Sin precisiones sobre asunción de Boudou (preocupa salud de Cristina)

Schiaretti: “Lamento la dolencia que afecta a la Presidenta y le deseo una pronta recuperación»
El ex gobernador y candidato a diputado nacional de Unión por Córdoba, Juan Schiaretti, visitó este mediodía la localidad de Santa Rosa de Río Primero, donde camino por la ciudad junto al intendente local José Rodríguez, dirigentes, militantes y vecinos.
En diálogo con la prensa, Schiaretti habló de sus propuestas y dijo sobre la salud de Cristina Fernández de Kirchner: “Lamento la dolencia que afecta a la Presidenta y le deseo una pronta recuperación».

[dc]L[/dc]a presidenta Cristina Fernández cumplió ayer su primer día de reposo médico en la quinta de Olivos, rodeada por familiares, mientras dirigentes peronistas expresaron “preocupación” por la salud de la jefa de estado y aumentaba la expectativa sobre si el vicepresidente Amado Boudou asumirá hoy en representación suya en la Casa Rosada. Si bien el gobierno no dio a conocer en forma oficial cómo seguirán las actividades de la Presidencia, el diagnóstico médico que ordenó descanso por un mes determinó la suspensión al menos de los viajes de la jefa de estado a Córdoba, Catamarca y Santa Cruz previstos para inaugurar obras esta semana.
En ese marco, el gobernador bonaerense Daniel Scioli y el diputado peronista Jorge Landau coincidieron en admitir que les había generado “preocupación” la prescripción médica de reposo para Cristina Fernández y resaltaron la “agenda muy intensa” que llevaba adelante, en medio de la campaña electoral, la mandataria. Los dirigentes, máximos jefes del PJ nacional, tampoco dieron precisiones sobre si asumiría Boudou hoy al frente del Gobierno e incluso Scioli se limitó a señalar que “habrá que ver qué decisiones se toman” en ese sentido.
Por lo pronto, en la página web del gobierno nacional la agenda del vicepresidente estaba vacía, mientras los principales voceros oficiales y de legisladores nacionales no atendieron los teléfonos esta tarde ante llamados para consultarlos sobre los pasos que dará el Ejecutivo ante el reposo de la mandataria. Scioli reconoció que recibió con “preocupación” la noticia del reposo de la presidenta por una colección subdural crónica a raíz de un golpe en la cabeza que sufrió al día siguiente de la derrota del kirchnerismo en las elecciones primarias de agosto.
El mandatario admitió también que “no” tenía “más información que la que se dio a conocer por los partes oficiales” y resaltó que la Presidenta es “muy activa y con una agenda muy intensa, con muchas horas de trabajo y que se moviliza en todo el país”. Ahora, estimó que la mandataria “posiblemente no pueda estar activamente en algún acto o en alguna cuestión institucional” en el marco de la campaña proselitista para el 27 de octubre pero destacó que “sus proyectos e ideas, su gestión, sus iniciativas están muy presentes en cada uno de los candidatos”.
Landau, a su vez, dijo que le “preocupa el estado de salud de la Presidente” y si bien resaltó que “es muy fuerte”, indicó que el reposo prescripto por los médicos generaba “una conmoción personal, institucional”. “Tantas tensiones descargadas sobre sí misma tenían que producir alguna complicación”, estimó el diputado y abogó por que la presidenta va a saber sacar “esta circunstancia adelante”. Otro diputado kirchnerista, Eduardo Depetris advirtió que “sería lamentable” que alguien busque “hacer campaña política” para captar “un voto más” con la situación de la presidenta y reconoció que “fue un impacto” la noticia del reposo.
Desde la oposición, el sindicalista y candidato a diputado Gerónimo Venegas expresó reparos ante la posibilidad de que el vicepresidente reemplace a Fernández en la Rosada al señalar que “se necesitan funcionarios honestos y Boudou no es el mejor ejemplo para este gobierno”. “Necesitamos un gobierno que sea transparente y no oculte cuestiones tan importantes para el país como la salud presidencial de la Presidenta, a la que le deseamos una pronta recuperación”, afirmó.
Distintos dirigentes de la oposición, así como los presidentes de Brasil y Venezuela, Dilma Rousseff y Nicolás Maduro, se manifestaron en las redes sociales para pedir por una pronta recuperación de la jefa de estado.