Negri o Santos: pro y contras que barajan en Casa Rosada

La lista de diputados se decide en Buenos Aires. Los armadores de la estrategia nacional se debaten entre un dirigente que contribuyó a la gobernabilidad y un funcionario que podría atraer votos para Mauricio Macri.



Por Yanina Passero
[email protected]

La lista de diputados por Córdoba comenzó a puntearse ayer en influyentes despachos de la Casa Rosada. Mario Negri, Luis Juez y Gregorio Hernández Maqueda, entre otros, protagonizaron maratónicas reuniones con el mismo objetivo: lograr un lugar expectable en la boleta que debería sumar al objetivo del presidente Mauricio Macri en octubre.
La Coalición Cívica-ARI exigió un lugar entre los primeros cuatro por imperio de la lógica. Con el vencimiento del mandato de la Leonor Martínez Villada, el partido que se referencia en la diputada Elisa “Lilita” Carrió se queda sin representación entre los diez escaños por Córdoba que cuenta el interbloque.
El líder del Frente Cívico insiste con que su espacio debe llevar un exponente de sus filas en la papeleta. Juez dice a los suyos que las gestiones no las hace en nombre propio porque, esta vez, está decidido a asumir su banca en el Concejo Deliberante de la ciudad. No es oficial, pero fuentes que escuchan las conversaciones que se dieron esta semana en Balcarce 50 afirman que el pedido es por Daniel Juez, a quien se le vence su mandato en Legislatura provincial.
Hoy, será el turno del intendente Ramón Mestre. Viajará a Buenos Aires para empaparse de información que trasladará al plenario ampliado de su núcleo interno Confluencia. Este jueves, a la hora del té, los radicales decidirán su propuesta para el próximo turno electoral.
Hasta allí, el juego asoma previsible porque no se espera que el presidente del centenario partido intente una jugada de riesgo. Esta vez, deberá observar como germina la semilla de la rebeldía contra el centralismo porteño, la que él mismo regó con motivo de la elección provincial pasada. Se cuentan varios núcleos internos que mostraron disposición en armar lista propia, mientras Mestre suele definir en privado –con sensatez y cierta picardía- que no podrá evitar armados paralelos a la lista pensada por los popes de Juntos por el Cambio.
No estaba en los cálculos de los armadores de la estrategia presidencial que Mario Negri se plantara. Quiere encabezar la lista de diputados nacionales por Córdoba a pesar de que no lo haya oficializado conforme a su estilo. Desde su entorno no ocultan que está irritado porque crece la preferencia por el secretario de Turismo de la Nación, Gustavo Santos, a quien varios ya sindican como el hombre puesto por Macri para encabezar su lista.
Comenzando por los aspectos negativos de la postulación del exfuncionario de Unión por Córdoba (hoy Hacemos por Córdoba) se mencionan que no estaría dispuesto a liderar la campaña legislativa en un contexto de primarias abiertas. Por el momento, el jefe de gabinete Marcos Peña no está en condiciones de garantizar la lista única porque, curiosamente, tiene a Negri azuzando una PASO si no es el elegido.
Ahora bien, seduce a los popes del Cambiemos mixturizado con peronismo la posibilidad de que Santos oficie de vaso comunicante entre el votante de Juan Schiaretti (el de perfil no PJ) y el tándem Macri-Miguel Ángel Pichetto. El ministro del Interior de la Nación, Rogelio Frigerio, anticipó en medios nacionales que trabajarán especialmente en las provincias que utilicen la boleta corta. Si bien el mandatario provincial no apoyó explícitamente a ningún candidato presidencial, si ratifica que competirá sólo en el tramo de diputados, responsables del armado interprovincial de Juntos por el Cambio aprovecharán una decisión que se presenta objetivamente funcional a Cambiemos.
En otra escala de análisis, la discusión sobre la legalización del aborto inclina preferencias en el electorado, sino no podría explicarse el triunfo de la mediática Amalia Granata en Santa Fe. Aquí, el legislador Aurelio García Elorrio trabajará esa porción del electorado que podría simpatizar con Macri y sus diputados. La posición de Santos en el debate es desconocida, mientras que Negri votó a favor de la despenalización.
Otros aseguran que fue el comunicador Mario Pereyra quien propuso a Santos en aquel almuerzo compartido en la última visita presidencial. Y se sabe que Macri aprecia los consejos de uno de los accionistas de la potente Cadena 3.
Como sea, a favor de Negri pesa la confianza y sus servicios en el Congreso de la Nación a favor de la gobernabilidad. El radical, en varias oportunidades, puso la cara para justificar lo injustificable de la gestión de Macri. Incluso, aseguran en su círculo de confianza que no declinó su candidatura provincial para evitar magnificar la derrota provincial. Al fin y al cabo, el papelón de Córdoba Cambia y la UCR se explicó por la ruptura.
Seguirán horas de negociaciones, pero la posición oficial no cambia: se buscará hasta último momento la unidad. Eso sí, admiten, con Negri o Santos encabezando. “Uno u otro”, los nombres son excluyentes.



Dejar respuesta