Albertismo reinicia campaña paralela a la lista K

Los emisarios de Alberto Fernández guardan distancia con la lista K en Córdoba, y los armadores del presidenciable en la provincia diagraman una campaña asentada sobre el partido Parte y los grupos Bulevares y Montevideo, lejos de los candidatos legislativos.

Por Felipe Osman

“Juan Solano, armador territorial del albertismo en Córdoba”

Si ya en la primera parte de la campaña Alberto Fernández dosificó a cuentagotas sus apariciones junto a los candidatos de la lista en sus visitas a la provincia, es de esperarse que esta actitud –si se quiere, evasiva- del presidenciable se potencie tras el escándalo del Surrbac, que dejó a su secretario general (Mauricio Saillen) detenido en el marco de una causa que también tiene por imputado a Franco Saillen, postulante a la quinta banca en la boleta del Frente de Todos.
Más aún, desde las oficinas del ex Jefe de Gabinete en San Telmo apuntan que es responsabilidad del Instituto Patria resolver el entuerto, ya que ni el presidenciable ni sus allegados habrían avalado la presencia del hijo del gremialista en la lista.
Así las cosas, el albertismo, que construye en Córdoba desde el partido Parte, diagrama en la provincia una campaña poco menos que paralela a la de la lista de diputados del Frente de Todos.
Tal es así que los emisarios del Grupo Callao, think tank y semillero de cuadros técnicos de Alberto Fernández en Buenos Aires, tienen por interlocutor en Córdoba al ex legislador Enrique Asbert.
Asbert y Johnny Longi, uno de sus estrechos colaboradores, están a cargo de la organización de un ciclo de charlas al que han bautizado “El albertismo en Córdoba Debate”, que brinda el marco para el aterrizaje de varios integrantes del Grupo Callao a la ciudad, y desde donde desgranarán las propuestas de quien corre con amplia ventaja para ser el próximo presidente.
El pasado lunes llegó a Córdoba Guillermo Justo Chávez, miembro fundador del Grupo Callao y ex presidente del Instituto Nacional de Capacitación Política. La cita tuvo lugar en el local de Parte (Maipú 426), y la semana próxima llegara Nicolás Trotta, otro embajador del espacio albertista en Buenos Aires, de un perfil más orientado hacia el plano económico.
Junto a estas actividades orquestadas desde Parte, el Grupo Montevideo, liderado por Guadalupe Zayas, que nuclea a abogados cordobeses interesados en participar del armado albertista, recorre diferentes estudios jurídicos para sumar adhesiones entre un público al que busca abordarse en charlas uno a uno.
La intención es interesar a los profesionales de Córdoba para llevarlos a participar de las diferentes actividades de campaña y, principalmente, contar con “recursos humanos” ampliamente calificados para desempeñar las tareas de fiscalización, principalmente en la capital.
Por otro lado, el Grupo Montevideo también proyecta traer a disertantes de distintas partes de la provincia y de Buenos Aires en charlas que, en este caso, serán para la participación exclusiva de abogados cordobeses.
A su vez Solano recorrerá, a lo largo de las semanas que lo separan del 27 de octubre, los 26 departamentos de la provincia, sumando adhesiones –principalmente entre “desencantados del kirchnerismo y el delasotismo”- a Encuentro Militante, el espacio que busca ser el brazo territorial del albertismo en la provincia.
Para concretar este plan, Solano ya ha recorrido algunos departamentos, entre los cuales destaca el de San Justo, y en esta semana ya tiene programados encuentros con militantes en los departamentos Colón y Unión.
En la capital, Marcelo Pascual, que integra la mesa chica de Parte en Córdoba, completa el armado. El actual concejal lidera el espacio Córdoba en Movimiento, que sirvió 4 años atrás para motorizar la candidatura de Tomás Méndez y que, extinto ADN, será ahora reconvertido para impulsar la candidatura de Alberto Fernández en la ciudad. Debe recordarse que Pascual es uno de los principales “heridos” de la lista K.



Dejar respuesta