Mirada cenital a pequeñas vacaciones

Imaginando un dron que surca el cielo cordobés como si desafiase el aire helado, se sigue a través de su ojo electrónico el recorrido por espectáculos que pueblan la ciudad, para niños y niñas.



Por Gabriel Abalos
gabrielabalos@gmx.com

“Pérez/Gil. Piratas”, aventuras teatrales en La Chacarita (Pueyrredón), a las 16.30.

Mirada como desde el vuelo de insecto de un dron, Córdoba tiende risas, magia, sentimientos e imaginación en diversos escenarios para el disfrute de chicos y chicas que vacacionan este invierno. Para empezar, el ojo cenital descubre sobre la avenida Poeta Lugones a la Feria del Libro Infantil Córdoba, en el Centro Cultural Córdoba. Además de ofrecer libros en exposición y venta, hoy se pone MIMOjiganga, Teatro de Mimo por Omar Fernández a las 14 en el Patio de las Palmeras; La Calle Misteriosa, por Títeres El Telón de Magali Gómez, Enrique Di Mauro, en el Auditorio a las 15; en el patio interno, a las 16, RequeteMuévete, juego para niños auspiciado por Fundación ARCOR; en el Auditorio a las 17, Cuando cuento cuentos Narración por Marisa Maccagno y Luis Pecha; y en el living de letras, a las 18, narración oral y música en Te cuento lo que vi por Claudia Righero, Fede Dragon. Todo esto en Av. Poeta Lugones 401, actividades gratuitas.
Muy cerca de allí, el Museo Emilio Caraffa (Av. Poeta Lugones 411) está mostrando los martes, miércoles y jueves a las 11 y a las 15, Homenaje a un pintor del cosmos, de Eduardo Giusiano, actividad cultural diseñada especialmente para estimular la observación y la producción gráfica de los más pequeños a partir de los cinco años. Gratuito, incluye materiales y requiere inscripción previa llamando al 4343348/49 interno 215.
Sobrevolando en diagonal sobre la Av. Hipólito Yrigoyen, hasta el 511, la mirada se detiene sobre el Museo Evita Palacio Ferreyra, que ofrece de martes a domingo (hasta el 29 de julio) una nueva edición de Tiempo de Aventuras, la propuesta artística para niños y niñas que invita a observar, experimentar y reflexionar sobre el acervo cultural y el rol de los museos, desde una perspectiva lúdica. El Museo es percibido como un lugar de creatividad, de conocimiento y de aprendizaje. De 10 a 19.
A corta distancia el drone encuentra el Paseo del Buen Pastor (Hipólito Irigoyen 325), donde hasta el jueves hay doble función, a las 15 y a las 17, de Mi amiga la oscuridad, en la Sala de los espejos donde niños y niñas desde los 4 años podrán asistir a la propuesta de Teatro Ciego, un viaje a bordo de la imaginación. Nescius y Positivín, dos simpáticos personajes, les enseñarán que la Oscuridad es una artista, que permite imaginar las cosas más impensadas y vivir las aventuras más increíbles utilizando los sentidos. El precio de las localidades es de $ 300.
Volviendo sobre su propio vuelo, el insecto electrónico recorre como un suspiro la Av. Concepción Arenal hasta topar con Pablo Ricchieri, donde al 1955 se encuentra el Teatro Ciudad de las Artes. Allí hay a las 15 una función de Corazón de Tunga Tunga, obra en la que Tito y su abuelo Tazo charlan sobre los mitos y leyendas cordobeses. La pelada de la cañada pone el toque de terror, Jerónimo Luis recita de forma etérea; y el Gaucho Argentino llega con sus cosechas para proveer a la verdulería más filantrópica del mundo. Platea general $ 190.
En la misma sala hay función a las 17 del espectáculo musical Ceci Raspo a La Carta, en el que la compositora, cantante e instrumentista y su banda ofrecen un concierto con formato original y un lenguaje divertido y espontáneo, a través de juegos, cuentos, rimas y más el cancionero argentino y latinoamericano de hoy y siempre. Platea general $ 170.
Y la jornada en el Teatro Ciudad de las Artes todavía cobija a las 18 al musical Pinocho y su amigo el Grillo. El personaje ya no es un muñeco de madera, y cuando intenta junto a su padre Gepetto escribir las aventuras compartidas, aparece el farsante Tragafuego. Platea General $ 200.
Atraído por la programación infantil, la mirada del drone se desplaza en segundos al centro de la ciudad, frente a la plaza San Martín, donde el Teatro Real presenta hoy a las 17.30 Caperucita, El Lobo y la Abuela Feroz, una propuesta del Grupo Muttis que reintepreta la historia de la niña vestida de rojo, quien ya no puede atravesar el bosque para llegar hasta la casa de su abuela, ya que los Tumba Árboles han hecho su tarea para dejar lugar a un barrio privado. Caperucita, la abuela y el único lobo sobreviviente, deberán evitar que el bosque desaparezca por completo. Dirigida por Marina Abulafia. Entrada $ 170.
Volviendo hacia el centro a velocidad de un aparato teledirigido, el drone sobrevuela el Centro Cultural España Córdoba, en Entre Ríos 40, donde niños y niñas pueden asistir a funciones teatrales. Hoy a las 17 se pone allí la obra Romina Hood, con un bono artistas de $ 150.
La siguiente parada del ojo volador es en el área peatonal, sobre el Espacio Cultural Museo de las Mujeres (Rivera Indarte 55), que organiza actividades culturales infantile hoy a las 15.30 y a las 17.30. Se trata del Taller de Escultura Encastres, actividad para niños y niñas de entre 6 y 12 años a cargo de Alina Sánchez. Se trabaja con relación a la muestra de Fátima Pecci Carou. Entrada gratuita, inscripción previa llamando al 4297716.
Antes de abandonar la zona, el drone se corre hacia el noreste y se detiene en la esquina de La Rioja y Urquiza, donde encuentra La Casa del Títere (La Rioja 400). Allí un sinfín de muñecos cobrarán vida en el marco del XXI Festival Entre Guantes y Manoplas, en funciones a las 16.30 y 18.
Y acelerando en el cielo, nuestro aparato volador va raudo hasta barrio Pueyrredón, al Teatro La Chacarita que está en Jacinto Ríos 1449, donde se desarrolla el Festival de Invierno organizado por la Fundación x el Teatro, y allí a las 16.30 el piberío puede ver la obra Pérez/Gil. Piratas, una propuesta del grupo Marina Abulafia Producciones. La entrada general es de $ 130, menores de 2 años no pagan.



Dejar respuesta