De asamblea y elecciones por barrio Jardín

En Talleres hay fecha y lugar para que los socios aprueben o no el balance y la modernización del estatuto del club. El 11 de junio comenzará a tratarse una nueva era por barrio jardín en lo institucional. Y a fin de año, escrutinios.

Por Federico Jelic

talleres-eleccionesPasaron las elecciones por barrio Alberdi que terminaron consagrando a Jorge Franceschi como presidente de Belgrano, pero en Talleres tampoco son ajenos a esos aspectos institucionales. Aunque de acuerdo a la naturaleza, aún no está instalado el aroma electoral pero sí el de la asamblea. De acuerdo al estatuto de la institución, se debe realizar una asamblea anual ordinaria por año, y de acuerdo a la agenda, en junio tendrá lugar la del  2017. Pero esta interpretación se encuentra con la disyuntiva y la necesidad de habilitar una asamblea más en función de las elecciones y renovación de autoridades, habida cuenta que en noviembre vence el mandato de Andrés Fassi al frente del club. Y solo la asamblea puede proclamar a los ganadores en las urnas.
Sin embargo, los temas a tratar el 11 de junio venidero otra vez en el Orfeo Superdomo serán igual de urticantes que la vez pasada: la orden del día habla de presentación y aprobación de balances más la reforma de estatuto del club.  ¡Epa!

El estatuto tan temido
A muchos socios no del todo alineados con la política de trabajo de Fassi en Talleres cuando leen estas líneas se llenan de sospechas y también de indignación. Será cuestión de que la misma dirigencia explique el motivo y a su vez, el objetivo de dicho tratamiento. Pero no es algo nuevo: ya desde la asamblea pasada se tocó subrepticiamente la posibilidad de modificar o agregar algunos artículos del estatuto vigente.
¿En qué puntos específicos estarán orientadas las modificaciones? No es un secreto a voces, de hecho desde la misma dirigencia no ocultan la visión de la dirigencia. Puntualmente, desde hace un tiempo vienen tratando con una comisión especial el tratamiento de un artículo o inciso que permita abrir el club al ingreso del capital privado en calidad de inversor o vaya a saber con qué figura.
Pero debemos ser claros en esto: de acuerdo al nuevo estatuto de AFA, instaurado por el Comité Ejecutivo de AFA en tiempos de la Comisión Normalizadora, deja explícitamente aclarado que las entidades en el fútbol argentino deben ser Asociaciones Civiles sin fines De Lucro. Punto
De esta forma, se terminó de eliminar ciertas suspicacias en torno a la posible apertura de las sociedades anónimas y a las privatizaciones, aunque de todos modos, existen ciertas flexibilidades que podrían permitir una participación no vinculante en la toma de decisiones de estos capitales externos en el timón institucional. Pero lo mismo, hay necesidad de poner atención.

Talleres y Pachuca
Desde enero no rige más la colaboración económica, en logística y otros beneficios de Pachuca de México en Talleres, según lo aclaró el propio Fassi en algunas entrevistas. De hecho, la necesidad de subsistir con recursos propios se prolongará hasta junio, cuando una vez culminada y aprobada la asamblea, y que a partir de ese día sean capitales y empresarios locales los que aporten en el giro ordinario del club y en materia de inversiones.
Entonces, a todo ese volumen de capitales e inversiones, Fassi y la cúpula directiva le quieren dar a esta tendencia un marco formal y real, avalado por los socios, con normas claras  y reglamentos acordes a cada caso. De esta forma, no se convertirá Talleres en una sociedad anónima, franquicia, empresa o cualquier otra denominación que muchas veces asusta a los hinchas en cualquier comentario o rumor por las calles.
Igual, está claro que no hay filántropos en el fútbol y que cada empresario que haga un aporte o inversión, intentará conseguir réditos. Entonces, la intención es “marcar la cancha” sin cerrarle la ventana a esta posibilidad de progreso económico. Ahí es donde algunas facciones opositoras muestran su preocupación y desconfianza.
De acuerdo a lo manifestado por el actual mandatario de Talleres, urge la necesidad de sumar aportantes. Porque con los ingresos recaudados con 52 mil socios que se reflejan en los padrones, alcanzan a cubrir apenas el 35 por ciento del presupuesto mensual, que supera ampliamente los 10 millones de pesos. Y entonces, muchas veces se dependen de algunos auspiciantes que por diferentes motivos no siempre abonan a tiempo sus compromisos (sin que esto requiera penalidad) sumado a otros atrasos en los cobros (como los 14 millones de pesos que le deba AFA a Talleres, en concepto de los derechos de TV que fueron arbitrariamente transferidos a otros propósitos), posibilita un desbalance en las cuentas.
Bueno, una vez asentado el ingreso de los capitales externos, estos problemas quedarían solucionados al menos en materia de giro normal en el desarrollo de la institución. Será cuestión (detalle no menor) de pactar antes de la instrumentación, condiciones en la que Talleres no quede desamparado o embargado si no se cumplen los requisitos u objetivos anteriormente notificados. Una especia de  resguardo en tiempos donde el que pone dinero quiere llevarse algo en compensación, como premio consuelo, cuando los negocios no funcionan, o en su defecto, cuando hay progreso y quieren una “tajada” mayor a  la comisión que les corresponde.

Otra vez el Orfeo
Muchos socios no tienen la mejor reputación de la última asamblea. Otros sí: se terminó legitimando a Fassi y su plan en Talleres por los próximos años por la mayoría. Vamos por parte: el hecho de que el “Zorro” haya incurrido en la amenaza de renuncia para convencer a los más de tres mil hinchas presentes si no aprobaban las aristas mencionadas causó un poco de malestar. Ni hablar de cuando se terminó de convalidar la posible venta del predio de las 24 hectáreas en caso de que sea necesario. Pero al final, la democracia hizo su parte y la mayoría convalidó a la asamblea. Hubo un aporte extraordinario no reintegrable de parte de Fassi para que las cuentas cerraran con superávit y sin deudas (muchos tendenciosos con algo de asidero dudaban de la procedencia de esos fondos, argumentando que se trataba de un aporte de Pachuca). Lo concreto es que será en este balance contaría con información que hoy muchos ponen un manto de intriga. Por ejemplo, estarán acreditados los ingresos de parte de Palermo de Italia por el Mecanismo de Solidaridad por la venta de Javier Pastore de Huracán de Parque Patricios a Europa (350 mil euros), más otros detalles sobre las transacciones con Boca Juniors por Sebastián Palacios, Juan Cruz Komar, más los espinosos temas de Nazareno Solís y Cristian Pavón.
Por lo pronto, la cita está pactada para el domingo 11 de junio a las 9.45 en la sede de Orfeo Superdomo. A partir de allí, la recta final a las elecciones a fin de año serán más lógicos, donde Fassi apuntará a prorrogar su mandato hasta 2020 en las urnas.