Inquietud de los nuevos socios del PJ: nadie los llama

El GEN espera ubicar en la lista a Doris Mansilla, la esposa de Fernando Machado, el expresidente del partido que renunció al cargo porque será designado juez en Cosquín. El socialismo confía en los buenos oficios de Monica Fein, la intendenta de Rosario que ayer se reunió con el gobernador.



Por Bettina Marengo

La alianza está. También está la promesa del gobernador Juan Schiaretti de que los socios nuevos de Haciendo por Córdoba van a tener lugar en las listas de legisladores y concejales y, en caso de ganar, presencia en cargos ejecutivos. Pero en el Socialismo y el GEN, los partidos que se sumaron al PJ en el marco de la estrategia nacional del mandatario provincial, crece el nerviosismo.
Las idas y vueltas en el armado electoral para la ciudad de Córdoba retrasó todo y, a tres días del cierre de listas, todavía no saben qué lugares les ofrecerán. Todos esperan una llamada del presidente del PJ, Carlos Caserio, quien no está entre los más entusiasmados con la nueva alianza.
La reunión entre el precandidato presidencial Roberto Lavagna y Schiaretti insufló confianza en la marcha de una trama que va a determinar la valía local de los nuevos aliados. Pero las diferencias entre ellos sobre si habrá Paso o no para definir el candidato nacional del PJ Alternativo, llena de interrogantes a varios.
De todos los nuevos aliados electorales del PJ, el único que tiene sitio seguro es el intendente de Villa Carlos Paz Esteban Avilés, por decisión del propio Schiaretti. Avilés no irá como candidato a vice, pero sí ocupará un lugar importante en las listas para la unicameral, para posiblemente luego pasar a un cargo en el Gabinete provincial, obviamente si Schiaretti es reelecto. Avilés habla directamente con el gobernador. Su relación con Caserio es tensa. La hija del senador, la legisladora Mariana Caserio, se postuló como candidata a intendente de la villa para los comicios del 30 de junio, y de mantenerse su candidatura, competiría con el delfín de Avilés, Daniel Gómez Gesteira.
En el Partido Socialista están preocupados. Saben que su peso específico como fuerza local es muy acotada y su caudal de votos mínimo, por lo que dependen de las negociaciones entre el PJ Córdoba y los socialistas de Santa Fe, donde son oficialismo provincial y en la ciudad de Rosario. Las fichas están puestas en los resultados de la reunión que mantuvo Schiaretti con la intendenta de Rosario, Mónica Fein. La socialista estuvo ayer en Córdoba para participar del ciclo Lideresas que creó y conduce la diputada nacional Alejandra Vigo, esposa del Gobernador, por donde ya pasó otra dirigente que vino a cerrar acuerdo con el PJ: la titular del GEN, Margarita Stolbizer.
Los socialistas cordobés pretenden dos lugares en la lista de legisladores, mujer y varón, y lo mismo para el Concejo Deliberante. El titular del partido, Matías Chamorro (ex asesor letrado de la Crese de Daniel Giacomino, las vueltas de la vida) es uno de los que espera ubicación. En el caso de la intendencia, entienden que todo está supeditado a cómo cierre el armado del candidato Martín Llaryora con el PJ Capital, ahora que se cayó el acuerdo con Olga Riutort. “Nos gustaría tener más precisiones de las que dio el gobernador en el acto de lanzamiento de Hacemos por Córdoba”, deslizó uno, mientras esperaba la llegada de Fein a la ciudad.
En el caso del GEN, cuya titular nacional Stolbizer vino hace diez días a abrochar en persona el acuerdo, la aspiración es ubicar a Doris Mansilla “arriba del puesto número 18” de la lista sábana de parlamentarios. Mansilla es la vicepresidenta del GEN a nivel nacional, segunda de Stolbizer, y sus chances de ser legisladora son altas. Tiene buena relación con Vigo. También es esposa del ex titular del partido a nivel local, Fernando Machado. Machado renunció al cargo partidario el día anterior a la presentación pública de Hacemos por Córdoba en el Quorum porque asumirá como juez de primera instancia en lo Civil y Comercial de Cosquín.
Según comentó el dirigente a Alfil, en el año 2016 rindió el concurso y quedó cuarto en el orden de mérito, sobre trece postulantes. El año pasado se publicó el resultado concurso en el Boletín Oficial de Córdoba y en febrero de 2019 ingresó el pliego a la Legislatura para su aprobación, que sería inminente. La asunción de Machado como juez provincial lo invalida para ser candidato o funcionario, obviamente. En su reemplazo como jefe partidario asumió Walter Sosa, un dirigente de Pilar.
El GEN se reúne hoy viernes para definir qué otros nombres le acercan a Caserio, y también su participación en la campaña electoral. “Los cargos te los dan cuando evalúan qué hiciste, cuanto pusiste en la campaña”, reflexión un genista, con la mirada puesta en los centenares de lugares que habrá para ocupar, sobre todo si HPC gana el municipio capitalino.
Sin expresar mucha expectativa con un futuro cargo, el ex intendente de la ciudad de Córdoba Daniel Giacomino es otro nuevo socio de la ex Unión por Córdoba. Concertación Forja, el partido que integra y que preside el diputado Juan Pereyra, no selló alianza en las elecciones pasadas y corría el riesgo de perder la personería. A Giacomino, saltar el charco al conglomerado pejotacéntrico no le costó nada, luego de que sus ex amigos de Unidad Ciudadana le vaciaran la candidatura a intendente en 2015, cuando Tomás Méndez irrumpió con fuerza.



Dejar respuesta