Adiuc pide cláusula gatillo “efectiva y automática”

Tras el paro de la semana pasada, el gremio docente de la UNC realizará asambleas en cada dependencia. Discurso con tono de campaña, mirando a octubre.

Adiuc, gremio que representa al profesorado de la Casa de Trejo, se encuentra en “estado de alerta y movilización” por reclamos salariales contra el Gobierno nacional. Así lo definieron conjuntamente el cuerpo de delegados y la junta ejecutiva, resolviendo además la realización de asambleas en cada una de las Facultades de la UNC.

El principal reclamo es “la efectiva y correcta aplicación de la cláusula ‘gatillo’ para compensar el atraso salarial frente a la inflación”. Sin embargo, el acuerdo paritario que se selló a comienzos de este año ya contempla que durante este mes se realice una evaluación de la evolución del salario con respecto a la inflación.

Este detalle podría hacer pensar que en realidad Adiuc quiere contribuir a la estrategia proselitista del Frente de Todos. Lo mismo se podría interpretar del análisis de la coyuntura que el gremio hace en sus comunicados.

“Tras ser derrotado en las urnas, el gobierno y la élite económica que representa resolvieron castigar el voto popular con una megadevaluación que agudizó gravemente la crisis”, reza el último parte de prensa del gremio, y luego continúa “luego, el presidente pidió disculpas y anunció un puñado de medidas ‘de alivio’ que sin duda serán insignificantes para el bolsillo de la mayoría”.



Una potencial utilización de la institución sindical como un medio para la militancia del partido al que adhiere su conducción se vuelve más verosímil incluso al considerar que fue la secretaria adjunta de Adiuc, María Teresa “Keka” Bosio, la profesora que protagonizó un escándalo en la campaña de las PASO por repartir boletas de Alberto Fernández y Cristina Fernández de Kirchner a sus estudiantes en el aula.

 

Acuerdos en el CIN

Días atrás se reunieron los rectores de todas las universidades del país en la sede de la Universidad Nacional del Nordeste a los fines de hacer sesionar el plenario del Consejo Interuniversitario Nacional (CIN).

Entre otras decisiones que tomaron los titulares de las casas de altos estudios, se acordó la propuesta de presupuesto para las universidades que el CIN elevará a la Secretaría de Políticas Universitarias de la Nación (SPU) para que sea considerada antes de que el Ejecutivo eleve su proyecto a las cámaras del Congreso.

Desde el CIN se informó que la propuesta de los rectores implica un pedido de fondos por un monto total de 248,5 mil millones de pesos aproximadamente, pero todavía no se dio a conocer el detalle de las planillas con la asignación específica para cada universidad nacional y cada rubro.

Además, los rectores acordaron pedirle al ministerio de Educación, Cultura, Ciencia y Tecnología un refuerzo presupuestario para el año en curso por 4 mil millones de pesos, que les permita afrontar el encarecimiento no previsto de los gastos de funcionamiento de las universidades públicas de todo el país.

 

Lenguaje inclusivo

Con su resolución 1095/2019, el Consejo Superior de la UNC dio el martes pasado un primer paso hacia una utilización no discriminatoria del lenguaje en todo tipo de textos oficiales, como “comunicaciones oficiales y administrativas, dispositivos legales, trabajos y producciones académicas, y proyectos de tesis”.

La normativa recomienda a los Consejos Directivos a que habiliten en sus respectivas Facultades la utilización de lenguaje inclusivo, definido como “toda manifestación libre de palabras o frases o géneros que reflejen visiones prejuiciosas, estereotipadas o discriminatorias de personas o colectivos sociales; toda expresión no nominativa o no designativa de género como así también el uso de perífrasis y relativos en reemplazo del uso de pronombres”.

Originalmente, la bancada estudiantil de La Bisagra había presentado un proyecto que proponía habilitar incluso el uso de expresiones no reguladas por la Real Academia Española, como el reemplazo de las vocales “o” y “a”, cuando definen un género, por “x”, “e”, o “@”.

La decana de la Facultad de Lenguas, Elena Pérez, se ocupó de llegar a una versión de consenso junto al resto de los consiliarios interesados. La propuesta que finalmente se aprobó implica que sólo se utilicen las reglas aceptadas por la Academia, pero de tal manera que no resulte discriminatorio.

 



Dejar respuesta