Macrista Frizza niega ahora la Carta Orgánica para Jesús María

p09-1El intendente macrista de Jesús María, Gabriel Frizza, recalcó que la redacción de una Carta Orgánica no figura entre las prioridades de su segunda gestión, lo que reavivó las críticas de los otros partidos políticos, entre ellos el aliado provincial del PRO, la Unión Cívica Radical.
Jesús María es una de las ciudades más importantes del interior provincial que aún no cuenta con una Carta Orgánica propia, pese a que es una de las habituales promesas de campaña electoral.
De hecho, el propio Frizza, de pasado radical y juecista, antes de desembocar en el macrismo, lo había propuesto como una de sus principales banderas para ganar la Intendencia por primera vez en 2011. Incluso, secretarios de su gabinete han recorrido ciudades vecinas a Jesús María para promocionar las ventajas de contar con una carta orgánica que rija los destinos municipales.
Las ciudades que no se rigen por una carta orgánica propia tienen como ley de funcionamiento político a la 8.102, que permite la reelección indefinida de los intendentes.
Las cartas orgánicas, en sentido contrario, establecen límites a las reelecciones, y aquí creen ver algunos dirigentes de la oposición, radical y peronista, el motivo por el cual Frizza esquiva impulsar la convocatoria a una convención constituyente municipal. Aunque no sería la única razón.
“No es una prioridad para la ciudad”, dijo Frizza días atrás, para descartar el proceso constituyente local.
“La postura es que no está en los planes del Ejecutivo la redacción de la Carta Orgánica. No va a ser un tema que tengamos en agenda por lo menos por bastante tiempo”, consideró el intendente.
El macrista subrayó que el tema no formó parte de la propuesta de campaña con la que ganó la elección en junio pasado, por lo que, entiende, tampoco es una exigencia de los vecinos de Jesús María.
Frizza ganó la elección del 14 de junio al frente de una alianza entre el PRO, el Frente Cívico, el FAP y la agrupación vecinalista que él lidera con 43 por ciento de los votos. Segundo fue el candidato de la UCR, Héctor Picat, con el 33 por ciento.
Para Frizza, la ley 8102 reúne todas las condiciones necesarias para gobernar la ciudad, argumentando en forma contradictoria con lo que pensaba hace cuatro años, cuando aún no era macrista.
Llamativo resulta también que se oponga a la implementación de las PASO, que forman parte de las reformas políticas que apoya Mauricio Macri.

LA OPOSICIÓN

El radical Picat, concejal electo, enfatizó que una carta orgánica propia reforzaría la “institucionalidad” de la ciudad. “Cuando asumamos (en la banca) vamos a propiciar avanzar en ese tema”, anticipó. Y recordó: “el intendente l prometió en la campaña electoral anterior y no cumplió; debe ser por alguna conveniencia política”, sospechó.
En tanto, el peronista Mario Bosco criticó que en Jesús María los contratos de los municipales se renueven cada treinta días.