Piden prioridad para médicos extranjeros residentes en el país

La diputada Austin recordó que desde que asumió el actual Gobierno están suspendidas las convalidaciones de títulos y sostuvo no es necesario convocar a galenos de otros estados

El anuncio sobre el posible desembarco de medio millar de profesionales de salud cubanos en la provincia de Buenos Aires y en otras jurisdicciones para colaborar en el marco de la emergencia por el Covid-19 generó un escándalo.
Laura Alonso, ex titular de la Oficina Anticorrupción (OA), tiró una de las primeras piedras en su cuenta de Twitter. “¡Si nos faltaba algo, eran los médicos/espías/comisarios cubanos!”, escribió.
Como era previsible, el kirchnerismo duro, cultor del mito urbano que habla de la supuesta medicina de élite cubana, reaccionó con violencia. El actual interventor de la minera de Río Turbio, Aníbal Fernández, por ejemplo, calificó a Alonso como “una imbécil”.
Miles de usuarios de la red social del pajarito se sumaron a la polémica. En general, los críticos apuntaron a la posibilidad de que los galenos fueran “infiltrados”, a su dudoso nivel de capacitación y a que el dinero que debería destinarse a insumos, como respiradores y barbijos, iría a La Habana.
La diputada Lucila Lehmann (Coalición Cívica) también manifestó su férrea oposición a la incorporación de los cubanos.

Explotación y esclavitud
“Cuba ha sido acusada en numerosas ocasiones ante la ONU y la OEA de explotación y esclavitud de los médicos que envía en las llamadas misiones humanitarias”, recordó la legisladora de la oposición en declaraciones a Radio Televisión Martí.
“Los agentes de la Seguridad del Estado amenazan a los médicos y a sus familias, se apropian ilegalmente del 90% del salario que los países pagan, les quitan sus documentos para que no puedan escapar, al mejor estilo de esclavitud moderna, entre otros métodos de control”, acotó.
Asimismo, la santafesina opinó que no se puede aprobar ningún acuerdo de cooperación con otro gobierno que implique que Argentina sea “cómplice de condiciones laborales infrahumanas” y descartó que la crisis sanitaria justifique excepciones.
Se desconoce si los profesionales caribeños vendrán al país. La Rosada ya se despegó del rumor y el Ministerio de Salud bonaerense se limitó a confirmar el ofrecimiento de Cuba, aunque aclaró que no hay gestiones en marcha. Paralelamente, aseguró que se trata de una alternativa en caso de que falten recursos humanos nacionales.

Convocatoria
Por lo pronto, el gobierno porteño directamente descartó la posibilidad de sumar a los cubanos y ya abrió una convocatoria extraordinaria a médicos con o sin título revalidado en la Argentina, para que se desempeñen en locaciones o establecimientos que en donde se asiste a pacientes en aislamiento o positivos para Covid-19.
En tanto, la diputada nacional Brenda Austin (UCR) recordó que desde que asumió el actual Gobierno están suspendidas las convalidaciones de títulos de galenos extranjeros y enfatizó que están en condiciones para colaborar en tareas de contención y atención.
“Las universidades han puesto en marcha mecanismos para privilegiar la titulación rápida de los profesionales nacionales en salud. El Estado debe hacer lo mismo con los trámites de convalidación. Esta alternativa es más rápida, menos costosa y más efectiva”, manifestó la cordobesa.
Hace unos días, Austin presentó una iniciativa para que se acelere el papeleo y le reclamó a la administración central que informe el número de trámites paralizados. Paralelamente, solicitó quienes ya cumplieron requisitos tengan prioridad a la hora de suscribir contratos.
Austin detalló que se hay más 10 mil títulos pendientes de resolución y objetó que en lugar de avanzar con eso se evalúe reclutar a extranjeros de modo temporario.
“Antes de traer profesionales de afuera, lo primero que hay que hacer es generar las condiciones para que quienes ya están residiendo en Argentina, que han cursado sus estudios o tienen su título en un proceso de revalidación, lo puedan finalizar”, concluyó.

Venezolanos
En el mismo sentido se pronunció la Asociación de Médicos Venezolanos en la Argentina, encabezada por Indira Acosta.
En la provincia, la Asociación Civil Venezolanos en Córdoba Argentina (Aacvca) ya le ofreció su colaboración al Ministerio de Salud local.
Los galenos nucleados en la Aacvca aseguran que están aguardado el llamado de las distintas localidades del interior.
“Luego de un arduo trabajo de varios años sin fines de lucro hemos logrado la convalidación de 26 de nuestros médicos ante el Ministerio de Educación y Salud de la Nación, en enlace directo con la Dirección de Gestión y Fiscalización Universitaria, alcanzando cubrir la urgencia de médicos en zonas del interior de Córdoba como las municipalidades de Manfredi, Arroyito, Brinkmann, El Pilar, Carrilobo, Capilla del Carmen, El Fortin , Salsacate, La Playosa, Pasco, Las Varillas y Santa Eufemia”, detalló la entidad en un comunicado.
Así, tomando en consideración la situación epidemiológica que afecta al país, adelantó que los profesionales que aún no tiene matrícula quieren sumarse a los equipos de trabajo que cumplen tareas en distintos lugares.