Aviso de Negri a Mestre: “la gestión es la prioridad”

p06-1Mario Negri le envió a Ramón Mestre a través de una entrevista por LV16 de Río Cuarto una postal para las fiestas, con el mensaje de que “la prioridad” es la gestión municipal, como paso previo para imaginar un futuro provincial en 2015.
Las candidaturas, dijo Negri, “no se potencian por la crisis de los otros, sino por lo que uno hace”. Para el actual diputado nacional, a la Unión Cívica Radical se le presenta un buen escenario político por la crisis del modelo delasotista, tan claramente expresado durante este mes, pero no debe perderse de vista que las propias chances dependen del posicionamiento de los posibles candidatos. En ese sentido, habló en plural, ya que además de Mestre destacó al intendente de Río Cuarto, Juan Jure.
“Tienen una enorme responsabilidad. Si a usted le va muy bien en las gestiones puede soñar con otras posibilidades y expectativas”, sostuvo.
“Creo que hoy la preocupación central en la Capital es la gestión; ésa es la prioridad”, remarcó.
Para Negri, “se agotó el modelo que encabezó De la Sota, que enamoró a la gente, que tuvo éxito cuando bajó los impuestos”.
En su análisis del modelo, señaló que “se hizo algo en infraestructura, se hizo nada en vivienda, se hizo prácticamente muy poco en energía, seguimos con la misma red de gas, de educación ni hablemos, y en materia de desigualdad, en políticas de salud fue muy pobre”.
“En los últimos años (al gobernador De la Sota) se le han acabado las ideas”, expresó.
Negri advirtió que De la Sota “comenzó una carrera alocada por la candidatura a presidente, y pasamos el peor diciembre de la historia por los saqueos, por la falta de previsión del gobierno y de su política de seguridad”.

La UCR en 2015
Por otro lado, en declaraciones a Tiempo Argentino, Negri opinó sobre cómo debe desenvolverse el radicalismo nacional de cara al 2015.
“Tenemos una asignatura pendiente: demostrar que un gobierno de coalición puede resolver problemas pendientes, recuperando el valor de la ley y la transparencia. Es una asignatura pendiente porque la última experiencia fue la de la Alianza y fracasó. Algunos dicen que fue porque no tenía programa. No es cierto. A mi criterio falló la forma en la que se manejó la coalición. Es importante también que terminemos con el concepto de que Argentina no se puede gobernar sin el peronismo, que no se cambie PJ por PJ, que es como el pan con pan. Ese es nuestro desafío”, reflexionó.
Para Negri, un programa formulado con anticipación es fundamental: “Tenemos que construir confianza entre nosotros y acordar un programa. Muchas veces hay que trabajar más y hablar menos. No podemos mandarle una señal al electorado seis meses antes de la elección. Hay que hacerlo un año y medio antes, mostrando a los argentinos que estamos capacitados para ganar y gobernar. Por otra parte, no debemos tenerle temor al debate interno. Si nosotros discutimos nos dicen que no estamos para gobernar, si lo hace el peronismo dicen que se están reproduciendo. Todos estos desafíos dependen de nosotros”.
Finalmente, consideró que de la futura entente “deberían participar el Partido Socialista, Elisa Carrió, en el caso de Capital, Libres del Sur y todos los que fueron nuestros aliados y con los que trabajamos. Además, no debemos tener una visión cerrada del poder. Podemos inspirarnos en la experiencia de la Concertación chilena o del Frente Amplio en Uruguay, pero tenemos la de Santa Fe. Ahí hay una pirámide invertida: el radicalismo tiene el 90% de los municipios que gobierna el Frente Progresista y el gobernador es socialista”.