Intermezzo en el Superior por protesta de ATE

El Consejo Superior de la UNC reinició ayer sus actividades tras el receso invernal con una brevísima (y fallida) sesión.
El motivo fue la protesta protagonizada por miembros de la Orquesta Sinfónica de la UNC, quienes reclaman su contratación como trabajadores de planta permanente, avalados por la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE).
Entre los temas del orden del día se encontraba la aprobación de un reglamento para la Orquesta, que refuerza el rol de espacio de prácticas para estudiantes de música con el que este cuerpo fue concebido desde su creación.
El proyecto que está en tratamiento fue elevado por la subsecretaría de Cultura del Rectorado, a cargo de Pedro Sorrentino, y la concepción del cuerpo como espacio de formación ha sido avalada en numerosas ocasiones por referentes de la Facultad de Artes y de su Departamento de Música. La iniciativa contaría con el apoyo de consiliarios tanto del oficialismo como de la oposición.
Los manifestantes utilizaron sus instrumentos para interrumpir el funcionamiento de la sesión, interpretando obras que incluyeron el himno nacional. Ante la imposibilidad de iniciar la votación de los asuntos del día, el vicerrector Pedro Yanzi Ferreira, quien presidía la sesión, puso a votación el pase a un cuarto intermedio hasta la mañana del viernes.