Macri y Schiaretti avanzan con reformas políticas simultáneas

El oficialismo provincial oficializó un proyecto en el que se introducen modificaciones en relación a la limitación de los mandatos y al calendario electoral provincial.

Macri SchiarettiLa reforma política es uno de los temas donde la sintonía entre el gobierno provincial y el nacional se plasmó más armónicamente. Esta “coincidencia estratégica”, como la definió el mandatario cordobés, se hizo realidad mediante apoyos cruzados en sendos proyectos legislativos.
En el orden provincial, los ejes definidos al inicio de la gestión estaban en consonancia con las ideas fuerza que el gobierno nacional plasmó en el proyecto que presentó ante la cámara de diputados. A esto se sumaron luego algunas iniciativas que fueron inspiradas en iniciativas que la gobernadora de la provincia de Buenos Aires, María Eugenia Vidal, aprobó para su distrito.
En este sentido, el bloque de UPC presentó en la comisión especial de Reforma Política de la legislatura, un proyecto de limitación de reelecciones en todos los cargos electivos de la provincia. De ser aprobado; los intendentes, legisladores, concejales y tribunos de cuenta provinciales y municipales s solo podrán ser reelectos una vez en sus cargos.
Al igual que en el antecedente bonaerense, la iniciativa considera al actual como primer período por lo que quienes hoy ostenten alguno de los cargos mencionados solo podrán aspirar a una candidatura más para el mismo.
Más allá de este punto, el oficialismo cordobés incluyó un tema que, si bien figuró al inicio en la agenda de Macri, aun no pudo conseguir consensos en el congreso nacional: El ordenamiento del calendario electoral para evitar la proliferación de comicios. En este sentido, proponen que una vez fijada la fecha de elecciones de las autoridades provinciales (gobernador, legisladores y tribunal de cuentas) los intendentes deben convocar a sus elecciones entre treinta días antes y treinta días después de dicha fecha.
Esta iniciativa impactaría principalmente a los municipios que no tengan carta orgánica propia, aunque los demás podrán adherir a la legislación provincial. Además, el proyecto sobre el ordenamiento de calendario electoral establece el 1° de marzo como la fecha límite para que el gobernador convoque a elecciones.
Estos puntos contarían con el apoyo de los bloques opositores en la legislatura unicameral. La incorporación de la boleta electrónica en las categorías provinciales también estaría consensuada. De todos modos, Córdoba recién debería implementar el cambio en 2019 por lo que su aprobación no tiene urgencia. En este sentido se habría acordado esperar el resultado del tratamiento en el senado del proyecto de reforma política nacional para avanzar con el local.
En ese sentido, el gobernador Schiaretti expresó su rotundo apoyo a la iniciativa nacional. Junto a nueve mandatarios provinciales peronistas visitó al presidente de la Nación a fin de exponer su posición sobre el tema mientras se trata en el Senado de la Nación.
Además del mandatario cordobés, estuvieron Domingo Peppo (Chaco), Juan Urtubey (Salta), Mario Das Neves (Chubut), Rosana Bertone (Tierra del Fuego) y Gustavo Bordet (Entre Ríos), Alberto Weretilneck (Río Negro) y Omar Gutiérrez (Neuquén).
En este punto, la posición de los jefes territoriales peronistas choca con la de los sectores más relacionados con el kirchnerismo que vienen sosteniendo una feroz oposición. El gobierno nacional necesita celeridad en el tratamiento, dado el tiempo que requiere una correcta implementación, y los gobernadores parecen decididos a dar una mano.