La izquierda agita el “fantasma” de la privatización de Epec

Eduardo Salas, legislador por el Frente de Izquierda, alertó que Unión por Córdoba prepara la privatización de Epec. Lo hizo a través de un video difundido por las redes sociales.



Por Felipe Osman

El “borrador” de un presunto proyecto de ley, que aún no ha sido oficializado, trascendió ayer. En él, la izquierda parece ver ratificadas todas sus sospechas de que el Ejecutivo prepara la privatización de la empresa estatal a cargo de la prestación del servicio de energía eléctrica. Desde el oficialismo aún no se ha dado respuesta ni se ha sentado posición al respecto. Ni han indicado si tal informe fue o no solicitado por la Provincia.
El trabajo, que se titula “Rediseño del Marco Regulatorio Eléctrico para la Provincia de Córdoba”, y que está redactado bajo la forma de un proyecto de ley, habría sido realizado por la consultora Quantum, que tiene sede en la ciudad y que se especializa en estudios para la regulación de servicios públicos, a pedido del Ministerio de Agua, Ambiente y Servicios Públicos.
Aunque algunas versiones periodísticas relacionaron la confección de este informe con las modificaciones al marco regulatorio del sector eléctrico anunciadas por la Provincia meses atrás, el trabajo aparece fechado como procedente de junio de 2018, con lo cual esto no sería factible. Ahora bien, ¿por qué se da a conocer de manera extra oficial?
La batalla por la “eficientización” de Epec aún está lejos de concluir. Si bien la Provincia ha logrado recuperar el control de la compañía, que hasta no hace mucho era –principalmente- manejada por el sindicato de Luz y Fuerza, queda pendiente una parte gruesa –probablemente, la principal- del trabajo: la renegociación del convenio colectivo lucifuercista.
No sería extrañó, entonces, que desde el Panal se maneje más de una hipótesis para la readecuación de la prestación del servicio energético, y que una de esas hipótesis –probablemente, la de máxima- considere la privatización del servicio, o de parte de él.
Más aún, si se tiene en cuenta que toda negociación consiste en que cada parte plantee una posición “de máxima” para que luego, a través de concesiones recíprocas, ambas terminen llegando a un “punto de equilibrio”. Es decir, un acuerdo.
Visto así, parece probable que la Provincia haya encargado uno o varios trabajos similares al que se dio a conocer ayer, y que en uno o varios de ellos el objetivo de máxima del Panal sea privatizar Epec, aún si este no es la intención real (final) del Centro Cívico, sino una posición inicial desde la cual encarar las negociaciones con el sindicato de Luz y Fuerza.

Mediciones
A partir de esta semana, el directorio de Epec tercerizó parte del trabajo que realizan –o, más propiamente, que deberían realizar- algunos empleados de la compañía: las llamadas “tomas de estado”. Es decir, las mediciones de consumos domiciliarios.
Durante el extenso conflicto entre la Provincia y el sindicato lucifuercista, éste intentó utilizar como medida de coacción el cese de las mediciones de consumos, para lograr así desfinanciar a la compañía que, debilitada, sería más proclive a satisfacer sus pretensiones.
Pero aunque logró desbalancear las cuentas de la empresa, no logró ganar la pulseada, y la compañía, imposibilitada para facturar por los servicios prestados, decidió tercerizar las mediciones.
Esa actividad fue concedida, vía contratación directa, a las empresas EMA y Conectar, que empezaron a prestar el servicio esta semana a menos de la mitad del precio que le cuesta a Epec cuando es realizado por sus propios empleados.Según publicó Comercio y Justicia, y confirmaron fuentes oficiales, cada toma de estado realizada por empleados de Epec le cuesta a la empresa $ 31,50. EMA y Conectar cobrarán por el millón y medio de lecturas que deberán realizar durante los próximos seis meses $18.720.000. Es decir, $12 por lectura. Menos de la mitad.

El borrador
En el video difundido por el Frente de Izquierda, Eduardo Salas enumera una serie de artículos del estudio/proyecto elaborado por Quantum que prevén la privatización del servicio.
El artículo 1 define la forma en que algunos conceptos que se utilizan a lo largo del articulado del proyecto deben interpretarse. Entre ellos, el de “Concesionario” y “Contrato de Concesión”.
En el artículo 3 se expresa que “La distribución y el transporte de la energía eléctrica (…) constituyen un servicio público y estará sujeto a regulación, en los términos del marco regulatorio y de los títulos habilitantes que el Poder Ejecutivo Provincial otorgue para su prestación…” El artículo 5 establece que el Ministerio de Agua, Ambiente y Servicios Públicos será el responsable de establecer una política energética, y uno de sus objetivos será “Promover la competitividad de la Generación y el Consumo de electricidad”.
El artículo 7 establece que “La ejecución de las obras de infraestructura y la prestación del servicio de subtransmisión y distribución de energía eléctrica será responsabilidad de las empresas concesionarias”.
El artículo 13 “Las empresas subtransmisoras y distribuidoras son monopolios naturales, y requieren para su actividad un contrato de concesión expedido por el Poder Ejecutivo Provincial…”.



Dejar respuesta