Cristina, en reposo hasta el miércoles (inclusive)

DYN02.JPGLa presidenta Cristina Kirchner deberá permanecer en reposo hasta el miércoles inclusive, debido al cuadro de laringofaringitis que sufrió la semana pasada, por lo cual se ausentará del acto oficial del Día de la Independencia, en San Miguel de Tucumán. De acuerdo con un comunicado de la Unidad Médica Presidencial, “la Presidenta de la Nación, Cristina Fernández de Kirchner, continúa cursando el cuadro evolutivo de faringolaringitis aguda severa que la afecta”.
“Por prevención, se indica realizar sus tareas habituales en la Residencia Presidencial de Olivos hasta el miércoles 9 de julio inclusive, cuando se cumplirá una semana del inicio del cuadro clínico y la aplicación del tratamiento correspondiente”, dice el comunicado, firmado por los médicos Marcelo Ballesteros y Daniel Fernández, de la Unidad Médica Presidencial.
El miércoles de la semana pasada Cristina Kirchner suspendió el viaje que tenía previsto realizar ese día a Paraguay, afectada por un cuadro de faringolaringitis aguda, por lo que se le prescribió un reposo de 24 horas. El día anterior, durante el acto que encabezó en la Casa de Gobierno en homenaje a los ex presidentes Juan Domingo Perón e Hipólito Yrigoyen, dijo públicamente “ando media disfónica porque mi nieto Néstor Iván me contagio su laringitis”.
Esta fue la antesala de una típica enfermedad invernal que la obligó a suspender su visita oficial a Paraguay donde tenía previsto reunirse con el mandatario Horacio Cartes, con quien tenía en agenda varios temas. Pero el jueves, la Unidad Médica Presidencial extendió por 24 horas el reposo que la jefa de Estado está cumpliendo este fin de semana en la residencia de Olivos mientras que hoy se informó que deberá tener el reposo médico hasta el miércoles “inclusive”. De acuerdo con la agenda presidencial, para hoy la jefa de estado tenía previsto recibir con un almuerzo al presidente de Armenia, Serzh Sargsyan, quien realizará una visita de tres días en el país con encuentros protocolares con las autoridades y la colectividad de ese país.
Hasta el momento no se indicó oficialmente si será el vicepresidente Amado Boudou, quien encabece la tradicional ceremonia en San Miguel de Tucumán, que cada 9 de julio pasa a ser la capital federal, como consecuencia de lo cual los jefes de Estado y el gabinete nacional deben trasladarse hasta allí.
A esta celebración fueron invitados los presidentes Nicolás Maduro (Venezuela), José Mujica (Uruguay), Rafael Correa (Ecuador) y Evo Morales (Bolivia), según confirmó el gobernador anfitrión, el kirchnerista José Alperovich. La eventual presencia de los mandatarios extranjeros se daba en medio de las tratativas que realiza Argentina frente a los fondos buitres y el fallo adverso de la Justicia de los Estados Unidos.
La ceremonia central se desarrollará en el Teatro Mercedes Sosa de la capital tucumana, anticipó Alperovich quien, en declaraciones a la prensa local, precisó que la presencia de esos cuatro mandatarios latinoamericanos fue confirmada por el secretario general de la Presidencia, Oscar Parrilli. Este acto del 9 de Julio caerá en la misma jornada en la que la Selección de Argentina disputará un trascendental partido de semifinales en el Mundial de Fútbol de Brasil, contra Holanda.
La última vez que el acto por el Día de la Independencia argentina reunió a jefes de Estado de la región fue en 1991, cuando al entonces presidente Carlos Menem, con sus colegas Luis Alberto Lacalle (Uruguay), Andrés Rodríguez (Paraguay) y Jaime Paz Zamora (Bolivia) compartieron el palco durante la ceremonia. En tanto, la última presencia de mandatarios extranjeros en la provincia fue a principios de julio de 2008 cuando se realizó en Tucumán la cumbre del Mercosur y llegaron seis presidentes latinoamericanos.