Mestre celebró triunfos UCR; Negri también, pero más del PRO

Ambos buscan que impulsen sus campañas. El candidato de la UCR municipalizó resultados. Para el de Córdoba Cambia, es un anticipo de lo que pasaría en mayo.

Por Alejandro Moreno
[email protected]

Los radicales tuvieron el súper domingo que esperaban, anotándose la mayoría de las victorias en los municipios y comunas que elegían sus autoridades locales. Como era de preveer, tanto el candidato radical Ramón Mestre, como el disidente Mario Negri celebraron por separado y auguraron una entusiasta proyección provincial de los resultados.
La división del radicalismo provincial dejó al peronista Juan Schiaretti en una muy cómoda posición para encontrar su reelección el 12 de mayo. Incluso, una serie de pomposas inauguraciones de obras públicas colocó al gobernador en el centro del escenario y con una imagen creciente, según lo admiten con sordina en los dos campamentos radicales.
El inicio del período sin publicidad oficial es para ambos candidatos opositores, pero en especial para Negri, la posiblidad de mejorar el impacto de sus palabras en la campaña. Los radicales aseguran que este fin de semana comenzó el segundo tiempo proselitista, en el cual esperan reducir la ventaja que lleva el peronismo.
Por eso es tan importante para ambos la jornada electoral de ayer. Los resultados imprimen un entusiasmo que sirve en el tramo final de la campaña; aunque sepan que la gran mayoría de los intendentes y presidentes comunales que convocaron son de su partido, y que lo hicieron justamente por el temor a que una derrota de los candidatos provinciales en mayo provoque un arrastre negativo en sus territorios.
Mestre encaró una gira de celebraciones muy intensa: Estación Juárez Celman, Río Segundo, Pilar y Malvinas Argentinas. Además, envió a su hermano Diego a Hernando y localidades vecinas, a Soledad Carrizo a Quilino, a Alberto Zapiola a Agua de Oro y a Brenda Austin a Luque y a Río Primero.
En Estación Juárez Celman, adonde fue reelecta Myriam Prunotto, Mestre destacó el linaje radical y ganador de la familia de la intendenta. Además, respondió sobre la gran pregunta del fin de semana: ¿cómo deben leerse los resultados?
Para el candidato de la UCR, “la discusión se da en términos locales”. Su lectura no es ingenua: Mestre agregó que lo mismo “va a pasar” en la ciudad de Córdoba, cuando se elija en la misma fecha para intendente y para gobernador. Lo que podría querer decir es que apuesta a que no habrá un arrastre de Juan Schiaretti a favor de Martín Llaryora, o que la responsabilidad del resultado en la ciudad de Córdoba será de Rodrigo de Loredo. “Sin duda que hay un contexto municipal que mucho tiene que ver con los candidatos”, insistió.
Negri eludió los destinos radicales y le apuntó directamente a Villa Allende, para abrazarse con el intendente reelecto Eduardo Romero. Un reconocido negrista, Marcos Carasso, fue reelecto en General Cabrera, pero el candidato a gobernador de Córdoba Cambia no viajó tanto. Además, hubo malas noticias para la familia Negri en Capilla del Monte, donde Gabriela, la hermana del diputado, perdió la elección.
“Quiero saludar a todos los candidatos de mi partido, la UCR, por sus triunfos obtenidos, al igual a los que se expresaron en Cambiemos. Hay un cambio posible en Córdoba, son veinte años de los mismos”, expresó en Twitter.



Dejar respuesta