Apross se quedaría sin anestesistas

Tal como anunció hace dos semanas el dirigente K y médico Fabián Francioni, más del 95 por ciento de los anestesistas renunciaron a prestar servicios para la obra social provincial.

apross-618x307Tal como anunció hace dos semanas  el dirigente K y médico Fabián Francioni, más del 95 por ciento de los anestesistas renunciaron a prestar servicios para la obra social provincial.

El secretario general de la Asociación de Anestesiología, Analgesia y Reanimación de Córdoba (Adaarc), José María Catá, confirmó que a partir del 23 de enero los afiliados deberán pagar de forma particular los servicios de cada profesional.

Catá aseguró que hasta el viernes de la semana pasada el sector esperaba “llegar a un arreglo”, para poder subsanar deudas y actualizar honorarios.

En el marco del conflicto entre los anestesistas y la Provincia, Francioni – ex intendente de Leones, ex diputado nacional y ex candidato a senador por el FpV- dijo a mediados de mes que muchos  profesionales estaban dispuestos a renunciar a la Administración Provincial de Seguro de Salud (Apross).

A principios de noviembre, la Adaarc comenzó una protesta por supuestos incumplimientos. La medida motivó que la obra social presentara un amparo y se dictara una conciliación obligatoria.

El ministro de Salud, Francisco Fortuna, precisó que si bien el Gobierno estaba dispuesto a dialogar, el Apross “no le debe un peso” al sector. Además, declaró que la entidad “está asociada a una actitud corporativa”.

“Se creen dueños de la prestación de un servicio sanitario”, disparó Fortuna, quien calificó como “excesivas” las actitudes de los anestesiólogos comandados por Francioni, con quien ya tuvo cruces en el pasado.

Antes, a poco de que comenzara la disputa, el gobernador Juan Schiaretti anunció que, vía acuerdo con el rector de la Universidad Nacional de Córdoba, Hugo Juri, la Provincia abrirá una “escuela de anestesistas”, para acabar con “las acciones de quienes creen que tienen la vaca atada”.

“Actúan como si fuera un círculo nobiliario y creen que pueden hacer lo que quieran con la salud de los cordobeses”, señaló el mandatario.