PJ Capital negocia pase de candidato K

Unión por Córdoba busca sumar a sus filas a Sergio Flores, número ocho en la lista que encabeza Pablo Carro. El hombre, peronista K y militante, ya se reunió con el ministro de Gobierno, Juan Carlos Massei, y fue tentado para formar parte del Comando Capital.

Por Yanina Soria
[email protected]

pjSi algo provocaron los resultados del 13A en el PJ además de enojo por la derrota frente a Cambiemos, fue un simbronazo interno que sacudió a la dirigencia y militancia peronista y la corrió de la aparente zona de confort en la que se encontraba.
Los 16 puntos de ventaja que la versión cordobesa de Cambiemos obtuvo sobre el oficialismo provincial, pusieron al descubierto falencias y errores gruesos de un aparato que aparentaba estar aceitado pero que en la práctica tuvo serios problemas de funcionamiento.
Aunque las lecturas que se hacen hacia el afuera intentan morigerar el impacto de la derrota, hacia adentro hubo lugar para una introspección y profundos replanteos sobre un sello que, en breve, cumplirá dos décadas ininterrumpidas al frente del poder provincial.
De allí, la premura de dar un volantazo y de reaccionar para levantar en octubre. Y eso incluye varias cosas, entre ellas, salir a buscar nuevas voluntades que se incorporen al espacio y que traccionen para el oficialismo. A esta altura, todo suma. Y en esa fase está justamente el PJ Capital.
Así como hacia el interior del mapa provincial a los intendentes, jefes comunales y legisladores departamentales se les exigió más trabajo para revertir los resultados en sus respectivos distritos, el PJ capitalino también asumió el desafío de intentar mejorar su performance.
Es que en el principal bastión electoral de la provincia, la lista encabezada por el diputado Héctor Baldassi aventajó a la comandada por Martín Llaryora por 25 puntos. Esa diferencia demandó especial atención del PJ que en Capital comanda la esposa del gobernador, la secretaria de Equidad y Promoción del Empleo y segunda candidata en la lista, Alejandra Vigo.
Pos PASO, se decidió un esquema de trabajo que incluyó coordinadores para cada una de las 14 seccionales que componen el mapa de la ciudad, que bajaron con la misión de reordenar el trabajo territorial y movilizar la tropa.
A eso, se le sumaron los esfuerzos encarados por Vigo y hasta el propio ministro de Gobierno, Juan Carlos Massei, de tentar a referentes peronistas con esquema propio que hoy juegan para otras fuerzas políticas.
Con esta receta, UPC ya incorporó –por ejemplo- este año a las filas del schiarettismo a una parte de La Jauretche que se escindió del riñón del kirchnerista Martín Fresneda y que hoy forma parte del Comando de Campaña de Capital, representado por la dirigente Soledad Ferraro.
Ahora, un nuevo pase está en marcha y, en este caso, se trata de uno de los candidatos que integra el Frente Córdoba Ciudadana. Sergio Flores es el aspirante número ocho de la boleta que encabeza Pablo Carro y representa la pata peronista en ese frente. El miércoles se reunió con Massei y, según especulan en UPC, su pase formal se daría en los próximos días.
Flores es el dirigente del FIP (Frente Integrador Popular), tiene militancia en Capital y su candidatura dentro del kirchnerismo contó con el respaldo del legislador provincial Franco Saillén. Ahora, fue invitado a sumarse a la estructura capitalina en la víspera del 22 de octubre pero sobre todo pensando en el 2019.

Nuevo rumbo
El cambio de rumbo del PJ cordobés para encarar esta segunda etapa electoral es resultado de un doble proceso que atraviesa hoy Unión por Córdoba: por un lado, responder rápidamente a los desafíos electorales que se plantean para octubre; mientras que por el otro, inicia una reconversión del espacio político mirando ya el 2019. El nuevo sendero elegido para transitar hasta las legislativas incluye virajes en la estrategia de campaña (en lo comunicacional, discursivo y estético) y también nuevas acciones de los candidatos y la dirigencia.
Las cargas de la tarea fueron repartidas según el grado de responsabilidad electoral que tienen los distintos actores políticos dentro del PJ y siguen los lineamientos impartidos por el propio gobernador Juan Schiaretti. El jefe político de UPC pidió un máximo esfuerzo para alimentar el 28,6 por ciento de agosto y advirtió sobre los riesgos a futuro si se UPC sale mal parada en esta elección. El 2019 está muy cerca y el avance de la ola amarilla enciende la luz roja dentro del peronismo.