La interna que pone en jaque al PJ en La Calera

El actual intendente Rodrigo Rufeil, apoya la candidatura de su primo, Facundo, para sucederlo en la Municipalidad. Mientras que el ex intendente Juan Domingo Echepare también se lanzó y dijo que peleará desde adentro de Unión por Córdoba.

echepare-La CaleraEl departamento Colón es uno de los que aparece resaltado en rojo en el mapa electoral del peronismo cordobés.

Es que el avance de Cambiemos que arrancó en el 2015 y se consolidó con las legislativas del 2017 pintó de amarillo las localidades más importantes de ese sector provincial, con excepción de la ciudad de La Calera y Colonia Caroya, entre las más importantes.

La alianza local que tributa para Mauricio Macri cuenta con representantes de peso en esa zona, por caso, los diputados Gabriel Frizza, Héctor Baldassi; los intendentes Daniel Salibi, Mariana Ispizua, Eduardo Romero, sólo por mencionar algunos.

Delegados que, además de trabajar para preservar sus gobiernos, tienen encomendado el desafío de ampliar la base de Cambiemos en Colón y ganar la pulseada en distritos comandados hoy por el PJ.

Entre ellos, aparece La Calera donde el actual intendente, Rodrigo Ruferil, golpeado por las denuncias en su contra iniciadas por la diputada Elisa Carrió, no puede repetir mandato abriendo un panorama político bastante particular en esa ciudad.

El ex ministro de Desarrollo Social de la provincia, apoya la candidatura de su primo hermano, Facundo Rufeil. Un abogado con bajo nivel de conocimiento público pero que sería la ficha con la que el actual alcalde se juega su sucesión en la Municipalidad local.

Sin embargo, en la vereda del frente pero también bajo el amplio paraguas de Unión por Córdoba (UPC) se para el ex jefe comunal, Juan Domingo “Cacho” Echepare quien, después de varios años de bajo perfil político salió nuevamente a la cancha con los tapones de punta, dispuesto a pelear por su retorno al poder municipal.

Echepare, por el contrario, aún conserva un alto grado de conocimiento y también es de los que mejor posicionados aparece en el tablero local de precandidatos.

Por ahora, esa es la foto que aún no alteró las aguas en el Panal pero que sí concentra atención para ver cómo se resuelve. Sobre todo porque no hay margen para dirimir candidaturas en una interna y Echepare ya dijo que no jugará por fuera de la estructura oficial del peronismo.

Más allá de que Rufeil -de tensa relación con el Centro Cívico- le levante la mano a su primo como el candidato oficial del PJ, el ex movilero de Cadena 3 insiste en que el exponente será el que mejor mida en las encuestas. Esa es la herramienta a la que apuesta Echepare.

Lo cierto es que el peronismo de la ciudad que también votará el 12 de mayo junto a las provinciales, no puede arriesgarse a ir divido dejando el terreno servido a Cambiemos que sigue siendo una marca fuerte en Córdoba y que, particularmente, en esa localidad también entrena a varios de sus jugadores para desbancar al PJ.

Una eventual derrota en La Calera no figura en el plan reeleccionista del gobernador Juan Schiaretti que encargó a sus hombres del interior blindar sus distritos para conservar el poder y trabajar para el objetivo provincial supremo: llevar a UPC casi al cuarto de siglo en el poder.

 



Dejar respuesta