Probable cierre de ciclo en UNC: derrota vallejista y triunfo de Gatti

El triunfo fue observado con una sonrisa el decano Marcelo Conrero (Agropecuarias), que jugó abiertamente a favor de Gatti -un hombre de su staff en la Facultad- mientras el resto del oficialismo optó por hacer la plancha o jugar detrás de bambalinas.

Ya cuando solo faltaba escrutar la mesa de Jubilados, a la que concurrieron 320 afiliados, la alianza que lidera el vallejismo había tirado la toalla y virtualmente reconocido que la alianza que lidera el MUN había ganado la elección de gremio no docente de la UNC, que coloca a Héctor Gatti como nuevo secretario general de la Gremial San Martín.
Por primera vez desde la normalización institucional del país, en 1983, Carlos Vallejos pierde una elección y su socio histórico, el MUN y un sinnúmero de aliados menores, queda con el poder gremial. También por primera vez en muchos años, quien detentará el poder formal también tendrá el poder real. Es que tras el alejamiento de Vallejos como empleado de la UNC, siempre la conducción era ejercida por personas empoderadas por el propio líder de la Agrupación Sanmartiniana.
Debe suponerse que de aquí en adelante, la conducción no tendrá doble comando, como sucedió en el fallido ciclo de encabezó Aldo Esparza y en el que ahora finaliza, con Silvia Aguirre como secretaria general, que también trocó su adhesión al vallejismo por la entente que primero armó Jorge di Marco y después y después remató Gatti.
La mayoría preveía comicios más reñidos, pero pudo más la entente armada por propios y extraños para desalojar a Vallejos del poder quien, asombrosamente, pudo conservar su ascendencia entre los no docentes una década después de alejarse de la UNC, tras ser exonerado por la ex rectora Carolina Scotto. Este verdadero “milagro político” tal vez encontró ayer su punto final, abriendo un nuevo ciclo gremial.

Gatti

El flamante secretario general de la Gremial San Martín, Héctor Gatti, declaró anoche que “los compañeros demostraron que tienen memoria por que cuando llegamos al gremio no había ni una silla, mientras que ahora contamos con una sede flamante y activos bancarios cercanos a los 8 millones de pesos”.
“Igual, en el gremio no va a haber revanchismo de ninguna naturaleza y vamos a invitar a todos los afiliados sin exclusiones. Yo, a mi edad, estoy más cerca del retiro que de quedarme, pero debemos dejar a los más jóvenes un gremio unido, saneado y un trabajo honesto
El triunfo fue observado con una sonrisa el decano Marcelo Conrero (Agropecuarias), que jugó abiertamente a favor de Gatti -un hombre de su staff en la Facultad- mientras el resto del oficialismo optó por hacer la plancha o jugar detrás de bambalinas. Esto es propio de la personalidad política de Conrero: tomar decisiones de riesgo. En este caso fue un acierto redondo que le da un plus en el escenario político universitario.

TRIUNFO CLARO

Alianza MUN 1.342
Vallejismo 882



Dejar respuesta