Presidente UCR acusó a Juez de no ser “leal”

2015-06-16_AGUAD_JUEZ_web[dc]J[/dc]orge Font dijo ayer sobre Luis Juez una verdad que todos conocen en el mundo político cordobés, menos Oscar Aguad: “No lo veo leal”. El presidente del Comité Central de la Unión Cívica Radical acusó a Juez de criticar más a su partido que al candidato del peronismo, Juan Schiaretti, o al gobernador José Manuel de la Sota.
Aguad, de todos modos, insistió con que se siente acompañado por Juez, a quien calificó de “fortaleza”.
Juez ya había advertido que si la alianza pierde no sería su culpa. El lunes, responsabilizó a Aguad de limitar su esfuerzo.
En declaraciones a radio Universidad, Juez había dicho: “Creo que Aguad no está aprovechando todas las oportunidades. Schiaretti es un flan como candidato y al Gobierno provincial se le puede entrar por todos lados por la corrupción. En una campaña hay que trabar con la cabeza, si querés ganar”. “Quise ser candidato y no me dejaron, pero no tengan dudas de que si lo hubiera sido, a este gordo (por Schiaretti) lo -agarro del cuello y lo meto bajo el agua”, manifestó.
Además, el jefe de campaña le reclamó a los radicales que pongan más entusiasmo.
Font hizo lo que Aguad no: lo puso en vereda. “En vez de dirigir sus objetivos contra el partido radical debería hacerlo contra De la Sota y Schiaretti, pero de ellos no dice nada, hace rato. Parecería que toma distancia de algo que prevé como no muy exitoso. Yo creo que Luis no está respetando los términos de la alianza. Un jefe de campaña debe ser leal a la idea a la que fue convocado. Yo no lo veo leal”.
La traición de Juez al radicalismo era previsible, pero para después de las elecciones. Una vez más, superó su propia marca: olfateando lo que señalan las encuestas busca desmarcarse de lo que tema sea una derrota.
Aguad declaró ayer en Pulxo que “el radicalismo solo no puede gobernar. El peronismo tampoco”. Además, sostuvo que “sería un tonto” si busca la ruptura de la alianza.

Juez
Por su parte, después de 16 años de gestión de Unión por Córdoba “los cordobeses tenemos que tener en claro que la seguridad de la provincia no es un problema de la policía, es un problema del poder político, por lo tanto si no cambiamos el poder político vamos a seguir padeciendo esos problemas”, manifestó Juez.
“De la Sota y Schiaretti son los responsables políticos de la formación de los 24.500 policías que tiene la provincia, por lo tanto hay un modelo que va a persistir mientras ellos estén en el gobierno. Necesitan de una policía corrupta para tapar la corrupción del poder político”, manifestó a Télam el legislador nacional.
Juez insistió permanentemente con la “corrupción policial y política” del delasotismo, al sostener que “están presos gran parte de la cúpula policial” por la causa denominada ‘narcopolicías’ y por los saqueos de diciembre de 2013 cuando los efectivos policiales se acuartelaron.
“Todo lo que hace la policía tiene el aval del gobierno provincial, es decir mientras haya corrupción en la fuerza de seguridad los vecinos vamos a estar desprotegidos”, consideró Juez.
Con respecto al Plan de Seguridad Integral (PSI) que el sector anunció ayer para implementar en la provincia en caso de ganar las elecciones provinciales del 5 de julio, y que tiene como modelo el que está vigente en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, el senador nacional dijo que “es un plan que necesita de una dirigencia distinta a la que tenemos hoy en el poder político provincial”.