La Estrategia K: retener poder después de 2015

Por Rosendo Fraga
para nuevamayoria.com

2014-05-06CRISTINALa estrategia del oficialismo en los 20 meses hasta el fin del mandato, en diciembre de 2015, es retener poder y el Congreso es un ámbito donde busca aprovechar la mayoría que tiene. Aprobado el acuerdo para indemnizar a Repsol, ahora avanza con un proyecto que ha consensuado, como es el destinado a reducir el trabajo informal o en negro. Pero también avanza con el cambio de la legislación procesal penal, tema en el cual la oposición no coincide. Se trata de un paso en la dirección de la reforma del Código Penal, que el gobierno ha llevado a debatir en las universidades para ampliar el consenso “académico” para su proyecto “garantista”, que no tiene apoyo en la gente en momentos que crece la inseguridad. Sancionar los nuevos Códigos Penal y Civil aprovechando las mayorías parlamentarias sigue siendo el objetivo de la Presidente. Manteniendo su apoyo a los sectores más radicalizados de su coalición, envió al Congreso un proyecto -que no parece tener justificación- para estatizar la Universidad de la Madres de Plaza de Mayo, que tiene una deuda de 200 millones de pesos. El proyecto para regular los piquetes como forma de protesta ha dado sus primeros pasos en Comisión. Por su parte, el Presidente de la Cámara de Diputados (Domínguez) ha presentado un proyecto para regular el comercio de granos y un diputado de La Cámpora y el apoderado del PJ – también diputado- han presentado otro para que los legisladores argentinos del Parlamento del Mercosur sean elegidos en forma directa y por distrito único el mismo día de la elección presidencial. Ello permitiría a la Presidente participar en las PASO y las elecciones encabezando la lista de candidatos del oficialismo y ser electa, gozando de los fueros parlamentarios entre 2015 y 2019.
La mayoría parlamentaria es decisiva para el proyecto oficialista de mantener poder en la justicia, como lo muestra la designación de 300 nuevos subrogantes. El subrogante es el juez designado para cubrir un cargo si el titular no puede entender en una causa o el cargo ha quedado vacante. Lo que era una excepción, el Kirchnerismo lo ha transformado en sistema. Cuando un juez o fiscal no es conveniente para el poder político, se lo impugna y se designa un subrogante. Mientras los titulares son designados por dos tercios del Senado previa propuesta del Consejo de la Magistratura, los subrogantes no pasan por esta instancia y además son designados por mayoría simple. Entre los 300 hay subrogantes para la Corte, la justicia de primera y segunda instancia y los fiscales. Fueron dos fiscales subrogantes los que a fines de la semana pasada denunciaron por complicidad en la fuga de un capellán acusado de vinculaciones con violaciones a los derechos humanos al Obispo de Bahía Blanca, justo días antes de que a partir de hoy se reúna la Comisión Permanente del Episcopado para emitir un documento crítico sobre la situación del país y las políticas del gobierno en temas como pobreza, narcotráfico y los proyectos de nuevos códigos penal -trata el aborto- y civil -legisla sobre inseminación artificial-.
Afianzar el poder frente a las provincias es otro objetivo del gobierno, que impulsa una ley para quitar a los gobernadores el rol que la Constitución les da en materia energética. El gobernador de Neuquén (Sapag) se encuentra en los EE.UU. buscando inversores para 11 áreas petroleras -la mayoría del yacimiento Vaca Muerta- y la Casa Rosada quiere concentrar este tipo de decisiones en manos nacionales, ya sean las del gobierno o YPF. Prepara para ello una ley que reglamentará el ejercicio de la propiedad de los recursos por parte de las provincias, establecido en la reforma constitucional de 1994. El titular de YFP (Gallucio) es un “candidato sorpresa” que la Presidente analiza para 2015. Mientras tanto, el oficialismo busca complicar la candidatura de Scioli con diversas acciones. El viernes 9 asume el gobernador de Jujuy (Fellner) como nuevo Presidente del PJ, desplazando a Scioli que venía ejerciendo el cargo con discreción desde la muerte de Kirchner hace tres años y medio. Por su parte, el intendente de La Matanza y Presidente del PJ bonaerense (Espinoza) apoyó públicamente la candidatura kirchnerista de Uribarri, quien se presenta como la “continuidad de Cristina”. El gobernador de San Juan (Gioja), que dos meses atrás apoyaba a Scioli, aunque sigue reconociendo que es el mejor candidato del oficialismo en los sondeos, le ha organizado un acto en su provincia a Florencio Randazzo, otro precandidato del Kirchnerismo. Percibiendo los riesgos, el gobernador bonaerense en las próximas dos semanas visitará 6 provincias, buscando que su candidatura no pierda terreno en el interior del país.
La modificación a la ley de medios es otra iniciativa que analiza el gobierno, para la cual también usaría su sólida mayoría parlamentaria. En la visión del gobierno, mientras Lanata con altos ratings sigue debilitando al oficialismo con denuncias, Tinelli, con máximos de audiencia, está apoyando las candidaturas de Massa y Scioli, haciendo una buena presentación de ambos en imitaciones y comentarios. Ambos están en Canal 13 del Grupo Clarín. La presentación del grupo transfiriendo algunas de sus unidades a herederos de sus accionistas se ha realizado sobre antecedentes similares ya aprobados por el gobierno. Para impedir este tipo de propuestas, el oficialismo analiza ahora una modificación de su propia ley. Los altos ratings de Lanata y Tinelli -al igual que el de radio Mitre con Longobardi, quien tiene más de la mitad de la audiencia total- han vuelto a poner el conflicto con Clarín como cuestión prioritaria para el gobierno. Mientras tanto la Presidente sigue con una presencia mediática intensa, habiendo hablando dos veces la semana pasada. Ha insistido en usar el término “empoderar”, que significa hacer irreversibles los cambios, transfiriéndolos a la gente para ello. Lo hace al mismo tiempo que mantiene su línea ideológica, al decidir instalar grandes murales de figuras como el Padre Mujica y Arturo Jauretche -en uno de sus discursos los confundió con otro pensador del nacionalismo, Raúl Scalabrini Ortiz-, celebra la inauguración de una radio mapuche en Neuquén y ya llegan a 92 en todo el país los lugares que llevan el nombre de Néstor Kirchner.
En conclusión: el Kirchnerismo busca aprovechar al máximo sus mayorías parlamentarias para retener poder con vista al próximo período presidencial, en el que Cristina ya no estará a cargo: en la Justicia, con la designación masiva de centenares de subrogantes, postergando al mismo tiempo los definitivos es la estrategia más importante; para subordinar a los gobernadores, analizando iniciativas como reducir su rol en materia energética y contener o debilitar a Scioli como alternativa presidencial del PJ; y, por último, en los medios, donde la estrategia central es avanzar sobre el grupo Clarín, cuya acción desde Canal 13 y Radio Mitre es la preocupación central de la Casa Rosada, en momentos que los sondeos no le son favorables.