Con resto, el PJ hace una pausa en enero

El gobernador cerrará mañana el año con un encuentro provincial en la Capital cordobesa donde reunirá a toda la dirigencia del PJ. Busca dar una señal de cohesión interna pero también un mensaje de clara unidad hacia afuera. La agenda fuerte, se retoma en febrero.



Por Yanina Soria

No era el fin de año que imaginaban en el peronismo provincial. No obstante, después de todo, las cosas están mejor de lo planeado. La sorpresiva muerte del fundador de la exitosa marca Unión por Córdoba (UPC) en septiembre pasado, sacudió el tablero interno.

La partida del ex gobernador José Manuel de la Sota puso fin de repente a una conducción bicéfala de casi dos décadas y también al juego de alternancia en el poder provincial implementado desde 1999.

La del año que viene, será la primera elección que el PJ Córdoba afrontará sin uno de sus líderes en el terreno de acción. Todo un desafío.

De cualquier modo y pese al mar de vacilaciones que se abrió inmediatamente después de conocida la tragedia, UPC confía en poder retener, por sexta vez de manera consecutiva, el triunfo en la provincia el próximo 12 de mayo.

No obstante, fiel a su estilo meticuloso, el ahora único conductor del movimiento, el gobernador Juan Schiaretti, no se arriesgó a dejar ningún cabo suelto y rápidamente puso un operativo de contención interna en marcha.

Así, después de varios meses, el jefe político del justicialismo local cerrará el año con un peronismo sin fisuras internas, encolumnado detrás de su figura y de su proyecto reeleccionista. Algo que hacía muchísimo no pasaba producto de las tensiones naturales entre delasotistas y schiarettistas.

Los distintos delegados del delasotismo están hoy todos representados en la estructura orgánica del partido formando parte de la mesa de conducción. Se descuenta que esa representatividad tendrá su correlato también al momento del armado de las listas; de lo contrario, podría ser ese el primer motivo de fricciones que podrían poner en jaque la paz interna alcanzada durante estos meses.

A diferencia de su principal adversario que no logra aún definir quienes serán los exponentes con los que Cambiemos se subirá al ring electoral para disputar el poder en el Centro Cívico, el PJ arrancará el 2019 sumamente ordenado.

Aunque no de manera oficial, la campaña ya comenzó para el peronismo cordobés. Su candidato es Schiaretti, y la gestión, la principal apuesta para retener el voto de los cordobeses el año que viene.

Si bien todos los actores de UPC tienen en claro cuál será la hoja de ruta a seguir rumbo a las provinciales, el mandatario cerrará el año con un gran encuentro provincial mañana jueves en un hotel de la capital cordobesa.

A modo de síntesis de los plenarios departamentales que, pos muerte de la De la Sota, el partido organizó para rastrillar territorialmente cada punto del mapa, toda la dirigencia se reencontrará en un gran acto.

Están convocados legisladores provinciales y nacionales, concejales, intendentes, funcionarios y todo el gabinete provincial. También, los nuevos arribados a la estructura del PJ y armadores políticos.

Schiaretti buscará dar una señal de cohesión interna pero también un mensaje de clara unidad hacia afuera. Será una demostración de fuerza política del espacio que pretende quedarse en el poder y cumplir casi un cuarto de siglo conduciendo los destinos de Córdoba.

El mensaje que bajará el jefe político será justamente ese, el de la unidad del PJ. Por eso, en los principales lugares junto a schiarettistas paladar negro, estarán sentados los principales herederos de José Manuel de la Sota como su hija, la concejala Natalia De la Sota; el legislador Daniel Passerini; la diputada Adriana Nazario; los sindicalistas José “Pepe” Pihén y Adrián Brito, entre otros.

De esta manera, el oficialismo provincial pondrá punto final a este 2018 mientras, pausará la actividad política durante el mes de enero para volver con los tapones de punta en febrero. Además de quedar inaugurado el periodo de sesiones ordinarias en la Legislatura, el mes dos del año próximo podría ser la fecha en que el PJ devele dos grandes misterios: quién acompañará a Schiaretti en la fórmula provincial; y quién será la principal apuesta electoral para la Capital.



Dejar respuesta