de los Stone Roses. En la búsqueda de un sonido analógico la banda grabó el disco en vivo utilizando válvulas y transistores logrando una textura cruda y palpable, rasposa.
Dólares fue grabado entre mayo y junio del 2017 en Lotus Estudio, con producción de MIAMI y Panky Malissia, y fue mezclado y masterizado por Malissia y Sebastián Bergallo en Desdémona Estudio. El disco cuenta con la participación integral de José Devalis (batería, percusión, voces y monotrón) y de Alejandro Bar (voces, guitarras, sintetizadores, bajo y percusión).
Buenas canciones de rock crudo, intensos aires de zapadas, y un sonido gordo y abrasador es lo que MIAMI nos trae con Dólares, un disco en alza y que no devalúa.