Kicillof espera hoy gesto del Club de París; anticipa negociación a largo plazo

DYN15.JPG[dc]E[/dc]l ministro de Economía, Axel Kicillof, aceptó que ante el Club de París se presentaron solamente “lineamientos generales y provisorios” para saldar la deuda impaga y enfatizó que el Gobierno “no aceptará condicionalidades”, en referencia a tener en vigencia un programa con el Fondo Monetario Internacional (FMI) que incluya una auditoría, tal como es de estilo en estos casos.
Advirtió que la negociación “será un proceso largo”. Aunque omitió dar detalles de lo entregado a la secretaría del organismo.
El ministro aclaró que “la Argentina presentó lineamientos generales” que podrían tener una primera repuesta hoy, tras una reunión ordinaria del Directorio del organismo y eludió precisar además cuál es el monto de la deuda en discusión.
En ese sentido, afirmó que “esos lineamientos todavía tienen un carácter provisorio, porque son objeto de discusión con los diferentes países”.
Al respecto, se negó a hacer precisiones, porque “a su vez, esa respuesta de los países va a dar lugar a una respuesta de la República y así sucesivamente se va a ir avanzando en esos lineamientos”, justificó.
En una conferencia de prensa que ofreció en el Palacio de Hacienda, el titular de Economía indicó que el trazo grueso de los lineamientos definen que “la Argentina va a cumplir con los compromisos que existan con la entidad mientras que las soluciones que se ofrezcan aseguren la sustentabilidad” del proceso y que “no se aceptarán condicionalidades”.
“No vamos a hacer pagos más allá de nuestras posibilidades ni a expensas del crecimiento ni la inclusión social. No vamos a aceptar condicionalidades y no vamos a ofrecer un pago que ponga en dificultades nuestro modelo económico”, insistió el funcionario.
Kicillof subrayó que “estamos haciendo una propuesta en base a nuestras posibilidades y esto no implica discutir la política argentina como un todo”.
El ministro precisó que realizó la presentación ante la secretaría del Club de París, la que elevará el requerimiento al Directorio para su tratamiento.
El Directorio del Club de París mantendrá hoy mismo una reunión ordinaria y Kicillof sostuvo que entonces habrá una primera respuesta.
Sobre esa cuestión, afirmó que “tiene que haber una respuesta. Lo que realmente desconozco es si ocurrirá inmediatamente en el día de mañana (por hoy), si los países miembros se tomarán un tiempo para pensarlo, si será puntual o general”.
También remarcó que “no hay peor acuerdo con un acreedor que aquel que no se puede cumplir”, al tiempo que reiteró que “la sustentabilidad es una cuestión central”.
El Club de París, que está formado por 19 países, de los cuáles con 16 la Argentina mantiene deudas, toma todas sus decisiones por consenso, así que es muy difícil saber si los “lineamientos” generales serán aceptados en primera instancia.
El ministro indicó que durante el proceso habrá un intercambio continuo de documentos. Además no aventuró el monto a renegociar y se escudó en que “no se ha hecho una conciliación de la deuda en detalles” y precisó que el número final surgirá de este proceso. Por último, indicó que estaba “muy optimista”.