Mestre busca abrir sesiones con la basura adjudicada

La venta de la empresa de Nicolás Caputo es otro indicio más que apunta a que Lusa y Cotreco terminarán obteniendo la concesión definitiva del servicio.



Por Yanina Passero
[email protected]

mestreComo el común de los mortales, el intendente Ramón Mestre fijó sus desafíos para el nuevo año. Desde que retomó la actividad en el Palacio 6 de Julio, tras sus vacaciones, el radical dedica el mayor esfuerzo a mostrar su faceta de “gestor”. Casi a diario, corta cintas de pequeñas obras o supervisa el avance de otras de mayor envergadura y dedicación de recursos.
Con la alegría de quien presenta una obra faraónica, Mestre inauguró ayer el paso nivel en barrio Yofre y el adoquinado de una de las arterias de Spilimbergo Norte. Se trata de pequeñas piezas del “Tetris” urbano, la base sólida en la que se apoyará para lanzarse a la carrera por la gobernación en 2019.
Un rubro en el que todos los intendentes de turno pueden encontrar fracasos parciales o totales, como lo es el servicio de higiene urbana, se encuentra entre las prioridades del nuevo ciclo. Otra vez.
En marzo del año paso, en la apertura de sesiones ordinarias del Concejo Deliberante, Mestre resolvió volver a empezar. En la lista interminable de anuncios de obras y planes, hubo un párrafo dedicado a un pilar de su primer mandato que se derribó apenas comenzó a plantarse: la licitación del servicio de higiene urbana de la ciudad. El primer llamado licitatorio sería cancelado y el barrido manual sería responsabilidad del ESOP.
En poco más de un mes, Mestre prometerá a los vecinos un año de obras en niveles similares al que pasó. Pero espera saldar una deuda pendiente: la concesión definitiva del servicio de recolección mecánica de residuos o, en el peor de los casos, el inminente cierre exitoso del proceso.
En concreto, los funcionarios de Servicios Públicos liderados por Julio Waisman finalizaron la etapa del estudio de la oferta técnica de las tres oferentes: Lusa, Cotreco y Solvi-Caputo. Las participantes tendrán hasta el 5 de febrero para presentar la información complementaria requerida por el equipo municipal, evacuar dudas o incoherencias.
Si responden exitosamente a las observaciones planteadas, la Municipalidad dará inicio formalmente la etapa de preadjudicación. Cinco días más aguardará el poder concedente para receptar potenciales impugnaciones que, de no suceder, habilitaría al intendente Mestre a firmar el decreto de preadjudicación.
Confían en que a mediados de febrero quedará inaugurada la instancia de análisis de la oferta económica, la más riesgosa y políticamente polémica. Fijaron un tope a las expectativas empresariales en el Presupuesto 2018: 3.590 millones debe costar al municipio el paquete completo de Higiene Urbana. Esto es, recolección, barrido, tratamiento y deposición final.
Con viento a favor, entre el 15 y 20 de marzo estaría finalizada la etapa para la regulación definitiva de las concesiones, afirman desde la cartera responsable. Si los plazos se verifican, el mandamás de la ciudad estaría en condiciones de dar su primer discurso público del nuevo período legislativo con buenas noticias.
Desprendimiento
Otra de las novedades que arroja el proceso de licitación de la basura llega de la mano de las operaciones de una de las participantes, la dirigida por el empresario Nicolás Caputo.
El hombre a quien el presidente Mauricio Macri considera su «hermano de la vida», vendió el 82,32% de su compañía constructora Caputo SA a TGLT, en una operación por u$s109 millones. Según informaron en el mismo comunicado, el comprador realizará una oferta pública por el 17,68% restante, según informaron en un comunicado. La compradora no estaría interesada en explotar servicios por lo que se presume un potencial desinterés en la basura de Córdoba.
La noticia fue leída en el arco empresarial de Córdoba y municipal como otra variable más que se suma a la apreciación general que marca que serán Lusa y Cotreco las firmas que explotarán la recolección por ocho años más. No debe olvidarse que Solvi, asociada de Caputo en la actual licitación del servicio, estaría siendo investigada en Brasil en el marco de la reconocida causa Lava Jato.



Dejar respuesta