Illia y Alfonsín, anabólicos de la campaña radical

_MG_7650[dc]L[/dc]os radicales celebraron anoche los 50 años de la asunción de Arturo Illia y los 30 del triunfo electoral de Raúl Alfonsín. El acto realizado en la Casa Radical, estímulo para encarar el tramo final de la campaña, graficó el optimismo partidario por conseguir la victoria en la ciudad de Córdoba. Estuvo Ramón Mestre, pero no Oscar Aguad, de gira por el sur.
En los últimos días una nueva encuesta radical confirmaría que la derrota capitalina en las PASO habría sido invertida por una victoria, fundamental para ratificar la recuperación electoral de 2011 y proyectar a la UCR con expectativas provinciales hacia el 2013.
La diferencia para la lista que encabeza Oscar Aguad sería de entre tres y cuatro puntos sobre la de Unión por Córdoba. Esa confianza fue como un imán para la convocatoria en la Casa Radical.
El más aplaudido de la noche fue el intendente Ramón Mestre, quien se sentó en la primera fila junto al vice, Marcelo Cossar, y el presidente del Comité Central, Alberto Giménez.
También llegaron a Córdoba dirigentes nacionales, como Juan Manuel Casella, Alicia Mastandrea, Elba Roulet y Leandro Despouy, entre otros. De los cordobeses, fue muy aplaudido el ex gobernador Eduardo Angeloz.
De los principales candidatos sólo estuvo Soledad Carrizo. Aguad estaba en Huinca Renancó y Diego Mestre recorriendo la Capital.
La ausencia de Aguad sirvió de comidilla para la mayoría mestrista. Las barras mestristas y aguadistas cruzaron ironías, y algunos dirigentes se divertían comentando que, después de todo, siendo Aguad un admirador de Arturo Frondizi, poco tenía que hacer en un acto de homenaje a Illia. Parecía una manera de revivir el viejo duelo UCRI-UCRP.
Uno de los discursos más destacados fue el del presidente de la Juventud Radical, Lucas Castro, quien pidió un “costado socialdemócrata” para la UCR.

2015
A su turno, Carrizo, luego de los elogios a Illia y a Alfonsín, llamó a “recuperar el gobierno provincial en 2015”
Alberto Giménez, en el mismo tono, anunció que “vamos por el triunfo de nuevo: octubre es radical”. “Están las plazas esperándonos para festejar el triunfo de nuestro partido”, agregó.
El presidente de la UCR dijo que el kirchnerismo tiene un relato “demagógico y adulador, mientras que el del radicalismo es una historia civil construida por líderes civiles”.

Drogas: Aguad pidió explicaciones a De la Sota

El candidato a diputado nacional de la UCR, Oscar Aguad, dijo ayer en Calamuchita que “es necesario exhortar al gobernador José Manuel de la Sota a que explique al pueblo cuáles son las verdades conocidas, las verdades ocultas, y además cómo se soluciona el problema que puede dejar a la Provincia expuesta y vulnerable al narcotráfico”.
“La enorme capacidad de corrupción que tiene el narcotráfico, tanto de funcionarios policiales como políticos, son la causa de tantos temores, y es necesario saber quiénes están implicados, cuál es la causa de la renuncia de funcionarios políticos y todo aquello que la sociedad se pregunta sin que nadie pueda acercarle respuestas”.
“El silencio dispara sospechas, éste es un tema de Estado que nos involucra a todos: a los que tenemos la responsabilidad de gobernar, a los que tienen la obligación de informar y a los que tienen la obligación de investigar”, expresó.
El radical repasó algunas de las cuestiones más polémicas del caso: “Drazile en sus apariciones mediáticas dijo que la querella compartía su criterio. Hoy la viuda lo ha denunciado. Ahora sabemos que el auto fue lavado en una dependencia policial, sin que se hayan tomado todas las medidas de resguardo de pruebas. La viuda también ha revelado que la trágica tarde de la desaparición de Alós se instaló en su casa un policía, que no era amigo de la familia y que es uno de los detenidos por la causa de la Justicia Federal. También sabemos que Alós se había olvidado en dependencias policiales el arma que finalmente lo mató, razón esta que casi descarta por completo que el policía hubiera pensado en suicidarse. Como si fuera poco todo esto, en el día de hoy, el abogado de la viuda ha señalado que la carta que se le adjudica a Alós, no habría estado en el vehículo en un primer momento”.
Aguad sostuvo que “no quiero ser parte, ni por acción ni por omisión, de la responsabilidad que el narcotráfico en Córdoba se quede con el futuro de nuestros jóvenes, con la destrucción de familias enteras y con la ruptura del tejido social”.
“Probablemente éste sea el hecho institucional más grave acaecido en Córdoba desde la recuperación democrática y necesitamos que el gobernador esté a la altura de la circunstancias”, remató.