Fassi, anti-sistémico y en busca de protección arbitral

El presidente de Talleres puso el grito en el cielo después de los fallos del juez Darío Herrera ante Arsenal. Salió públicamente a decir que hubo alguna represalia por algunas actitudes políticas que tuvo en sus últimos pronunciamientos. ¿Estará en lo cierto o ve fantasmas donde no hay? Todo puede pasar en AFA…

Por Federico Jelic

La atmósfera en barrio Jardín se puso más espesa que de costumbre. Es raro. Y para colmo, no parecen colaborar mucho las últimas actuaciones públicas del presidente de Talleres Andrés Fassi, abriendo más frentes a su lucha por transformar el fútbol argentino, aunque parte de razón tiene. El tema es que si encima no logra concentrar al hincha de su lado, la “sinergia” que tanto propone en sus discursos no parece acercarlo a un mejor puerto en eventual batalla desigual.

En este caso, no titubeó a la hora de cuestionar los arbitrajes, que según su óptica, fueron muy perjudiciales para Talleres, sobre todo en la tarde del lunes pasado en Sarandí. Dos expulsados, un dudoso penal y otras acciones del juez Darío Herrera despertaron la necesidad de una impropia reacción de la máxima autoridad albiazul. A la altura de un pase de facturas. Y por eso su reacción distó de la diplomacia, inhabitual en su discurso conciliador y asertivo que lo caracteriza. Claro, eso puede tener consecuencias en otras esferas.

La cuestión es que Fassi luce incómodo, algunas declaraciones no lo ayudan socialmente, en ese mundo donde tan correctamente y efectivamente sabe manejarse. De todas formas, no se quedó callado en pos de defender los intereses de Talleres y esa es una arista que no se puede negar.



Fassi anti-sistémico

“Hablé por teléfono con Federico Beligoy (presidente del ente a cargo de las designaciones arbitrales de AFA), le pedí que cuide a Talleres, que no pasen situaciones como las que vivimos ayer. Que no se le regale absolutamente nada, pero que no pase lo que sucedió en Sarandí nunca más”. Las palabras de Fassi sonaron a llanto, un reclamo a viva voz infrecuente en sus relatos naturales. Nunca fue de cuestionar arbitrajes, siempre mantuvo la bandera de la paz como símbolo editorial. Y según deja entrever en sus frases, lo toma como un acto de represalia de parte de algunos sectores con poder emergente ahora en AFA. Claro, Fassi siempre apoyó a Superliga en esta pulseada permanente y deja traslucir entre líneas un castigo por esa actitud. Tomó postura y puede dejar expuesto algún paso en falso.

“Estamos en la estructura del amiguismo, vimos qué pasa cuando te ponés en contra del sistema, fue muy grave lo que pasó ayer con el arbitraje, muy tendencioso. Es parte de lo que se nos pone enfrente y hay que superar”. (…) el equipo perdió confianza en lo colectivo y en lo individual. Estábamos haciendo un buen partido contra Arsenal pero sufrimos una expulsión injusta, fue un arbitraje tendencioso. Lo dijo el presidente de la república: el fútbol argentino no es transparente”, remarcó en alusión a Alberto Fernández, quien hoy no parece tener en las prioridades alguna injerencia en el fútbol Argentino a diferencia de su vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner cuando estuvo en Casa Rosada.

¿Tendrá algún efecto? ¿Logró esa protección tan necesitada en materia arbitral o metió a Talleres más en el barro? La campaña deportiva de Talleres no es del todo positiva comparada con la de certámenes anteriores y eso movilizó un tanto a los hinchas en redes sociales y a la misma dirigencia, no acostumbrada a recibir tantos reproches. No es grave la situación ni el balance de la gestión, solo que llama la atención algunas respuestas o actitudes del titular albiazul y de la cúpula directiva, más allá del valor que significa defender al club de lo que consideran injusto o perjudicial. Solo que desde enero e incluso antes, Fassi no ocultó su posición en contra de AFA buscando a su vez desnudar los desmanejos del fútbol nacional. ¿Se habrá ganado enemigos? ¿Complicará su situación política con estos testimonios acusatorios? ¿Por qué el hincha últimamente no lo respalda a capa y espada como en tiempos anteriores?