Comité de recepción de Suoem a nuevos funcionarios: paros

2014-05-13DANIELLE_web
Como en un bautismo, Rubén Daniele da la bienvenida con asambleas a los nuevos funcionarios que se suman a la comunidad municipal.

Que las asambleas municipales modifiquen la agenda de los funcionarios del Palacio 6 de Julio y reparticiones ya no es novedad. Más grave es aún que las habituales retenciones de servicio trastoquen las actividades de los contribuyentes y vecinos. La mala prensa diaria, irreversible, que puede tener una gestión política.
Cierto es que esta realidad no sólo le pesa al actual intendente Ramón Mestre. Cada uno de los conductores de la Municipalidad, cualquiera sea su sello político, experimentaron en carne propia los calculados movimiento del avezado Rubén Daniele y sus dirigidos. Los efectos del histórico dirigente sindical están siendo comprobados en carne propia ahora por los flamantes secretarios, subsecretarios y directores.
Voceros del gremio aseguran que las asambleas no son generalizadas. En las escuelas municipales, por ejemplo, las asambleas llevan algunas semanas. Por caso, en dos establecimientos las clases debieron ser interrumpidas por problemas de infraestructura. No obstante, en otras áreas se reactivan reclamos que quedaron pausados mientras el Intendente decidía a quiénes ubicaría en despachos centrales, tras la salida de cinco secretarios que parecían intocables.
No deja de ser llamativa la localización actual de los conflictos. Si se observa rápidamente el “mapa de asambleas” se llega a la conclusión de que los reclamos se concentran en su mayoría en las áreas que detentan nuevos responsables. En la lista de requerimientos pueden citarse los típicos del caso: pago de deuda salarial, insumos, recursos humanos, entre otros puntos.
Resuelto el frente gremial en los hospitales y dispensarios dependientes del municipio, los profesionales y agentes que se desarrollan en el servicio de emergencia 107 decidieron abrir fuego. También, en el Centro de Capacitación de Transporte y Tránsito, situación que obligó a sus responsables a prorrogar los carnets vencidos hasta el 30 de mayo. El paliativo no convence a los transportistas porque quedan por fuera de la cobertura de sus seguros y no plantea soluciones a quienes se acercan por primera vez para tramitar su licencia.
Situación similar se experimenta en Prensa y Difusión. Aunque lo descabellado del caso es que las asambleas se justifican por “falta de diálogo” según consigna en sus espacios de comunicación en gremio. Los dardos apuntan al secretario Privado de Mestre, Mariano Font.
Y la lista sigue: Entes Privados, Control Ambiental, Impacto Ambiental, Universidad del Ambiente, Observatorio Ambiental, Jardín Botánico y Reserva San Martín. Hasta allí, las informadas por el Suoem. En tanto, en áreas operativas, tras la resolución del conflicto con la Policía de Tránsito, se están cocinando conflictos en Señalización y Obras Viales.
El bautismo para los nuevos funcionarios que preparó el Suoem no tendría otra finalidad que ponerlos al corriente de las “modalidades” de relación. Pero, fundamentalmente, de los acuerdos trabados con respecto a los reclamos con sus antecesores en el cargo. El gremio responderá con más asambleas apenas olfatee la intención de los nuevos mandos de hacer “borrón y cuenta nueva”.
Bajo todo punto de vista refutan los dichos recientes de Mestre para explicar las asambleas. Cabe recordar que el pasado viernes, en diálogo con la prensa, el referente radical deslizó que Daniele está teniendo dificultades para mantener alineada a la tropa. El intendente se animó a cuestionar quizás uno de los atributos del dirigente que le garantizó la cima de la cúpula gremial por casi tres décadas.
La guardia del economista respondió. El desconocimiento de funciones y manejos del área preocupa al gremio municipal que vaticina una demora en la concreción de nuevos acuerdos. O, lo que es lo mismo, la prolongación de los conflictos que podrían endurecerse con el paso de los días.