Sobre el filo, Juri oficializa su candidatura

Bajo el sello Somos, el rector Hugo Juri será el candidato a rector del oficialismo, que mantiene bajo su paragua a los decanos de ocho Facultades.

Tras meses de incógnita, fuentes del Rectorado confirmaron que el titular de la Casa de Trejo, Hugo Juri, participará de la primera elección directa de rector y vicerrector para continuar al frente de la UNC durante el período 2019-2022.
Un año atrás, el médico cordobés respondía a quién le preguntase que no tenía planes de continuar como rector. Luego de los festejos del centenario de la Reforma Universitaria, comenzó a expresar que no era un asunto decidido. Ahora sus adláteres confirman que, entre hoy y mañana, registrará oficialmente su candidatura ante la Junta Electoral de la UNC.
Juri encara la competencia por un tercer mandato (no consecutivo) como rector de la mejor manera: manteniendo dentro de su espacio a los ocho oficialismos decanales con cuyo apoyo llegó al Pabellón Argentina en 2016: Ciencias Médicas, Derecho, Ciencias Exactas, Ciencias Económicas, Arquitectura, Ciencias Agropecuarias, Odontología y Lenguas.
Durante los últimos días hubo rumores de que el grupo que gobierna la Facultad de Derecho se escindiría para impulsar una candidatura propia. Sin embargo, las conversaciones avanzaron y el oficialismo mantendrá su forma actual.

Nombre y vice

En 2016, cuando la elección se definía entre los menos de 300 consejeros que conforman la Asamblea Universitaria, el ahora oficialismo compitió bajo el nombre Otra Universidad Es Posible. En esta oportunidad, obligados por la elección directa a hacer uso de una mejor comunicación política, será Somos el sello que identifique la candidatura de Juri.
Según explicaron operadores de Somos la candidatura a vice se resolverá en las próximas horas. Las opciones que el grupo baraja desde hace semanas incluyen al actual vicerrector, Pedro Yanzi Ferreira, y a las tres decanas mujeres del oficialismo: Elena Pérez (Lenguas), Mirta Lutri (Odontología) y Mariela Marchisio (Arquitectura).
En tanto, otras dos listas se aprestan a formalizar sus candidatura ante la Junta Electoral: el kirchnerismo en Vamos, que postula a Gustavo Chiabrando (Ciencias Químicas) y Ana Falú (Arquitectura), y Avanzar, que proponen a Patricia Altamirano (Psicología) y Jorge Martínez (Ciencias Exactas).

Carro y Tatián, los ausentes

Al kirchnerismo universitario todavía le dura la alegría por haber llenado la masiva aula del edificio Claustrorum en la que se realizó el acto de lanzamiento de la lista Vamos.
Fue allí mismo donde, algunos meses antes de la elección rectoral de 2013, se firmó el acta de defunción de Cambio Universitario como un espacio plural para convertirse en el sello del kirchnerismo. La ruptura fue sellada cuando operadores del entonces precandidato Francisco “Pancho” Tamarit comenzaron a pedir en sus discursos que el ahora ex decano de Ciencias Médicas, Gustavo Irico, fuese expulsado de la convocatoria.
En cambio, el acto de la semana pasada fue ocasión de reencuentros. El kirchnerismo pudo hacer posar en una misma foto a los ex rectores Carolina Scotto y Francisco Tamarit, representantes hoy de dos vertientes antagonistas dentro del espacio político opositor.
Hubo sin embargo otras fotos que no se pudieron concretar. Una de ellas fue la del ex decano de Filosofía y Humanidades, Diego Tatián, con su colega Scotto. Los ex decanos tienen una dura rivalidad desde hace años que ha tenido incluso consecuencias políticas dentro de su Facultad.
Con la excusa de un viaje académico, Tatián evitó tener que rendir pleitesía a Chiabrando. El químico ocupa hoy una candidatura que hace un tiempo se pensaba pura y exclusivamente para el filósofo, y la mano de la “rectora de los 400 años” tuvo bastante que ver con su designación como competidor.
Otro ausente para la foto fue el diputado nacional Pablo Carro, quien viene manteniendo un bajo perfil desde que tuvo que desarmar su frustrada candidatura a Gobernador por órdenes del Instituto Patria.
Antes de lanzarse a la política territorial, Carro fue durante dos mandatos secretario general del gremio docente Adiuc, gracias a los votos del espacio kirchnerista. Sin embargo, los enojos que le guardan algunos de sus compañeros por cómo manejó la coyuntura provincial lo mantuvieron lejos de lo que supo ser su hábitat natural.



Dejar respuesta