Con dudas sobre deudas provinciales, PJ cordobés apoyaría ley Guzmán

El Frente de Todos da por sentado que los diputados de Schiaretti acompañarán la ley de Sostenibilidad de la deuda argentina. Se negocia para incluir la renegociación de las deudas de las provincias. Una opción es que lo haga la Nación, en forma voluntaria.

Por Bettina Marengo
[email protected]

ley guzman-diputadosEl Frente de Todos da por sentado que los diputados de Córdoba Federal, el bloque que responde al gobernador Juan Schiaretti, darán quorum y apoyarán el proyecto de ley de Restauración de la Sostenibilidad de la Deuda Pública que se debatiría este miércoles en la cámara baja y el 5 de febrero en el Senado, en el marco de las sesiones extraordinarias. Esta vez, por ausencia del presidente Carlos Gutiérrez (está con carpeta médica), serían tres los votos que aporte el PJ cordobés: Alejandra Vigo, Paulo Cassinerio y Claudia Márquez.

La ley de Sustentabilidad de la deuda, autoría del ministro de Economía de la Nación, Martin Guzmán, es una normativa clave (y urgente) para la administración de Alberto Fernández, que busca un instrumento para renegociar la deuda pública con el FMI y con los tenedores de deuda argentina, casi como condición sine qua non para hacer posible el crecimiento económico.

Pero, aunque los números para la media sanción no estarían en duda, el tema viene complejo para la reunión de comisión que se realizará hoy, porque la oposición reclamará que se incluya a las provincias en la herramienta legislativa para la renegociación de sus deudas. El tema se negociaba al cierre de esta nota, con la posible incorporación de un artículo específico al respecto.



Fuentes seguras del Centro Cívico indicaron a Alfil que se estaba hablando, entre otras posibilidades, de agregar un artículo por el cual la Nación podrá hacerse cargo de la negociación de las deudas de las provincias. Sería voluntario para las provincias, y según la fuente, más beneficioso para las provincias chicas a las que se les complica una negociación con tenedores de deuda, que para las grandes, con mayores recursos. Sobre la posibilidad de que esta posibilidad, aun siendo voluntaria, ate a los gobiernos provinciales a las necesidades y sobre todo las motivaciones políticas de la Casa Rosada, la fuente dejó abierta la puerta: “Hay que pensarlo”, dijo.

Desde el Frente de Todos admitieron que esa ventana está abierta, y que el problema es más técnico que político porque, entre otras cosas, obliga a la Nación a introducirse en una competencia provincial.

Buenos Aires, Córdoba y Santa Fe son las tres provincias que más incrementaron su deuda en títulos públicos, que a nivel nacional pasaron a ocupar del 47 al 67% de la deuda de las provincias entre 2015 y 2019.

Hasta el momento, no surgió que este tema pueda condicionar la votación de los diputados del PJ cordobés, con cuyos votos, como se dijo antes, cuentan en el oficialismo nacional. En el Frente de Todos aseguran que ya hay un marco de acuerdo con Hacemos por Córdoba, que está integrado al interbloque Consenso Federal que preside Eduardo Buca. De hecho, afirman que el contacto entre el presidente de bloque oficialista, Máximo Kirchner, y el bloque de Schiaretti ha sido fluido.

El interbloque se reunirá hoy antes del inicio de las actividades en el Congreso. Si no hay cambios de último momento, el gobierno de Alberto Fernández volvería a contar con votos clave del PJ cordobés y de otros aliados tácticos, como sucedió con la ley de emergencias que se aprobó al inicio de la actual gestión nacional. Para la Casa Rosada es fundamental mostrar a los acreedores extranjeros el mayor consenso parlamentario posible, lo que en la oposición y las provincias es visto como una oportunidad de negociación.

El proyecto se tratará hoy en comisión con la presencia de funcionarios del área económica del gobierno, y se supone que a la tarde debería tener despacho de comisión. Antes, Hacemos por Córdoba tendrá una reunión de bloque, según una fuente de ese espacio.